Los hosteleros de Castilla-La Mancha valoran como positivo que se “salven las cenas” pero “negativo” que restrinjan los grupos a cuatro personas

Terraza cubierta de un restaurante

La Federación regional de Empresarios de Hostelería y Turismo de Castilla-La Mancha (FREHCM) ha valorado como “positivo” para el sector permitir que el cierre de los establecimientos hosteleros se mantenga a las 23 horas durante la Semana Santa, tal y como la Federación había solicitado, según ha anunciado el Gobierno regional.

Con esta decisión se facilita que el servicio de cenas pueda seguir dándose, como hasta ahora, en unas condiciones horarias ajustadas a los usos imperantes entre la sociedad española, ha señalado la Federación.

Por el contrario, los hosteleros han considera como “precipitada y negativa para el sector”  la decisión adoptada en el Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud por la que se restringe a cuatro personas no convivientes los grupos en espacios públicos cerrados.

“Precipitada, porque si la incidencia acumulada de casos en los días previos a la Semana Santa fuera inferior a la actual, ¿cómo se justificaría que ahora se permitan grupos de hasta seis personas y después con menor número de casos se limiten a cuatro? Y negativa, porque no sólo imposibilita que grupos de familiares o allegados de seis personas compartan mesa y mantel en un restaurante, sino que potencia que ese mismo grupo decida compartirlo en un domicilio, cuando está suficientemente acreditado que éste es el mayor foco de contagio”, han argumentado desde la Federación.

Por otro lado, la Federación ha pedido a la Dirección General de Turismo que ponga en marcha de forma inmediata una campaña que promocione que los ciudadanos de Castilla-La Mancha visiten y hagan turismo por la región con el fin de paliar parcialmente los efectos negativos que para el turismo tiene el cierre perimetral de todas la Comunidades Autónomas.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats