eldiario.es

Menú

UGT y CCOO coinciden en que el Hospital Virgen de la Luz está obsoleto

Alertan de que el servicio de Oncología está falto de espacio, lo que obliga a que a veces los pacientes tengan que recibir quimioterapia en sillas pupitre

También apuntan falta de espacio en la sala de rayos y en muchas oficinas, con espacios separados por mamparas y una calefacción “precaria”

- PUBLICIDAD -
Hospital Virgen de la Luz de Cuenca / Las Noticias de Cuenca

Hospital Virgen de la Luz de Cuenca / Las Noticias de Cuenca

Los sindicatos UGT y CCOO coinciden en que el Hospital Virgen de la Luz de Cuenca se ha quedado pequeño y obsoleto y se muestran favorables a la construcción de uno nuevo, especialmente en UGT, donde además hacen hincapié en que el nuevo centro planeado no entrará en funcionamiento hasta dentro de cinco o seis años, cuando “ya estará aún más deteriorado”. Mientras, en CCOO lo que sí demandan es información sobre “cómo se va a financiar” al entender que se trata de una infraestructura que necesita de un inversión elevada.

Rubén Paz, de UGT, reconoce las “necesidades técnicas” que padece el Virgen de la Luz, por lo que considera que si no se construyera uno nuevo sería necesario la ampliación del actual, un trabajo que, según advierte, también necesitaría de una gran inversión. Entre otras cosas, recuerda que el servicio de Oncología está falto de espacio, un hecho que no hay que olvidar que, en los días de mayor demanda, obliga a que determinados pacientes tengan que recibir la sesión de quimioterapia en una especie de sillas pupitre, en vez de en los sofás,  una práctica que muchos consideran “indigna”.

A esto añade que las Urgencias “nunca han sido funcionales”, al estar “mal estructuradas”, pues al contrario que en otros hospitales, donde el servicio se extiende a lo largo de un pasillo “donde todos trabajan para todos”, aquí el espacio está separado en habitaciones, lo que hace que “no haya interconexión” entre unas y otras, ni entre los profesionales que las atienden, lo que “complica llegar a todo con las limitaciones de la plantilla actual”.

Por su parte, Yolanda Miranzo, de CCOO, tiene también claro que el Virgen de la Luz se ha quedado “desfasado, con muchas carencias” y que “conforme está ahora necesita un buen repaso”. También, que reformar el actual tendría “sus desventajas” y sería necesario una inversión “potente”. A los servicios que se han quedado pequeños en el Virgen de la Luz citados por Paz añade la falta de espacio en la sala de rayos y en muchas oficinas, con espacios separados “por mamparas” y una calefacción “precaria”, pues “hace frío en invierno y calor en verano”. Lo mismo sucede a su entender con los locales sindicales.

En cuanto al empleo que se propiciará, en CCOO lo valoran pero consideran que no deja de ser “un parche para la economía”, ya que este desaparecerá construido el centro. “Lo que hace falta es atraer industria”, opina Miranzo, también algo crítica con la ubicación, en un terreno a un kilómetro y medio de la Ronda Oeste que obligará a buena parte de los usuarios a desplazarse en coche o transporte público.

Gestión del nuevo Gobierno

En cuanto a la gestión sanitaria llevada a cabo hasta la fecha por el nuevo gobierno regional, las dos formaciones destacan, en primer lugar, el clima de “diálogo” propiciado por el nuevo equipo directivo. “Que haya diálogo, que escuchen a los profesionales las demandas que estos hacen es un  paso muy importante, lo que hace que demos al nuevo equipo un voto de confianza”, apunta Miranzo, quien, eso sí, sí cree que las gestiones van “más despacio” de lo deseable.

Desde UGT entienden por su parte que “lo que tampoco se puede pretender es que en cuatro meses se arregle lo que se desarregló en varios años”, y valoran, entre otras mejoras, el anunciado nuevo TAC y la unidad de hemodinámica. Esta última, una “reivindicación de hace muchos años”, la considera especialmente indispensable pues el Virgen de la Luz registra “una casuística suficiente” de personas con infarto de miocardio que requieren de un cateterismo de urgencia, algo que se ofrece “en todos los hospitales modernos” menos en Cuenca, lo que hace que los usuarios tengan que ser desplazados a Albacete o Toledo, “perdiéndose un tiempo importante, pues cuanto más se retrase en destaponar una arteria, el músculo cardiaco es menor y ya no se recupera”.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha