El finiquito al ex CEO de Gas Natural dispara los pagos a los consejeros de Naturgy hasta 22,7 millones

Villaseca: Gas Natural quiere ser parte de la solución de la pobreza energética

Naturgy pagó a su consejo de administración la suma récord de 22,724 millones de euros en 2018, lo que prácticamente triplica los 7,8 millones del ejercicio anterior. La abultada cifra, recogida en el informe de gobierno corporativo que ha remitido este viernes la compañía a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), se explica por la indemnización de 14,2 millones de euros que la energética abonó a su anterior consejero delegado, Rafael Villaseca, tras su salida en febrero de 2018. En total, la empresa destinó el año pasado más de 20,7 millones de euros a indemnizaciones de su antigua cúpula, según recogen sus cuentas.

El ex consejero delegado de Gas Natural Rafael Villaseca se lleva 14.247.684 euros de indemnización

El ex consejero delegado de Gas Natural Rafael Villaseca se lleva 14.247.684 euros de indemnización

En el caso de Villaseca, el exCEO de la empresa entonces conocida como Gas Natural abandonó la compañía tras ser sustituido por Francisco Reynés, actual presidente ejecutivo de Naturgy, que asumió todos los poderes en la empresa tras la salida de la presidencia (sin funciones ejecutivas) de Isidro Fainé.

Villaseca había sido nombrado consejero delegado de la compañía en enero de 2005 y se llevó una indemnización de 14.247.684 euros brutos, de los que 10.685.736 euros correspondieron a la compensación de tres anualidades de retribución total que contemplaba su contrato y otros 3.561.921 euros, a otra “compensación por pacto de no competencia por una anualidad de retribución total”.

En agosto pasado, La Caixa, accionista histórico de Gas Natural y propietario del 20,4% de Naturgy, nombró a Villaseca consejero de su filial de seguros, Vidacaixa, con la calificación de “independiente”.

Alta dirección

El informe remitido a la CNMV también refleja un fuerte incremento de la retribución de la alta dirección de Naturgy, también por efecto de los 6,493 millones en indemnizaciones abonados a directivos que han salido del grupo tras el aterrizaje de Reynés. Así, los pagos a la alta dirección prácticamente se ha triplicado, al pasar de los 9,851 millones de 2017 (cuando había once altos directivos) a los 19,4 millones de 2018.

Entonces, había 16 miembros de la alta dirección, incluyendo a dos que salieron de la empresa en diciembre pasado: Sergi Aranda, responsable de Colombia, y Daniel López Jordá (Digitalización).

Naturgy, que tradicionalmente ha sido la más austera entre las tres grandes eléctricas en lo relativo a la remuneración de sus administradores y directivos, ha vivido un 2018 lleno de cambios, tras la salida de Repsol y la incorporación de CVC y la familia March y el relevo en su cúpula.

Después de la llegada de Reynés a la presidencia ejecutiva, la compañía realizó un ajuste masivo en el valor de sus activos por importe de 4.851 millones que se ha traducido en unas pérdidas de 2.822 millones en 2018. No obstante, el beneficio ordinario repuntó un 57%, hasta 1.245 millones, en un año en el que el grupo ha cambiado su identidad corporativa desterrando la palabra “gas” de su marca por primera vez en sus 175 años de historia.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats