Wisconsin y Michigan, dos estados clave donde Clinton perdió frente a Sanders en las primarias

Clinton y Sanders durante uno de los debates demócratas.

Wisconsin, uno de los Estados en los que se preveía una victoria segura del Partido Demócrata, ha sido la sorpresa de la elección y se ha teñido de rojo republicano. Algo similar ha ocurrido con Michigan, quizá el Estado que puede inclinar definitivamente la balanza electoral hacia el lado de Donald Trump.

Curiosamente, Hillary Clinton perdió en ambos Estados las elecciones primarias frente a un candidato alejado del establishment político: Bernie Sanders. Ninguna encuesta había previsto una victoria de Sanders en Michigan, un estado insignia del antiguo apogeo industrial del país, venido a menos con la desindustrialización.

Sanders ganó en Wisconsin con un discurso especialmente agresivo criticando el uso de drones militares, la desigualdad que promueven las grandes corporaciones económicas y las dudosas políticas impositivas del país a propósito del escándalo del momento, que ahora parece mucho más pretérito: los Papeles de Panamá.

Trump también perdió las primarias en Wisconsin, que ganó Ted Cruz después de una semana bastante desacertada del magnate, que por aseguraba que se debía castigar a las mujeres que interrumpieran un embarazo. Con más del 70% de los votos escrutados, el empresario obtenía casi la mitad de los sufragios del Estado. Clinton se quedaba en el 45,3%, y los candidatos de los partidos alternativos sumaban 4,6%.

Quizá la imagen negativa de Clinton que le llevó en abril a perder estos Estados en las elecciones primarias resultó definitiva también en las presidenciales.   

Etiquetas
Publicado el
9 de noviembre de 2016 - 06:00 h

Descubre nuestras apps

stats