Acuerdo para impulsar la mejora genética de la oveja manchega a través de la investigación e innovación con una inversión de 900.000 euros

Oveja manchega

El consejero de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, como presidente del Instituto Regional de Investigación y Desarrollo Agroalimentario y Forestal (IRIAF) de Castilla-La Mancha, ha firmado esta mañana un convenio de colaboración con el presidente de la Asociación Nacional de Criadores de Ganado Ovino Selecto de Raza Manchega (AGRAMA), Antonio Martínez, para impulsar la mejora genética de la raza autóctona oveja manchega mediante la investigación y la innovación.

El lechal amparado por la Indicación Geográfica Cordero Manchego podría estrenarse en los mercados la próxima primavera

El lechal amparado por la Indicación Geográfica Cordero Manchego podría estrenarse en los mercados la próxima primavera

La firma se ha producido en el Centro Regional de Selección y Reproducción Animal (CERSYRA) de Valdepeñas, con la presencia del alcalde, Jesús Martín. Supone dar continuidad al ya ratificado en 2015 de manera simbólica y que seguía permitiendo esta colaboración tan imprescindible después de un periodo, de 2011-2015, donde con el cambio de Gobierno se dejó de apostar por la raza autóctona más representativa de la región.

Con este convenio se permite el mantenimiento y gestión del rebaño nacional de la raza ovina manchega y la finca ‘La Nava del Conejo’, retomándose la colaboración en pro de la mejora genética que permitirá que la raza sea capaz de producir más leche con proteína y grasa adecuadas para hacerla rentable.

De manera paralela, ambas partes se comprometen a realizar una inversión cercana a los 900.000 euros en esta finca referente nacional para la construcción de un complejo ganadero adaptado a los tiempos actuales, así como dotar de la maquinaria necesaria para la investigación en el complejo. En este sentido, el Gobierno regional está ya invirtiendo 520.000 euros para la mejora de las instalaciones cuyas obras ya han comenzado, mientras que AGRAMA aportará 300.000 euros en maquinaria. Todo con las vistas puestas en que la raza avance en la mejora genética del ovino manchego.

Martínez Arroyo ha resaltado que se trata de un importante paso, tras el que hay un proyecto colectivo en el que se encuentran cerca de 160 ganaderos de ovino manchego implicados.

Con una duración de cinco años, el acuerdo regula la colaboración de ambas entidades en el inicio y desarrollo de líneas de investigación, desarrollo, innovación y/o experimentación en temas como mejora genética, nutrición, interacción con el hábitat y cuantos se consideren de interés siendo el objetivo final la consolidación de un centro de referencia en la I+D+i de ovino manchego.

En el acto de la firma de hoy han estado además presentes, el secretario ejecutivo de la Asociación, Roberto Gallego, así como Rafael González, director del Centro Regional de Selección y Reproducción Animal (CERSYRA) de Valdepeñas, centro público de investigación adscrito al Instituto Regional de Investigación y Desarrollo Agroalimentario y Forestal (IRIAF) de Castilla-La Mancha, cuyo director, Esteban García, también ha acudido a la cita, acompañado por la delegada provincial de Agricultura en Ciudad Real, Amparo Bremard.

La finca ‘La Nava del Conejo’ es una explotación agropecuaria de 656 hectáreas, propiedad de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, un lugar único en España donde se gestiona zootécnicamente el Rebaño Nacional Manchego, un rebaño experimental de ovejas de raza Manchega, cuyo censo aproximado ronda el millar de cabezas.

Subida en el precio de la leche

El consejero, además, se ha referido hoy a la importancia de estos acuerdos sobre todo en lo que ha calificado como “tiempos difíciles” debido a la pandemia. Meses en los que desde el Gobierno regional se ha estado “al lado de los ganaderos” de ovino y caprino de carne en un primer momento, al ser los más afectados por el cierre del canal Horeca, y posteriormente trabajando para garantizar la recogida de la leche.

Ahora, ha dicho Martínez Arroyo, “toca seguir adelante” y ha puesto sobre la mesa dos noticias positivas para el sector. Por un lado, los precios de la leche de ovino manchego, la más valorada por los consumidores y necesaria para elaboración del queso manchego. Actualmente, cuenta con precios rentables situados en nueve euros hectógrado, cuantía que no se veía desde el 2016 y que se espera se mantengan de media para el año próximo.

Además, el consejero ha recordado que se ha tramitado de forma positiva a nivel nacional el expediente para la modificación del pliego de condiciones de la Indicación Geográfica Protegida Cordero Manchego para incluir el lechal, tan demandado por los consumidores. Se encuentra en fase final, a la espera de la decisión de la Comisión Europea. La venta en el mercado del lechal con el sello de la IGP redundará en beneficio de los ganaderos.

Etiquetas
Publicado el
30 de noviembre de 2020 - 17:54 h

Descubre nuestras apps

stats