eldiario.es

Menú

Cultura

Las mujeres llevan el feminismo a la gala de los Goya

La alfombra roja se ha plagado de los abanicos rojos con el lema 'Más mujeres' que repartía CIMA, la Asociación de Mujeres y Cineastas. Sobre el escenario, Leticia Dolera o Carla Simón han lanzado también el mensaje

Pocos hombres premiados o entregadores han tenido demasiadas palabras para la igualdad, y el actor Arturo Valls ha comenzado la gala con polémica al afirmar que se debería "hablar más de cine, no marear con otros temas"

LISTA COMPLETA | De un vistazo, todos los ganadores de la 32 edición de los Premios Goya

22 Comentarios

- PUBLICIDAD -
Carla Simón con el Goya a mejor dirección novel

Carla Simón con el Goya a mejor dirección novel

Isabel Coixet y Carla Simón, las dos únicas directoras nominadas al premio gordo, fueron las primeras en lucir su abanico rojo con el lema #MásMujeres en la alfombra roja. Por suerte, la Asociación de Cineastas CIMA estimó oportuno destacar el problema de que en esta 32 edición de los Goya no exista ni una sola candidata femenina en ocho categorías o que, con Verano 1993 y La librería, solo sean cinco las cintas nominadas a Mejor Película escritas y dirigidas por mujeres.

Por eso, repartieron 1.800 abanicos rojos antes de la ceremonia, "rojos para llamar la atención, rojos para expresar nuestro bochorno". La idea era que se fundiesen con el rojo de la alfombra y que robasen un poco los focos a las etiquetas y los diseñadores, pero tardaron en aparecer en la gala que se celebra tras el terremoto estadounidense de #MeToo. Hasta que llegaron Coixet y Simón.

Un poco más tarde, la junta directiva de la Academia de Cine y otras actrices como Penélope Cruz y Leticia Dolera han desplegado sus abanicos también. Esta última, una de las caras más visibles de la movilización feminista del cine español, ha declarado a su paso por la alfombra roja que "todos los días son de reivindicación hasta que consigamos una sociedad igualitaria".

"Un campo de nabos feminista precioso"

La gala, que ha recibido críticas por venderse como "del año de las mujeres" pero estar presentada y guionizada por hombres, ha comenzado con un discurso de Ernesto Sevilla: "Hay que reivindicar el papel de la mujer, por eso la presento yo". Pocos minutos después, cuando Joaquín Reyes, el otro conductor, se ha paseado por el patio de butacas hablando con algunos asistentes, la propia Dolera ha definido la gala como "un campo de nabos feminista precioso".

Ese guion de la gala ha sido de las pocas referencias al alegato por más mujeres en el sector que han pronunciado hombres. Las referencias a la desigualdad en el cine han estado copadas por ellas hasta bien entrada la noche: del corte de Dolera al sencillo "vivan las mujeres" de Belén Rueda. De hecho, la reivindicación y  compromiso con la igualdad a cargo de la Academia ha estado en voz de la vicepresidenta segunda Nora Navas; la parte de Barroso, vicepresidente primero, ha sido mucho menos política y no ha tenido referencias feministas.

"Nosotras somos la otra mitad, la mitad del mundo", ha dicho Dolera cuando ha subido al escenario recitando a Lorca para entregar el Goya a Mejor Dirección Novel a Carla Simón. "Y la mitad de la imaginación", le contestaba la directora de La Novia Paula Ortiz.  La directora catalana ha terminado su discurso con un contundente "y por supuesto, más mujeres haciendo cine".  "Me has regalado un personaje femenino real, complejo", le ha agradecido luego Bruna Cusí al recibir el premio a Actriz Revelación por la película.

"A todas esas mujeres que todavía van al cine, compran entradas y hacen que todos estemos aquí", ha dicho Isabel Coixet al recibir el premio a mejor guion adaptado y agradecérselo especialmente a su madre. Se trata de una respuesta a la polémica columna que Álex de la Iglesia dedicó a las "señoras" que van al cine.

Ha tenido palabras para el tema Santiago Segura. Ha presentado el premio a mejor actor de reparto como "lo mismo que actriz de reparto pero cobrando un poquito más". "No me lío que no quiero pasarme otros 3 años sin venir", ha terminado, dando luego el galardón al compañero de Cusí en Verano 1993 David Verdaguer. Sí ha tenido palabras para la igualdad Adelfa Calvo por El Autor: "A todas las actrices con las que he trabajado, para que no pierdan la ilusión. Porque las mujeres en el cine tenemos muchas historias que contar. Que el cine, si es de verdad un arte libre, debe ser un lugar donde las mujeres y hombres trabajemos en igualdad". Luego, Julita, protagonista de Muchos hijos, un mono y un castillo ha dedicado el premio de su hijo a Mejor Documental a "todas las madres".

Antonio de la Torre: "Hay que observar la presunción de inocencia"

Antes de comenzar la gala, en la alfombra roja, muchos hombres han portado los abanicos rojos. Otros, como Arturo Valls, se han descolgado de la reivindicación de igualdad. Consideraba que la gran noche del cine español no era el momento ni el lugar: "Me gustaría que en la gala se hablase más de cine, o por lo menos de los problemas que tiene el cine, no marear con otros temas".

Antonio de la Torre, doblemente nominado a actor principal por  Abracadabra y secundario por  El Autor, ha respondido a una pregunta de TVE sobre el ambiente reivindicativo con la figura de la mujer. "Es un debate demasiado profundo como para soltar algo rápido en la tele. Pero estamos por la igualdad, por la defensa de las débiles, de las víctimas, pero también hay que observar la presunción de inocencia", ha señalado Antonio De la Torre. 

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha