eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

DIRECTOS CONGRESO: Pleno de votación del CETA | CARNE CRUDA: Entrevista a Lorenzo Silva

Valores Éticos, la asignatura que ensalza las Fuerzas Armadas y critica la desobediencia civil

La alternativa evaluable a Religión carga contra este tipo de protestas o contra la objeción de conciencia apelando al "respeto de la legalidad"

El currículo también menciona el tratamiento de los "problemas" morales y éticos que plantean avances científicos y tecnológicos como, por ejemplo, el uso de células madre

Además, ensalza el valor de las Fuerzas Armadas

84 Comentarios

- PUBLICIDAD -
El número de becados no universitarios bajó el pasado curso en 10.772 alumnos

Valores Éticos reemplaza de alguna manera a Educación para la Ciudadanía, eliminada por su "excesiva carga ideológica".

Ya ha acabado el plazo legal para hacer recomendaciones y comentarios a los contenidos de las asignaturas que llegarán a las aulas con la LOMCE. Y entre todas las novedades que plantea el currículo, la principal es la incorporación de Valores Éticos, la alternativa a Religión. Esta asignatura está llamada de alguna manera a rescatar parte del temario de Educación para la Ciudadanía, eliminada por el Gobierno del PP por considerarla "un adoctrinamiento absurdo e inútil", según palabras del propio Mariano Rajoy.

Pero las críticas arrecian contra el borrador del programa precisamente por la misma razón. Valores Éticos formará a los alumnos "en el concepto constitucional de nación española", destacaron los periódicos conservadores al poco de conocerse el texto. Otros titulares celebraron: "El derecho a la vida se estudiará en Valores Éticos".

"Se quejaban de que Educación para la Ciudadanía adoctrinaba, y plantean una alternativa de adoctrinamiento pura y dura, en la que desde el ministerio se establece qué valores hay que aprender y cómo hacerlo", se queja José Luis Pazos, presidente de la Confederación Española de Asociaciones de Padres y Madres de Alumnos (CEAPA).

Los objetivos curriculares marcan ciertas pautas que no convencen a profesores, sindicatos o a los representantes de los padres. Por ejemplo, en lo que respecta a los derechos ciudadanos y a ciertas formas de protesta como la desobediencia civil o la objeción de conciencia, que se plantean como ejemplos de incumplimiento de deberes.

  • Comprende la importancia que tiene, para la democracia y la justicia, que los ciudadanos conozcan y cumplan con sus deberes [...], el acatamiento de las leyes y de las sentencias de los tribunales de justicia así como el pago de los impuestos establecidos, entre otros. 
  • Debate acerca de la solución de problemas en los que hay un conflicto entre los valores y principios morales del individuo y los del orden civil, planteando soluciones razonadas y fundamentadas en los valores éticos, resaltando los casos de desobediencia civil y objeción de conciencia, ya que éstos implican la desobediencia a las leyes del Estado a las que están sometidos todos los ciudadanos. 

"Lo que plantean no tiene nada que ver con la educación ética ni cívica, sino que es la forma en la que el Gobierno trata de imponer sus convicciones ideológicas", ha asegurado Paco García, portavoz de Educación de la Federación de Enseñanza de CCOO tras analizar el borrador. 

Más allá de la estructura del Estado y de los principios constitucionales, uno de los objetivos pedagógicos es que los alumnos sepan valorar el papel que juegan las Fuerzas Armadas "a favor de la seguridad y la paz".

  • Describe y estima la importancia de la misión de las Fuerzas Armadas (en el art. 15 de la Ley de Defensa Nacional), acerca de la seguridad y defensa de España y su contribución en situaciones de emergencia y ayuda humanitaria, tanto nacionales como internacionales [Valores Éticos. 4º ESO].

Los derechos humanos y las células madre

El programa se extiende sobre la Declaración Universal de los Derechos Humanos, su aplicación práctica, el respeto que se hace de ellos y las limitaciones de los Estados supeditados a este bien universal. El despliegue sobre los derechos ciudadanos es notablemente menor. Curiosamente, temas que están en el centro del debate político con la crisis se tratan de manera genérica.

  • Señala algunas de las deficiencias existentes en el ejercicio de los derechos económicos y sociales tales como la pobreza, la falta de acceso a la educación, a la salud, al empleo, a la vivienda, etc.

El de la información es otro tema que aborda el texto de una manera que ha generado críticas. "La asignatura tiende a plantear los asuntos como problemas. Y los medios de comunicación no son buenos ni malos. La información no es mala en sí misma. El problema puede estar en cómo la traslademos. Y si partimos de un discurso en el que damos a entender que todo está manipulado, lo que hacemos es trasladar a los chicos un prejuicio ideológico". 

  • También deberán reflexionar acerca del "impacto que tienen los medios de comunicación actuales en la vida moral de las personas y de la sociedad".
  • Valora la necesidad de una regulación ética y jurídica de los medios de comunicación.

Mucho más peliaguda es la forma de abordar los valores éticos en el campo de la ciencia y la tecnología. El texto plantea claramente algunos avances como "problemas". Por ejemplo, el uso de células madre o la clonación. También se refiere a la eutanasia y eugenesia como "peligros". 

  • [...] estimar la viabilidad de proyectos científicos y tecnológicos, considerando la idoneidad ética de los objetivos que pretenden y la evaluación de los riesgos y consecuencias personales, sociales y medioambientales que su aplicación pueda tener.
  • Analiza información seleccionada de diversas fuentes, con el fin de conocer en qué consisten algunos de los avances en medicina y biotecnología, que plantean dilemas morales, tales como: la utilización de células madre, la clonación, la eutanasia y la eugenesia, entre otros, señalando algunos peligros que éstos encierran si se prescinde del respeto a los valores éticos [Los valores éticos y su relación con la ciencia y la tecnología. 1º ciclo ESO].

El reemplazo de Educación para la Ciudadanía

Una de las promesas electorales de Mariano Rajoy que el ministro José Ignacio Wert ha hecho realidad es la de la eliminación de Educación para la Ciudadanía, creada por el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero. El PP se opuso a ella desde el principio por su "alta carga ideológica" e incluso apoyó a los padres que declararon a sus hijos objetores y no les enviaban a clase. Una objeción de conciencia que ahora denuestan en el texto de la asignatura que la reemplazará.

El dictamen del Consejo de Estado sobre la Ley Orgánica de Mejora de la Calidad Educativa ya advertía al Gobierno que Ciudadanía no debía eliminarse del currículo básico, porque iba en la línea de los contenidos que marcaba Europa. El Ministerio de Educación agradeció el consejo y respondió que muchos de esos contenidos iban a ser "transversales" en todas las asignaturas y que otros estarían incluidos en las nuevas Valores Sociales y Cívicos (en Primaria) y Valores Éticos (en Secundaria). 

Pero no todos están de acuerdo en que esto haya ocurrido. "En Ciudadanía se abordaban muchas cuestiones que son parte de la sociedad, de la realidad en la que vivimos, y se promovía una visión abierta y crítica para que los estudiantes analizaran y opinaran. En esta asignatura no hay rastro de pensamiento crítico", resume José Luis Pazos.

De hecho, la configuración del programa es mucho más filosófica. Probablemente para dar salida al profesorado al que le han quitado carga horaria con la reducción de horas de Filosofía, apuntan los sindicatos. "Lo que se proponen son reflexiones del pasado, de una sociedad que no se parece nada a la actual", reflexiona este representante de los padres.

Valores Éticos es, además, la alternativa a Religión, que con la LOMCE sube de categoría y se convierte en una asignatura evaluable, una histórica reivindicación de la Conferencia Episcopal Española (CEE). Precisamente estos días el portavoz de la CEE, José María Gil Tamayo, aseguraba que hay que trabajar para que la educación "no sea un mercadeo de ideologías" y la cuestión religiosa "no sea la asignatura pendiente dependiendo de las alternancias políticas".

Los objetivos de la asignatura de Religión no figuran en el borrador del decreto porque, aunque los profesores cobran de fondos públicos (unos 500 millones de euros al año), su selección y el propio currículo dependen de la autoridad religiosa competente. En el caso de la religión católica, la CEE. El programa de la asignatura que está en vigor es de 2007. 

La CEAPA forma parte del Consejo Escolar del Estado, el órgano oficial de participación de la comunidad educativa que analizará y dictaminará sobre este borrador de currículo. Pazos no tiene muchas esperanzas de que las aportaciones individuales (que podían hacerse a través de la web hasta este viernes) o las que hagan asociaciones y sindicatos vayan a reflejarse finalmente en el texto: "El ministerio ya ha enviado los currículos a las editoriales para empezar a trabajar, lo cual ya da la muestra del espíritu de consenso del Gobierno".

Esto no tiene nada que ver con la educación ética ni cívica sino con una   convicción ideológica que el gobierno trata de impulsar ", ha señalado Paco García, Portavoz de Educación de la Federación de Enseñanza de CC.OOEsto no tiene nada que ver con la educación ética ni cívica sino con una  convicción ideológica que el gobierno trata de impulsar", ha señalado Paco García, Portavoz de Educación de la Federación de Enseñanza de CC.OO
- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha