eldiario.es

9
Menú

‘Sharp Objects’ (‘Heridas Abiertas’): el laberinto de los recuerdos de Camille Preaker

La serie creada por Marti Noxon adapta la novela homónima de Gillian Flynn, autora del best seller ‘Gone Girl’

La excelsa Amy Adams da vida a un personaje difícil, atormentado y bañado en alcohol

- PUBLICIDAD -
Foto: loslunesseriefilos.com

Foto: loslunesseriefilos.com

La historia o la serie del verano, depende como la queráis denominar, ha sido la protagonizada por la gran Amy Adams (‘ La Llegada’), escudada por la fenomenal Patricia Clarkson y la joven Eliza Scanlen. Se trata de ‘Sharp Objects’ (‘Heridas Abiertas’), un relato marca HBO que ha jugado deliberadamente con nuestros cerebros durante el caluroso periodo estival.

Marti Noxon (‘ Unreal’) es el creador de esta miniserie para HBO que adapta la novela homónima de la periodista y escritora estadounidense Gillian Flynn; autora del best seller ‘Perdida’ (‘ Gone Girl’) que tuvo su adaptación cinematográfica en 2014. La dirección de ‘Sharp Objects’ la firma el canadiense Jean-Marc Vallée (‘Dallas Buyers Club’, ‘ Big Little Lies’). Una experiencia introspectiva hacia los vínculos más dolorosos que unen el pasado y el presente.

La periodista Camille Preaker (Amy Adams) regresa tras varios años a su pequeña localidad natal para cubrir los terribles asesinatos de dos adolescentes. Una vuelta que le supondrá sumergirse en aquellas experiencias traumáticas de las huyó y reencontrarse con una madre (Patricia Clarkson) neurótica e hipocondríaca. Se instalará en la vieja mansión victoriana de su familia junto a Amma (Eliza Scanlen), una hermanastra que apenas conoce, y el marido de su madre.

Foto: loslunesseriefilos.com

Foto: loslunesseriefilos.com

La localidad pequeña y rural vuelve a ser representada de nuevo para ser telón de fondo de una historia en la que la protagonista regresa para ser atrapada de nuevo por los demonios y fantasmas de su adolescencia. Se presenta la particularidad que tienen, a veces, estas micro-sociedades herméticas, depredadoras e intolerantes y cómo afectan a cada uno de sus lugareños; pero, en especial, sobre todo en la etapa más temprana cuando la vulnerabilidad es más palpable. Donde la tiranía de la imagen, los rumores, la humillación y las difamaciones son armas de doble filo. Wind Gap y, su particular folklore, es un cóctel de horrores encerrado en el laberinto mental de Camille.

Lo que se presenta como un thriller policial al uso pasa a convertirse con un intrincado thriller psicológico emplazado en la mente de Camille. Una narración cocinada a fuego lento donde pasado y presente se conectan de una forma muy íntima y estrecha. ‘Sharp Objects’ consigue poco a poco arrastrar al barro al espectador para hacerle sentir tan desorientado y extenuado como la propia protagonista. Una experiencia introspectiva que no duda en poner diferentes trampas y laberintos narrativos en un juego al que el público se verá empujado a participar.

Foto: loslunesseriefilos.com

Foto: loslunesseriefilos.com

El montaje fragmentado y juguetón de ‘Sharp Objects’, lo más especial de la serie, obedece a los caprichos de la mente y a la arbitrariedad de los recuerdos. Un laberinto tan intrincado el de Camille como la capacidad de la memoria de encerrar, suprimir, modificar reminiscencias del pasado como mecanismo defensivo contra experiencias traumáticas. El espectador, en un principio, puede sentir realmente abrumado y desorientado con esos golpes de flashback, alegorías y ensoñaciones que 'carecen' de sentido, pero que forman parte de un rompecabezas en la que todas sus piezas forman parte de un todo.

Una experiencia extrasensorial que intenta ir más allá a través de una fotografía y una atmósfera truculenta, sudorosa y tétrica. Una estética excelsa que, en algunos casos, se posiciona delante del guion. Esta es capaz de sumergir al espectador de una manera efectiva en la américa profunda sureña.

Foto: loslunesseriefilos.com

Foto: loslunesseriefilos.com

Camille Parker, el personaje que insufla de vida la extraordinaria Amy Adams -y por el que recibirá algún premio-, toma la estética, idiosincrasia y personalidad del antihéroe de manual. Una figura que vuelve estar atrapada por sus demonios donde la música es pieza clave para comprender lo que pasa por su cabeza en su particular laberinto de la memoria. La protagonista de ‘Sharp Objects’ es, quizás, lo que menos olvidaremos de esta truculenta historia. Sin embargo, la joven Eliza Scanlen, es otra las pequeñas sorpresas que trae la serie. Una gran actriz de futuro.

‘Sharp Objects’ propone una historia cocinada a fuego lento con un violento fogonazo final que pillará a más de uno a tras pies. Un laberinto narrativo que se ha convertido en uno de los éxitos del verano. Si opta por verla, sus ocho capítulos se encuentran en HBO España.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha