El foco de Ordizia acumula 34 positivos y lo originó una persona que viajó a Euskadi desde Lleida

Una calle de Ordizia

Los equipos de rastreo del Servicio Vasco de Salud (Osakidetza) han detectado que el origen del foco de contagios de coronavirus de Ordizia, en Gipuzkoa, el primero en Euskadi con transmisión comunitaria desde que se inició la desescalada, fue una persona que viajó desde Lleida y que acudió a uno de los locales de hostelería de la calle de Etxezarreta para mantener una "reunión familiar". Estuvo también en otros puntos del pueblo. Con los resultados de 707 pruebas en Ordizia y de otros cientos en diferentes puntos de Euskadi, se han detectado ya 34 casos asociados a este brote, algunos de ellos en Donostia -como adelantó este periódico- o en Bizkaia, así como en zonas cercanas a Ordizia, que tiene 10.000 habitantes. Se han realizado también test en Vitoria.

La relación de casos va a crecer con toda probabilidad ya que están pendientes los resultados de otras tantas PCR que se están realizando y porque, por término medio, se detectan una decena de contactos muy directos y otra decena de contactos relacionados por cada personas infectada que hay que investigar. No obstante, la consejera de Salud, Nekane Murga, ha asegurado que, por el momento, no se plantean confinamientos quirúrgicos en la zona. "No está en nuestras previsiones realizar aislamientos", ha remarcado.

Una de las claves que manejan las autoridades sanitarias vascas es que el foco se ha detectado de manera "precoz". Hay al menos 14 personas positivas que son asintomáticas y a las que se ha aislado, personas de perfil joven o de mediana edad que de otra manera podrían haber continuando contagiando si siguiesen con su vida normal, lo que habría obligado a decisiones "de mayor severidad". Murga ha destacado el "operativo" montado "en tiempo récord" para responder a la situación, lo que ha incluido la instalación de carpas en Ordizia para la realización de PCR a buena parte de la población -alrededor de un millar este lunes y al menos otras 600 este martes-, el refuerzo del personal sanitario y de atención telefónica -más de 6.500 llamadas se registraron tras lanzarse la alerta de salud pública- y la activación de recursos en puntos cercanos como Beasain, Lazkao o Zumarraga.

Murga, en todo caso, ha dicho ser "muy consciente" de la preocupación extendida en Ordizia y alrededores y ha reclamado extremar las medidas de protección, como el uso de mascarillas y el continuo lavado de manos. "No bajemos la guardia", ha reiterado tras recordar que Euskadi es uno de los puntos en los que menos se usan estas protecciones faciales. Salud se ha reunido en la tarde de este martes con alcaldes de la zona (Lazkao, Beasain e Idiazabal además de Ordizia) para valorar el escenario que se abrirá cuando se vayan conociendo los resultados de más test y se conozca mejor el alcance del rebrote.

Estábamos muy relajados. El uso de la mascarilla no se está dando

Adur Ezenarro — Alcalde de Ordizia

"Mi miedo es saber si estamos ante una transmisión comunitaria", confiesa Adur Ezenarro, alcalde de Ordizia. Explica que son cuatro los locales de Etxezarreta clausurados y añade que el primero era un establecimiento "poco concurrido" aunque justo al lado había otro "al que va mucha gente", especialmente jóvenes. "Hay una autocrítica importante en esto. Estábamos muy relajados. El uso de la mascarilla no se está dando", lamenta el regidor, que asegura que tuvo que enviar a la Policía "con la megafonía para mandar a la gente a casa". "Se hacían la prueba y sin saber el resultado se quedaban en la calle", denuncia.

Aunque no haya confinamientos, el Ayuntamiento sí ha tomado medidas como el cierre de parques infantiles, el polideportivo o la biblioteca y ha suspendido el mercado y el 'pintxo-pote' de los miércoles. La mascarilla es "obligatoria" y se espera una orden del Gobierno vasco para restringir los aforos y horarios de hostelería. Ordizia está informando regularmente a la población a través de su cuenta de Twitter (@Ordiziako_Udala).

El último informe de Osakidetza -que solo computa algunos de los casos de Ordizia- ya constata que el R0 de Euskadi se ha disparado a 1,54. Este indicador mide los casos derivados de un positivo y se considera que, si supera la barrera de 1, la pandemia está en expansión. Ya ocurrió esto a mediados de junio cuando se conocieron otros rebrotes en Euskadi, como los de los hospitales de Txagorritxu y Basurto. En las últimas 24 horas no se han registrado nuevos fallecimientos con COVID-19 (han sido 1.619 en los últimos meses). Quedan 6 personas graves de la UCI y 178 en total ingresadas. Se pueden consultar aquí todos los datos por residencias, municipios y barrios.

Etiquetas
Publicado el
7 de julio de 2020 - 13:17 h

Descubre nuestras apps

stats