Entrevista

Ana Pontón: “Llegamos a los 40 años sin la crisis de los 40. Estamos en el mejor momento de la historia del BNG”

La líder del BNG, Ana Pontón, durante la entrevista.

Gonzalo Cortizo


2

A la portavoz nacional del Bloque Nacionalista Galego (BNG), Ana Pontón, le ha tocado organizar la fiesta con la que su partido celebra los 40 años que han pasado desde su fundación hasta el momento actual. Son cuatro décadas en las que la formación nacionalista se ha convertido en un protagonista imprescindible de la vida política gallega pero en los que nunca ha llegado a pisar la moqueta de la presidencia de la Xunta.

Ana Pontón: "Hay quien cree que se puede construir una alternativa en el anti, pero yo quiero construir a favor"

Ana Pontón: "Hay quien cree que se puede construir una alternativa en el anti, pero yo quiero construir a favor"

Pontón recibe a elDiario.es en su despacho del Parlamento de Galicia, convencida de que su partido atraviesa su mejor momento.

Han llegado ustedes a los 40. ¿Cuál es el balance?

Son 40 años en los que el BNG demostró que está del lado de Galicia y de las causas justas. Evidentemente en estos 40 años hubo aciertos y errores, pero de los errores hemos sabido aprender. Llegamos a los 40 años sin la crisis de los 40 porque estamos en el mejor momento de la historia del BNG y con fortaleza organizativa, electoral y social. Tenemos por delante el reto de liderar el país en las próximas elecciones gallegas.

Si le pido que me diga cuál ha sido la gran aportación de su partido en estos 40 años qué diría...

Poner a Galicia en el mapa e impedir que nos diluyamos en ese centralismo que cada vez es más agobiante. Yo creo que el BNG ha conseguido que Galicia exista como nación en el debate político y que defienda la confianza en el país.

En esas cuatro décadas nunca han conseguido llegar a la presidencia de la Xunta. ¿Por qué?

Que no haya sucedido en el pasado no significa que no vaya a suceder en el futuro. Nosotros estamos orgullosos del pasado, pero sobre todo estamos trabajando en el presente y en darle un futuro mejor a los gallegos y gallegas que en las pasadas elecciones decidieron situarnos como alternativa al partido popular. Nos vamos a dejar la piel para que dentro de dos años celebremos que por primera vez Galicia tiene una presidenta con las manos libres para defender los intereses de los gallegos y gallegas. Ya lo decía mi abuela: “Lo que no pasa en una vida pasa en un segundo”. Estoy convencida de que va a pasar en 2024.

¿Qué cimenta ese convencimiento?

Estamos en un momento político muy diferente. Hay una mayoría que ve al BNG como una fuerza política que está preparada para gobernar y que le puede dar un futuro mejor a este país. Llevamos demasiados años con una política de la derecha que nos está dejando una Galicia más pequeña en la industria, en los servicios públicos y hasta en la gente, ya que cada vez hay menos. Eso es el retrato de un fracaso de las políticas del Partido Popular y la necesidad de un cambio que tiene que pivotar sobre algo diferente, que es una fuerza como el BNG, que representamos al país sin ataduras. En la sociedad hay un cambio de paradigma y lo vimos en las pasadas elecciones.

¿Dónde está ese cambio de paradigma si tenemos en cuenta que en las últimas elecciones el PP volvió a conseguir una mayoría absoluta?

Que haya ganado el Partido Popular no significa que no hayan cambiado cosas. Estoy convencida de que en esas elecciones se fraguó una alternativa fuerte frente al Partido Popular cuando los gallegos y gallegas nos sitúan como segunda fuerza política con posibilidades muy importantes de crecer. Además detectamos un cansancio ante la falta de alternativas del Partido Popular a los problemas del país.

Tenemos una crisis industrial con cero soluciones, tenemos una crisis de precios y el Gobierno gallego está actuando con medidas ofensivas como ofrecer 25 euros más para material escolar a los padres y madres que están asumiendo la vuelta al cole más cara de los últimos años. Estamos ante un Gobierno incapaz. Este país es mejor que el Gobierno del Partido Popular.

¿Ese cambio es posible sin un entendimiento entre el BNG y el PSOE?

Vamos a necesitar ese entendimiento y estaremos a la altura de lo que la ciudadanía nos pide.

¿Se ha reunido usted alguna vez con Valentín González Formoso?

Pues no. No me he reunido nunca con él, pero somos dos fuerzas políticas con experiencia de colaboración en diferentes ámbitos y ya aprendimos que será necesario para que haya una alternativa que ese entendimiento esté ahí y que llegue.

Si ponemos el foco en el Congreso de los Diputados, no se ve un buen entendimiento entre PSOE y BNG. ¿Por qué?

Nosotros lo que defendemos en Madrid son los intereses de Galicia y quien está fallando es el PSOE. Están siempre con la calculadora: si necesito tu voto soy capaz de avanzar en el cumplimiento de acuerdos pero, si no, ignoro las necesidades de Galicia.

Hay un bajo nivel de ejecución presupuestaria con nuestro país, incumplimientos con respecto al corredor atlántico de mercancías y otros asuntos relevantes para el futuro de Galicia. Ahí quien falla es el Partido Socialista, quizás porque hicieron una mala digestión de las últimas elecciones gallegas y también porque se ve que para ellos Galicia es algo accesorio.

¿Con la próxima cita de las municipales a la vista cuáles son sus expectativas? Da la impresión de que el BNG apuesta por el continuismo con candidatos que la última vez que se examinaron no siempre sacaron resultados óptimos...

El ejemplo de nuestros gobiernos municipales es una fortaleza. Nosotros conseguimos poner en marcha transformaciones que son referentes a nivel internacional como es el caso de Pontevedra. Vamos a unas elecciones en las que vamos a ver cómo el BNG es una fuerza que sigue creciendo y estoy convencida de que será un crecimiento exponencial. Nosotros hicimos una renovación muy importante hace cuatro años y veremos sus efectos en estas elecciones. En estas elecciones el BNG será la fuerza política que más sube en Galicia. Diría que la única fuerza política que va a subir.

¿Cuál es la relación del Bloque con todo aquello que fueron las mareas?

Lo que estamos viendo es que la fidelidad de voto que podría existir en otras épocas ya no está ahí. Los ciudadanos deciden en cada momento a quién quieren votar. Nuestro proyecto tiene las puertas abiertas para todas las personas que entiendan que Galicia necesita fuerzas políticas propias.

En estos últimos años al BNG se han sumado personas que venían de ese espacio. En esa suma seguimos. Necesitamos fortalecer una fuerza política propia.

En el vídeo que presentan con motivo de su cuarenta cumpleaños sale Xosé Manuel Beiras. ¿Además del sentido lógico de no olvidar a alguien que es historia de su partido debemos extraer algún significado especial de que Beiras esté presente en ese vídeo?

No se entendería que habláramos de la fundación del BNG sin quien fue el portavoz nacional durante 20 años. Esa es la interpretación que hay que darle.

¿Hay alguna otra lectura?

Cada uno hace sus lecturas. La intención de ese vídeo era retratar un momento muy importante para el nacionalismo que representa el BNG y quisimos que estuvieran todas las personas protagonistas de esos momentos.

Hábleme de la marcha de Feijóo a Madrid.

Creo que Feijóo huyó del desastre que dejaba en este país y, cuando tuvo oportunidad, rápidamente decidió irse. Cuando hacemos un balance de lo que nos deja Feijóo nos encontramos con un país con una crisis demográfica aguda, una crisis industrial, con pérdidas de empleo en todos los ámbitos. Él lo que hizo fue huir de su propia incompetencia.

Hay quien opina que hasta cierto punto Feijóo tiene fácil el camino para ser el próximo presidente del Gobierno. ¿Usted lo ve igual?

El Partido Popular está haciendo la peor de las políticas que se pueden hacer en tiempos de crisis: cabalgar sobre el sufrimiento de la mayoría e instalarse en la política de pensar que, cuanto peor le vayan las cosas a los gallegos, más votos habrá de su parte. En lo que dependa del BNG vamos a trabajar para que escenario no se dé y estoy segura de que en las próximas elecciones generales el resultado del nacionalismo va a ser clave para frenar a la derecha y a lo que representa Feijóo.

¿Y Alfonso Rueda?

Es la insustancialidad política. Llegó de manera accidental a la presidencia de la Xunta. Es el primer presidente que no fue elegido como tal y creo que el PP está empezando a que no se le vea demasiado, como si no confiaran demasiado en sus capacidades.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats