eldiario.es

9

La Inspección constata más de 720 horas extra al año de bomberos en Mallorca para suplir la falta de personal

La Inspección de Trabajo recoge que "la gran mayoría" de bomberos de Mallorca sobrepasó su jornada en 2018 con horas extra que se realizan de manera habitual, sin cumplir con la exigencia de excepcionalidad

La autoridad laboral destaca los casos más extremos, en los que 64 trabajadores cumplieron al menos con "720 horas extraordinarias al año" y 114 bomberos, como mínimo "480 horas"

El Gobierno de la isla afirma que están incorporando personal y que el "déficit de bomberos se produjo por jubilaciones que no se fueron cubriendo desde 2011 a 2015, sin incorporación de ningún efectivo"

Imagen de archivo de la estación de bomberes de Palma, Polígon de Son Castelló, Palma de Mallorca.

Imagen de archivo de la estación de bomberes de Palma, Polígon de Son Castelló, Palma de Mallorca. Wikimedia Commons

Más de 720 horas extraordinarias al año. Es uno de los datos que constata la Inspección de Trabajo para un grupo de bomberos de la isla de Mallorca en 2018, en concreto 64 trabajadores, en un documento al que ha tenido acceso eldiario.es. La autoridad laboral da cuenta de excesos generalizados en la jornada estipulada de la inmensa mayoría de la plantilla, que adjudica a la falta de personal. Fuentes del Consell Insular de Mallorca, el órgano de Gobierno de la isla, afirman que el déficit de bomberos viene de legislaturas anteriores y que en el último año han ido sumando efectivos hasta llegar al "100% de plazas cubiertas". 

El documento de la Inspección de Trabajo, una respuesta del pasado mayo a una denuncia planteada por el sindicato CGT, recoge que el año pasado "la gran mayoría de los trabajadores de los cuatro grupos del cuerpo de bomberos sobrepasaron la jornada laboral señalada a través de los denominados 'turnos de refuerzo' y localizaciones".

La organización anarcosindicalista denunció los hechos ante la Inspección porque consideran que estos excesos en la jornada generan problemas en varios ámbitos. Por un lado, de gasto público y, por otro, de seguridad, tanto de los propios bomberos que afrontan esta sobrecarga de trabajo como de la ciudadanía a la que protegen.

"¿Quién nos garantiza a la sociedad mallorquina que el servicio de bomberos esté preparado mental y físicamente para enfrentarse a cualquier siniestro que puedan tener con estas jornadas?", afirma a este medio Yolanda Alonso, delegada de CGT, que niega que ya se haya cubierto la totalidad de plazas vacantes en el cuerpo de bomberos. 

Los cuatro grupos de trabajadores a los que se refiere el documento de la Inspección son los gestores de emergencias (Grupo 1, once trabajadores), los bomberos conductores y cabos (Grupo 2, 198 personas), los sargentos (Grupo 3, siete trabajadores) y los técnicos de emergencia, suboficial y jefe de servicio (Grupo 4, seis trabajadores).

Aunque sus jornadas habituales –"jornada especial semanal teórica", dice la Inspección– son de 40 horas semanales en la mayoría de grupos, excepto en el Grupo 4 que es de 37,5 horas a la semana, la autoridad laboral constata que estas se excedieron en la mayoría de los casos. Por ejemplo, diez de los once trabajadores del Grupo 1 superaron esas 40 horas de trabajo semanales de media y lo mismo ocurrió con 175 de los 198 empleados que conforman el Grupo 2.

Cientos de horas extra por la falta de personal

La Inspección destaca algunos casos "en los que el recurso y abuso a los turnos de refuerzo es significativa". En concreto, señala que 64 trabajadores realizaron 30 turnos de refuerzo o más, lo que se traduce en al menos "720 horas extraordinarias al año". Por otro lado, 114 bomberos del Grupo 2 (conductores y cabos) cumplieron con 20 turnos de refuerzo o más, un mínimo de "480 horas extraordinarias al año".

La causa de estos excesos de jornada es "suplir una falta, carencia o escasez de recursos humanos del departamento del servicio de bomberos en la entidad", que según sostiene la autoridad laboral, "los propios representantes de la entidad lo han reconocido ante el Inspector actuante". 

La Inspección apunta que el Consell Insular de Mallorca infringe el acuerdo del personal funcionario el Gobierno insular, por el que las horas extraordinarias quedan relegadas a "los casos de extrema necesidad" y se apunta que "si se hacen no podrán exceder de 80 al año".  Lo hace por la elevada cantidad de horas extra, así como porque los excesos de jornada no cumplen con el criterio de excepcionalidad ("el recurso a dicho periodo de referencia anual se utiliza por la entidad de forma habitual").

La autoridad laboral también añade que, al no tratarse este acuerdo insular de una legislación laboral, la Inspección no puede catalogar los incumplimientos como infracciones en su ámbito de actuación. 

El Consell da el problema por solucionado

El Consell de Mallorca achaca la carencia de personal a la herencia de años anteriores: "Este déficit de bomberos se produjo por jubilaciones que no se fueron cubriendo desde 2011 a 2015, sin incorporación de ningún efectivo".

Fuentes del Gobierno de la isla explican que la pasada legislatura actuaron contra el problema. "En noviembre de 2016 se convoca oposición y el proceso selectivo finalizó en diciembre 2017". El balance de incorporaciones de junio de 2018 a este junio de 2019 es de 48 efectivos, aseguran: 24 primeros bomberos "se incorporaron en junio 2018", otros 17, en mayo "y ahora en junio se incorporan los otros 7".

Con estas 48 personas, el Consell da por cubiertas "el 100%" de las plazas, explican fuentes del organismo, aunque también afirman que hay "13 vacantes" que pretenden sumar antes de marzo de 2020.  

Desde CGT reconocen que el problema viene de lejos, pero denuncian que hay bomberos que opositaron el pasado año y que podrían haber sido ya nombrados para ocupar sus puestos, critica Alonso.

La Inspección de Trabajo formuló un requerimiento al Gobierno de la isla en febrero para que antes del 26 de septiembre de este año "incremente el número de trabajadores adscritos al departamento de bomberos, de forma que el recurso a los denominados 'turnos de refuerzo' se reduzca y se convierta en un recurso excepcional y no algo habitual como en la actualidad".

En CGT consideran que el número de trabajadores necesario para cumplir con la Inspección es de 60 efectivos, por lo que consideran que en septiembre el Consell no llegará a satisfacer este requerimiento. En cambio, el Gobierno insular sostiene que con los 48 bomberos que ya estarán incorporados para esa fecha se cumpliría con el "el mínimo imprescindible" que solicitó la Inspección. Fuentes del organismo añaden que el requerimiento en realidad "no tiene validez" por carecer la Inspección de competencia en esta materia. 

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha