eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Los médicos se suben a la ola de la equiparación de sueldos para salir a la calle

Los profesionales públicos piden este miércoles la "homologación" de retribuciones: dos médicos similares pueden tener sueldos casi un 50% dispares según donde ejerzan, calcula la Confederación de Sindicatos Médicos

País Vasco paga más a sus doctores al inicio y al final de sus carreras. Andalucía, Galicia, Asturias ocupan los últimos puestos. Para los veteranos, Baleares, La Rioja o Canarias se quedan 500 euros por detrás de Euskadi

El anuncio del ministro Cristóbal Montoro de que igualaría las nóminas de policías y guardia civiles con las fuerzas autonómicas moviliza a otros colectivos

- PUBLICIDAD -
Nueva marea blanca en defensa de la sanidad pública / EFE

Nueva marea blanca en defensa de la sanidad pública / EFE

Los médicos de la sanidad pública se han subido a la ola de reivindicaciones que pide que los salarios de funcionarios estén equiparados. Este miércoles se concentran en Madrid para acudir juntos al Congreso de los Diputados y reclamar una "homologación" de retribuciones. Dos médicos de similares características pueden tener sueldos casi un 50% dispares, en función de donde ejerzan, según recopiló la Confederación Española de Sindicatos Médicos.

La espita la abrió el ministro de Hacienda Cristóbal Montoro al  garantizar la equiparación de sueldos de policías y guardias civiles con las fuerzas de seguridad autonómicas: "La nómina estará completamente igualada" y a costa de los presupuestos, dijo en febrero pasado. Ahora, los médicos del Sistema Nacional de Salud consideran inaceptable que una especialista al inicio de su carrera pueda cobrar 1.800 o 2.600 euros al mes en función de la comunidad autónoma.

"Después de mucha formación, esfuerzo y tiempo, si el médico tiene suerte y consigue trabajo, tendrá unas retribuciones que varían mucho de unas comunidades a otras", explican en CESM.  Su secretario general, Francisco Miralles, habla de "agravio comparativo" que profesionales que tienen formación y función parecida tengan retribuciones diferentes.

Tablas salariales según región

La brecha en las tablas salariales se ha  extendido por toda la función pública española. Por ejemplo, los maestros y profesoras varían entre un 20% para Primaria y un 28% para la Secundaria si se enseña en una región u otra, según analizó el sindicato UGT. El País Vaco paga mejor. Por abajo están Madrid, Aragón o Andalucía.

Un patrón parecido de desigualdad territorial se reproduce, desde luego, en los hospitales y centros de salud. Sin embargo, en el caso de las batas blancas, el panorama es más complejo. El salario tiene al final una lista de variables que no permiten un mensaje simple: influye la experiencia de la doctora, el destino que tenga, la función específica, si ejerce en exclusividad… y las guardias que haga cada mes. Todo eso complica la composición de la nómina definitiva.

Aun así, el panorama general muestra que los facultativos más recientes en Euskadi y Murcia pueden ganar más de 2.600 euros por los 1.800 de Andalucía, Galicia o Asturias. Sin embargo, cuando avanza la carrera profesional en el sistema público la situación territorial cambia. Los doctores al final de su carrera (más de 55 años) en el País Vasco siguen percibiendo mejor sueldo (más de 3.500 euros netos) pero Murcia, Canarias, Baleares, La Rioja o Asturias se quedan casi 500 euros atrás cerrando el ránking. En el s istema público de sanidad ejercen algo más de 116.000 médicos y médicas, según los datos del Ministerio de Sanidad.

Además de la equiparación, los médicos intentan llamar la atención sobre la "precariedad" en la que, dicen, están ejerciendo la profesión. La Organización Médica Colegial, que ha apoyado la movilización, calcula que la "pérdida de 10.000 médicos durante los años de la crisis" está deteriorando la asistencia sanitaria española: "La Unión Europea va a terminar sancionando por esta circunstancia". Los médicos atribuyen a esta circunstancia los embudos de la lista de espera diagnóstica o quirúrgica o la multiplicación de citas en Atención Primaria que reduce el tiempo de atención en la consulta.

La Asociación de Facultativos Especialistas de Madrid (Afem) insiste en que "nosotros no hemos sido los culpables de la crisis económica. Los pacientes tampoco", para luego subrayar la "sobrecarga de trabajo continua" y las prácticas "mafiosas en nuestros propios contratos" que padecen.

Hace unas semanas, el 9 de marzo, un juzgado madrileño planteó una cuestión previa al Tribunal de Justicia Europeo para que decidiera sobre el uso de contratos temporales sucesivos para cubrir puestos permanentes de médicos en la sanidad pública de la Comunidad de Madrid.

En septiembre de 2016, la misma Corte declaró ilegal esa práctica para el caso de una enfermera que empalmó contratos durante cuatro años. El sindicato médico Amyts ha convocado jornada de huelga en la Comunidad de Madrid este 21 de marzo unida a la movilización general. La convocatoria se repite el 6 de abril. En Murcia también hay paros este miércoles.

Déficit de doctoras

El sindicato CCOO ha calculado que hará falta 50.000 médicos en siete años para paliar la pérdida de profesionales a gran escala que va a imponer la jubilación médica. La reposición de médicos se ha visto complicada por las cortapisas que impuso el mismo Montoro en sus planes de ajuste que hacían más difícil cubrir las bajas de los profesionales que se retiraban. Las trabas llegaron incluso a aquellos que pretendían alargar su vida laboral más allá de los 65 años. Lo único que importaba era el ahorro.

Casos paradigmáticos se vivieron en la sanidad madrileña dirigida por Javier Fernández Lasquetty que obligó a retirarse a profesionales a pesar de su intención de seguir sirviendo. El plan del Gobierno madrileño del PP era ahorrarse 60 millones de euros en un lustro con esta política. Ahora llegan algunas consecuencias de esa política.

La t asa general de médicos en España está en 3,8 doctoras por 1.000 habitantes. Supra la media europea situada en los 3,6. Pero ahí se incluyen también las profesionales del sector privado. El déficit se deja notar y está extendido ya que el Ministerio de Sanidad admite que hay un problema y el Consejo Interterritorial de Salud de noviembre pasado aprobó la formación de un grupo de trabajo para estudiar, precisamente, esta circunstancia a petición de los representantes autonómicos.

Así que las palabras de Montoro se le están volviendo en contra. El  ministro habló de mejorar los sueldos de los funcionarios un 1% pero lanzó el mensaje de que sí iba a poner el dinero para que las fuerzas de seguridad subieran más en un plan de tres años. Los sanitarios consideran que también es su turno para "recuperar el poder adquisitivo perdido" que aseguran que se ha derrumbado "un 25%" desde el año 2009.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha