La Dama de Elche provoca una tormenta política

La Dama de Elche se exhibe en el Museo Arqueológico Nacional pero se está preparando su cesión temporal para 2022

En el verano de 2017 una hormiga hizo saltar las alarmas en el Museo Arqueológico Nacional. Nadie dio una respuesta convincente a cómo se había colado el insecto en la vitrina hermética que protege y conserva el icono de la institución, en la que se han invertido casi 100 millones de euros en su reforma. La hormiga que puso en jaque las medidas de protección de la joya que no se presta ni se mueve de la sala puede quedarse en anécdota si el ministro de Cultura y Deporte, Miquel Iceta, cumple su compromiso con el alcalde de Elche, el socialista Carlos González. Este le reclamó el pasado julio la vuelta de la figura íbera para celebrar a finales de 2022 el 125 aniversario del hallazgo de la figura, ocurrido el cuatro de agosto de 1897, en La Alcudia. El desplazamiento de la Dama no es el único que está barajando el equipo de Iceta, aunque desde el Ministerio niegan que haya un plan estratégico ni una decisión tomada.

El Gobierno afirma que la Dama de Elche se queda en Madrid porque es "patrimonio histórico común" de España

Hemeroteca: El Gobierno afirma que la Dama de Elche se queda en Madrid porque es "patrimonio histórico común"

El alcalde y el ministro se emplazaron para abordar el regreso "temporal" de la Dama y hacerlo dentro de una gran exposición de arte íbero. Todos los partidos en el Ayuntamiento han apoyado la iniciativa. La condición para la entrega de la preciada pieza es adecuar el Museo de Arqueología e Historia de Elche (MAHE) y que a largo plazo la cesión sea permanente. La Dama ya estuvo temporalmente siete meses expuesta en el MAHE, con motivo de su inauguración en 2006. El nuevo plan del consistorio culminará con un acuerdo con la Universidad de Alicante para la entrega de piezas del yacimiento de La Alcudia, que complementen el busto ibérico. El movimiento aspira a alcanzar un millón de turistas para el MAHE, que tuvo en 2019 36.821 visitantes y en 2018, 41.000, tal y como informan desde el centro. En 2020, fruto del confinamiento, bajaron a 16.773 personas.

El pasado mes de abril el pleno del Consell Valencià de Cultura aprobó por unanimidad la reclamación del retorno de la Dama de Elche, con la justificación de que el MAHE cuenta con unas "instalaciones modélicas" que podrían preservar el busto "con garantía total". Sin embargo, por ahora la realidad parece distinta: este museo comparte con otros tres (Museo de la Festa, Museo de Arte Contemporáneo y Museo del Palmeral) un presupuesto a repartir entre los cuatro centros de 172.000 euros anuales. También comparten el personal: una restauradora, una conservadora, una ordenanza, un administrativo y un director (Miguel Pérez Blasco) para los cuatro museos. Desde el MAHE informan a este periódico que el Ayuntamiento ha aprobado una partida de algo más de 400.000 euros para reformar las salas 10 y 11 donde iría la pieza.

Reubicación política

La escultura del siglo IV a.C. más representativa del arte íbero y uno de los iconos del patrimonio español ha dinamitado el equipo del actual Ministerio de Cultura y Deporte. Miquel Iceta ha abierto un debate sobre la descentralización del patrimonio histórico y artístico que ha arrancado con explosión: la dimisión de la mayor experta en el Ministerio. Tal y como adelantó elDiario.es este martes, Dolores Jiménez-Blanco ha dejado su cargo como directora General de Bellas Artes tras una fuerte discusión con el ministro y su número dos, Víctor Francos. Jiménez-Blanco se ha negado a firmar el traslado de la Dama de Elche a su lugar de origen. La historiadora del arte, considerada por el sector como una de las mejores técnicas en patrimonio, tenía sobre la mesa los informes técnicos que desaconsejaban el movimiento por el delicado estado de conservación de la pieza icónica del Museo Arqueológico Nacional, donde permanece desde 1941.

Por su parte Compromís, reclama desde el año 2016 el retorno de la icónica pieza de arte íbero a "la tierra donde fue encontrada", reafirmando su petición cuando la Comisión de Cultura del Senado votó a favor del traslado a Granada de otra pieza de arte íbero, la Dama de Baza.

Desde el PSOE transmiten preocupación ante el "efecto dominó" que puede causar la devolución de un icono como la Dama de Elche. De hecho, la devolución de esta pieza no es la única reclamación, también figuran los espectaculares toros de Costitx, tres cabezas talayóticas (siglos V-III a.C.) que pasan por ser la primera gran obra de arte de Mallorca. El gobierno Balear (PSOE) planteó la reivindicación a principios de la legislatura y está a la espera de una respuesta de Cultura.

"Será muy preocupante el día después del acuerdo de devolución, porque tendremos miles de peticiones reclamando lo mismo. Necesitamos saber qué plan tiene el ministro para anticipar esta avalancha, saber dónde están los límites", explican fuentes del partido en el Congreso de los Diputados. Hay varios casos que podrían verse afectados, como la reclamación del PNV del Guernica de Picasso o las pinturas murales de Sant Climent de Taüll, en el Museo Nacional de Arte de Catalunya. El grupo socialista no niega el debate sobre la descentralización y restitución, pero prioriza la seguridad de las piezas a la salida de las mismas. "Garantizar la integridad de estas tiene un alto coste económico que hay que ver si las comunidades autónomas que las reclaman están dispuestas a pagar", añaden.

Un plan estratégico

"No podemos desmontar un museo para montar otro", explica Teresa Reyes, presidenta de ICOM en España, que celebran su 75 aniversario. "Hay que analizar cada caso, desde luego. Hay que desarrollar una estrategia para no improvisar, muy bien debatido. El problema es la politización de la custodia del patrimonio. Es muy complicado y se tiene que hablar a nivel técnico", añade. Desde ICOMOS Jordi Tresserras indica que si se va a desmantelar la colección del Museo Arqueológico Nacional y caminamos hacia un nuevo modelo museográfico, "necesitamos una estrategia bien definida, dentro de un marco legal, pero no una improvisación política".

En el PP ya adelantan que están redactando unas preguntas para que el ministro responda en sede parlamentaria ante el inesperado movimiento: "Nos ha sorprendido. No comprendemos qué persiguen este tipo de movimientos. No me consta que desde ninguna comunidad autónoma gobernada por el PP se haya reclamado una devolución", explica la diputada y portavoz de cultura de los populares, Sol Cruz. De hecho hay otros casos sonados que podrían activarse como el Bote de Zamora (también en el MAN), vendido 22 años después de la declaración de la Catedral de Zamora como monumento a proteger. También las pinturas murales de San Baudelio de Berlanga (Soria), que ahora descansan en el Museo del Prado, aunque fueron adquiridas después de su declaración en 1917.

Alberto Velasco, antiguo conservador del Museu de Lleida, está a favor de según qué restituciones. Dice que hay que estudiar cada caso porque no todos los lugares de origen están preparados para recuperar esas piezas. "Es muy complejo porque estamos sentando unos precedentes que puede ser desastroso para los museos. La Dama de Elche está bien donde está, aunque hay miles de casos y todas las situaciones son distintas. Hay que analizar caso a caso. El caso de la Dama de Elche no tiene nada que ver con la polémica de Sijena ni con el expolio colonial griego del Partenón", añade Velasco, profesor de historia del arte en la Universidad de Lleida. Advierte que sacar cualquier pieza de su lugar de conservación con informes técnicos en contra del desplazamiento sería "una falta de respeto al patrimonio y a sus conservadores".

Mientras Iceta plantea la restitución de los bienes a las comunidades autónomas, los museos europeos y norteamericanos debaten sobre la descolonización de sus colecciones y la devolución de las obras de arte que fueron robadas de sus países de origen durante el dominio colonial y las saqueadas en las contiendas. El año pasado un comité asesor del Gobierno holandés recomendó la devolución de todo artículo apropiado sin consentimiento. La experta Claire Moses escribió en ese informe no vinculante que los Países Bajos debían devolver el arte saqueado a sus antiguas colonias. En Francia un comité similar hizo una recomendación parecida en 2018 y desde entonces se ha devuelto un objeto. Con estas iniciativas se reconocen las injusticias del colonialismo y la devolución sin condiciones.

Descubre nuestras apps

stats