La Junta y los agentes sociales trabajan en la Estrategia de Igualdad Salarial y Laboral de Extremadura

La consejera de Igualdad y portavoz de la Junta, Isabel Gil Rosiña, en una foto de archivo

La Junta de Extremadura ha manifestado, con motivo de la conmemoración del Día para la Igualdad Salarial, su "firme y decidido compromiso" por avanzar hacia la eliminación de la brecha de género, resultado de las múltiples discriminaciones que sufren las mujeres en el mercado laboral y en el ámbito privado.

Por ello, en el marco de la concertación social con agentes sociales y económicos, trabaja en el Pacto Extremeño por la Igualdad, que incluye entre sus ejes la Estrategia de Igualdad Salarial y Laboral, y la Estrategia de Conciliación y Corresponsabilidad, dentro de la llamada Agenda para la Reactivación Social y Económica tras el impacto de la crisis de la COVID-19.

La consejera de Igualdad y portavoz de la Junta, Isabel Gil Rosiña, ha sostenido que la Estrategia de Igualdad Salarial y Laboral permitirá mejorar las condiciones de trabajo en sectores donde las mujeres tienen una mayor representación como son los cuidados, la salud y la venta minorista.

Además, Gil Rosiña ha reiterado que la igualdad efectiva en el empleo debe ser "el instrumento clave para acabar con la brecha de género en los salarios y la segregación dentro del mercado laboral, protegiendo y ampliando los derechos y libertades de las mujeres, que solo pueden garantizarse a través de la equidad y la independencia económica".

Extremadura, la región con menor brecha salarial

Los datos más recientes ofrecidos por la Agencia Estatal de Administración Tributaria (AEAT) señalan que Extremadura es "la región con menor brecha salarial, a pesar de que las diferencias retributivas entre mujeres y hombres alcanzan los 2.772 euros".

En España, la brecha salarial se sitúa en el 21,4 por ciento, siendo el salario medio bruto de las mujeres el 78,6 por ciento del salario medio bruto masculino, según el último dato disponible ofrecido por el Instituto Nacional de Estadística.

La crisis provocada por la pandemia de la COVID-19 ha agravado esta situación de desigualdad entre mujeres y hombres, al tiempo que se ha producido un incremento del peso de los cuidados, que recaen "de manera desproporcionada" sobre las mujeres, lo que, según la Junta, supone "una barrera más para que estas puedan acceder al mercado laboral y promocionar hacia puestos de responsabilidad".

Además, de acuerdo a datos del Instituto de Salud Carlos III, el pasado año 2020, las mujeres han estado mayoritariamente en la primera línea de respuesta ante la enfermedad de la COVID-19, ocupando el 72 por ciento de los puestos en el sector sanitario.

En este contexto, el Ejecutivo extremeño ha situado a las políticas públicas con perspectiva de género en "un lugar prioritario", tanto en los planes de respuesta a la crisis del coronavirus como en los presupuestos regionales, para garantizar la igualdad efectiva entre hombres y mujeres, y en cumplimiento de la normativa regional en esta materia. 

Etiquetas
Publicado el
22 de febrero de 2021 - 12:37 h

Descubre nuestras apps

stats