eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Diputados "tories" quieren forzar una votación sobre el referéndum de la UE

- PUBLICIDAD -

Varios diputados conservadores británicos se mostraron hoy dispuestos a forzar una votación parlamentaria acerca de la convocatoria de un referéndum sobre la UE, al no haber incluido el Gobierno este asunto en su programa legislativo.

Algunos "tories" euroescépticos no ocultaron su descontento de que en el programa legislativo del Gobierno del conservador David Cameron, leído ayer por la reina Isabel II en el Parlamento, no se mencionara la intención del Ejecutivo de preparar la legislación que diera luz verde al referéndum.

El primer ministro ha prometido convocar un plebiscito sobre la permanencia o salida del Reino Unido de la Unión Europea hacia 2017 si el Partido Conservador gana los comicios generales previstos para 2015.

Tras el avance del euroescéptico Partido de la Independencia del Reino Unido (UKIP) en las elecciones locales de la semana pasada, muchos diputados esperaban que Cameron hiciera referencia en el llamado "discurso de la reina" al referéndum europeo.

En este contexto, varios diputados conservadores euroescépticos, como John Redwood, Peter Bone, Edward Leigh y David Davis, del ala dura de la formación, apoyan la presentación de una enmienda al "discurso de la reina" que sería debatida la próxima semana en la Cámara de los Comunes, según la página digital de "The Guardian".

Aunque de momento son pocos los diputados que respaldan la enmienda, el apoyo de un considerable número de legisladores euroescépticos en una votación parlamentaria puede desvelar grietas internas en el partido y poner en evidencia la debilidad de Cameron.

Algunos diputados conservadores no quieren esperar y prefieren que el referéndum se celebre dentro de dos años.

Destacados conservadores, entre ellos el exministro de Defensa Michael Portillo, considerado el "delfín" de la antigua primera ministra Margaret Thatcher, han pedido la salida inmediata del Reino Unido de la UE.

Portillo comentó hoy que los planes del Ejecutivo para modificar la relación entre Bruselas y Londres y la convocatoria de una consulta popular son una "estratagema hipócrita", al tiempo que aseguró que la UE ya "no sirve a los intereses" del Reino Unido.

Esta semana, el exministro conservador de Economía Nigel Lawson afirmó también, en el diario "The Times", que los beneficios de salir de la UE, a la que define como una "monstruosidad burocrática", serían "mayores que los costes" de esta decisión.

A raíz de estas opiniones, Cameron tachó hoy de "pesimistas" a los miembros de su partido que piden la salida inmediata de la Unión y defendió la estrategia "sensible y práctica" diseñada para convocar un referéndum en el plazo que él ha diseñado.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha