Las familias de las víctimas de Villadangos piden colocar una placa en su recuerdo en el cementerio

Varios familiares de los asesinados y desaparecidos en Villadangos, durante la exhumación de estos días

Los familiares de las personas asesinadas y desaparecidas en Villadangos del Páramo (León) han solicitado al alcalde del municipio y al presidente de la Junta Vecinal la autorización para colocar una placa que recuerde los nombres de todas las personas que fueron allí asesinadas, así como las circunstancias que las convirtieron en víctimas de la represión franquista. Su intención es que en el cementerio quede constancia de los ocurrido, según informan a través de un comunicado.

Las familias han tomado esta decisión después de que el equipo arqueológico y antropológico de la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica (ARMH) lograra recuperar los restos de diez personas de las 71 que se calcula que quedan todavía en la fosa común abierta ene el cementerio y sobre el que descansan otros fallecidos en sus panteones. “Los arqueólogos y antropólogos forenses de la ARMH han podido recuperar restos de 10 cuerpos con evidencias de los crímenes, como un cráneo con orificio de bala o trozos de proyectiles”, explican algunos de los familiares.

Tras haber comprobado los arqueólogos que la fosa encontrada continúa por debajo de dichos panteones, (donde podrían estar los 61 restantes), las familias lamentan “no haber sido avisadas en su día” para recoger sus restos cuando estos aparecieron durante las obras de ampliación, por lo que ven “pertinente el mínimo recuerdo” que puede ofrecérseles.

Las familias quieren llevar a cabo su derecho a la perpetua memoria en el lugar donde algunos vecinos “tuvieron el valor de trasladar sus cadáveres desde los lugares donde fueron asesinados para que fueran enterrados dentro del cementerio”.

El texto, presentado este jueves por la mañana en el registro municipal, refleja el deseo de colocar una placa en el cementerio de dicha villa en recuerdo de su “tíos, padre, hermano, abuelos, abuela y bisabuelos”.

Los familiares piden una placa que cuente “quiénes eran y qué les ocurrió” a las víctimas de la guerra civil como un acto de memoria histórica y una forma de “divulgar el conocimiento de lo ocurrido”.

En estos momentos, los restos exhumados en Villadangos se encuentran en dependencias de la Universidad de León, donde están siendo estudiados por la antropóloga forense Laura González, que tratará de extraer de ellos la mayor información posible-

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats