eldiario.es

Menú

Una revolución para superar la "falta de credibilidad y confianza" en el Servef

María José Mira, de la Conselleria de Economía Sostenible, quiere refundar el servicio valenciano de empleo, que apenas gestiona el 1% de los contratos pese a tener 1.400 trabajadores

- PUBLICIDAD -
María José Mira, en el centro, en las Corts Valencianes.

María José Mira, en el centro, en las Corts Valencianes.

"La falta de credibilidad y confianza en el Servef es brutal. Solo un 1% de los contratos que se llevan a cabo en la Comunitat Valenciana se vehiculizan a través del" servicio valenciano de empleo y formación. La crudeza del diagnóstico no es de la oposición, sino de María José Mira, secretaria autonómica de la Conselleria de Economía. El instrumento de la Generalitat para formar y emplear trabajadores no funciona, aunque tiene 1.400 empleados y, en 2016, un presupuesto de 300 millones de euros, un 16% más que en 2015. El Servef supone la primera partida de gasto en la Consellería de Economía.

Distribución de los recursos humanos y los presupuestos de la Conselleria de Economía Sostenilble.

Distribución de los recursos humanos y los presupuestos de la Conselleria de Economía Sostenilble.



En consecuencia, la número dos de la Conselleria de Economía Sostenible ha diseñado un plan -con varias medidas de choque- para “la refundación del Servef”, que de entrada se beneficiará de un “cambio de denominación e imagen corporativa”. Más allá de las apariencias, Mira, en una comparecencia en las Corts Valencianes, se ha comprometido a darle la vuelta al servicio. Necesidad parece que hay: Hace dos años ofertaba 663 empleos con 723.000 personas en paro, según la EPA. 

Según los datos que ha proporcionado Mira en el parlamento autonómico, el mercado de trabajo valenciano requiere una terapia de shock. El 25% de las personas, el doble que en 2009, están en hogares con riesgo de pobrez; la tasa de paro de los valencianos menores de 25 años se sitúa en el 44,6%; el 91,8% de los contratos de 2015 son de carácter temporal y el 27,9% de los asalariados tiene un contrato temporal. El 18% de los ocupados, 338.400, trabaja a tiempo parcial. Y según las últimas cifras oficiales del INEM, hay 476.842 parados.

Ante la dramática situación y la aparentefalta de eficiencia del Servef, éstas son algunas de las medidas de la Conselleria de Economía Sostenible presentadas por Mira.

  • Avalem Joves. “Un plan de choque para atender la situación especial de los jóvenes en el mercado laboral que se instrumentará en colaboración con otros agentes; movilizando casi 200 millones euros y favoreciendo la empleabilidad de hasta 80.000 jóvenes. 
  • Impulso a la red de centros propios de formación, ampliando horarios de apertura, mejorando la selección del profesorado y adaptando “la oferta formativa a las necesidades reales de empresas y personas desempleadas”.
  • Intensificar la atención personalizada con más orientadores destinados al seguimiento de demandantes de empleo así como a la realización de itinerarios personalizados de inserción. Al estilo danés: medidas reales que permitan un verdadero acompañamiento al desempleado en su búsqueda de empleo y dote de “autonomía futura a las personas usuarias”.

Estos grandes ejes de trabajo, entre otros, irán trufados de otras medidas transversales en sintonía con el Acord del Botànic: Generar nuevas oportunidades de empleo y formación para los jóvenes; favorecer la aportación de talento de los jóvenes a las pymes y al tercer sector, las empresas sin ánimo de lucro. Facilitar el retorno de los jóvenes emigrados. Contribuir a la implantación de un nuevo modelo productivo mediante el compromiso social de las organizaciones (implicación en la inserción laboral de personas con especiales dificultades, apoyo al tejido productivo local, apuesta por la sostenibilidad...).Todo ello, con "diálogo social".

Sobre el papel, las propuestas de Mira son irreprochables. Otra cosa es conseguir que, de una vez, los casi 1.400 trabajadores del Servef sean capaces sacar provecho de los 300 millones de euros a su disposición. No será fácil. Además de apelar a la "coo-petitividad [competitividad basada en la cooperación] en las pymes valencianas" y "el fomento del emprendimiento" -otros dos lugares comunes con los que nadie puede estar en desacuerdo- habrá que atender a los resultados. Al menos, la secretaría autonómica parece dispuesta a que se revise su gestión.

"Ahora bien, más recursos per se no significa mejor calidad en los servicios. Hay que evaluar. Porque hasta ahora se han dedicado recursos sin conocer el impacto generado. A lo largo del año que viene tenemos previsto efectuar un estudio de impacto económico y social de las políticas activas de empleo". En un año, tal vez, sabremos los resultados de la revolución Servef.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha