eldiario.es

Menú

Cultura & tecnología

Roma no se ve bien bajo su nueva luz

- PUBLICIDAD -
Roma no se ve bien bajo su nueva luz

Roma no se ve bien bajo su nueva luz

La iluminación led que va progresivamente sustituyendo a la tradicional en el centro de Roma enfurece a ciudadanos y colectivos de la capital italiana, que tratan de frenar esta nueva luz que consideran "espectral" y "de cementerio".

El consejo del municipio I (centro de Roma) aprobó hoy un acta en el que reclama parar el plan de instalación de las 186.000 luces led que en los últimos meses se están ubicando en el centro de la ciudad, un cambio que en algunas ocasiones afecta solo a las bombillas y en otras a la farola en su totalidad.

Unas farolas que ahora por las noches irradian una luz demasiado blanca, acabando con las tradicionales tonalidades otoñales y cálidas de la ciudad, sustituyéndolas por unos colores "fríos" y "de cementerio", dijo a Efe la consejera municipal Nathalie Naim.

Naim se lamenta además de la poca claridad administrativa que existe en torno a estos cambios y es que la Superintendencia del Ayuntamiento de Roma no ha controlado ni gestionado este plan que en ningún momento se ha puesto en debate ante la opinión pública.

La instalación de las nuevas luces partió del proyecto de reestructuración de la iluminación de la ciudad con motivo del Año Santo Extraordinario de la Misericordia (entre diciembre de 2015 y noviembre de 2016) que fue confiado al ente nacional multiservicios Acea, que hasta el momento ha instalado 70.000 led en Roma.

Estos led pretenden acabar con el efecto "otoño eterno" de las noches romanas y reemplazarlo con "la misma tonalidad y gradación de la luna", según la propia empresa.

Acea afirma que los led supondrán un ahorro de casi 19 millones de euros (20,2 millones de dólares) al año, con un reducción del consumo del 55 %, y aunque los vecinos del municipio aceptan este ahorro creen que podría darse también con una luz de menor temperatura, de 2.500 grados kelvin en vez de los 4.000 y 3.600 que Acea tiene en programa.

"No se pone en duda el ahorro energético (...), pero se podría evitar este daño enorme al valor de Roma, que vive gracias a su belleza", agrega Naim, que critica que el plan "no ha tenido en cuenta el valor histórico, artístico y cultural" de una ciudad cuyo centro histórico es Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.

Tras la aprobación del acta, Naim considera que ahora toca a la Superintendencia, órgano periférico del Ministerio de Bienes Culturales de Italia, pronunciarse sobre un tema cuya oposición cada vez es mayor.

Además, en las últimas semanas se han producido diversas protestas por parte de asociaciones nacionales como Italia Nostra y el Fondo Ambiental Italiano, y una marcha de vecinos en el céntrico barrio de Monti.

También personalidades del mundo del espectáculo como los actores Alessandro Gassmann o Monica Guerritore han hecho visible su protesta con mensajes en las redes sociales.

Al cambio de bombilla se suma la renovación de parte de las farolas, que suponen una imagen representativa y simbólica de la Ciudad Eterna.

Un ejemplo son las "lanterna Roma" (faroles Roma), presentes en las calles del centro de la ciudad desde inicios del siglo pasado y que en algunos casos están siendo sustituidas por otros "adaptados a campos deportivos o almacenes", en opinión de Naim.

Por su parte, el consejero nacional de Italia Nostra Oreste Rutigliano también se queja en declaraciones a Efe de "la excentricidad de una política que no existe, de una tutela que no está siendo hecha por nadie", en referencia a la Superintendencia.

Rutigliano describe la luz led como "espectral, propia de una morgue", y se lamenta de que estén sustituyendo "4.000 faroles Roma con bombillas desnudas y crudas, horribles a la vista".

Mientras, se preparan nuevas marchas de vecinos en otros barrios centrales afectados por el cambio de luces.

Unas luces que, según Naim, provocan situaciones de inseguridad, pues ya ha recibido quejas de varios conductores deslumbrados por las nuevas farolas y de vecinos que se lamentan de no poder reparar en los boquetes mientras caminan.

Jaime Castro García

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha