eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

La catedral de Santiago abre su Puerta Santa en el Año Jubilar Extraordinario

- PUBLICIDAD -
La catedral de Santiago abre su Puerta Santa en el Año Jubilar Extraordinario

La Catedral de Santiago abre su Puerta Santa en el Año Jubilar Extraordinario

La catedral de Santiago, que preside la Plaza del Obradoiro, ha vivido hoy una estampa poco habitual, con la apertura, cuatro minutos antes de las cinco y media de la tarde, de la Puerta de la Misericordia, el nombre que recibirá la llamada Puerta Santa en el inicio del Año Jubilar Extraordinario.

Fue el arzobispo Julián Barrio el que, con una llave que dio una única vuelta, se ocupó de esta misión, a las 17:26 horas, momento tras el cual ya empezaron a tocar las campanas, en concreto, el repique francés, un sonido que no se escucha en la capital gallega, meta de todo peregrino, desde finales de la década de los setenta.

El acto religioso celebrado en la capital de Galicia se produce cinco días después de que el papa Francisco inaugurase el Jubileo Extraordinario de la Misericordia con la apertura de la Puerta Santa de la basílica de San Pedro.

Una de las peculiaridades del evento de esta tarde es que la Puerta Santa se ha abierto con una llave de gran tamaño y no ha sido golpeada tres veces con un martillo de plata como marca la tradición en el Año Santo.

Pero también la ceremonia de hoy se ha diferenciado de la tradicional, pues tampoco se ha echado abajo el muro que protege el simbólico acceso cuando concluye un Año Santo.

El Jubileo Extraordinario de la Misericordia concluirá el 20 de noviembre de 2016 y, de no ser por esta efeméride, la Puerta Santa volvería a abrirse en el próximo Año Xacobeo, que es en 2021, pero la convocatoria auspiciada por el Papa Francisco ha propiciado un acto como el de hoy, en un ritual, con procesión incluida, que ha marcado notables distancias con el que se vive en cada Año Santo, pues este domingo el cortejo ha sido, por ejemplo, mucho más sobrio.

La procesión salió al exterior del templo por la puerta de Platerías y se encaminó hacia la de la Misericordia, al pie de la cual el arzobispo ha dicho: "Abrid las puertas de la justicia, entraremos para dar gracias al Señor", "por ella entramos para obtener misericordia y perdón".

El llamamiento a que la sociedad no podrá ser jamás "humana" sin misericordia, vista como "fuente inspiradora de justicia social", y la invitación a no mirar superficialmente al mundo, amenazado por la idolatría del dinero, las guerras y la contaminación, han sido los mensajes que han centrado la solemne y sencilla ceremonia litúrgica.

Ésta ha contado en la ciudad compostelana, que esta jornada es un auténtico hervidero de gente, con la asistencia, entre otros, del presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, y de los ministros de Educación, Cultura y Deporte, Íñigo Méndez de Vigo, y de Fomento, Ana Pastor.

Quien no ha asistido esta tarde a la homilía ha sido el alcalde de Santiago, Martiño Noriega, de Compostela Aberta, que manifestó en su momento que "por coherencia" no debía acudir a la apertura de la Puerta Santa para delimitar así los "espacios" civil y religioso.

El arzobispo de Santiago, Julián Barrio, ha animado a compartir "solidariamente los propios bienes con el prójimo" y a practicar la justicia "en la recaudación de los impuestos", así como a "ser moderados en el ejercicio del poder" y a mantener en todo momento "un compromiso moral y social".

"Nuestro mundo no está como para alegrarnos. Nuestra sociedad afronta mil problemas: economía de la exclusión, idolatría del dinero, inequidad que genera violencia, pesimismo estéril, mundanidad espiritual, guerras, contaminación y cambio climático, deterioro y degradación social, injusticias", ha explicitado.

Y ha pedido monseñor Barrio que en este Jubileo de la Misericordia se actúe "ante la miseria bajo todas sus formas".

La actitud misericordiosa, más allá del sentimentalismo, es una "prueba de autenticidad", especialmente con los más necesitados, ha enfatizado.

La apertura de la Puerta Santa de la Catedral compostelana es también un hecho histórico pues sólo en dos ocasiones anteriores se produjo sin que el 25 de julio coincidiese en domingo: en 1885 con motivo de la aparición en el templo de los restos del Apóstol Santiago, y en el año 1938 debido a la Guerra Civil.

Las catedrales de Lugo, Ourense, Mondoñedo y Tui han abierto hoy, igualmente, sus puertas santas, así como lo han hecho otras ermitas significativas ubicadas en la Comunidad gallega.

A partir de este domingo y hasta el 20 de noviembre de 2016 se podrá acceder a la basílica compostelana atravesando esta simbólica entrada que permanecía tapiada desde el 31 de diciembre de 2010 a la conclusión del último Año Santo.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha