eldiario.es

9

MADRID

Almeida y Villacís recortan 16 millones en subvenciones sin aclarar cuáles en un guiño a Vox en los presupuestos

El Consistorio aumenta los presupuestos de 2020 un 7% y reduce la amortización prevista de la deuda hasta los 284 millones frente a los 700 que se marcó Carmena

Vox condiciona su respaldo a las cuentas a que se elimine la ayuda a la FRAVM y el equipo de Gobierno no aclara a qué entidades va a retirar la subvención 

El Gobierno tendrá que presentar un plan de ajuste a Hacienda por el presupuesto de 2019 aprobado por Carmena que repercutirá en las cuentas de 2021 

José Luis Martínez-Almeida y Begoña Villacís, tras una Junta de Gobierno. / Ayuntamiento de Madrid

José Luis Martínez-Almeida y Begoña Villacís, tras una Junta de Gobierno. / Ayuntamiento de Madrid

El nuevo equipo de Gobierno municipal de Madrid, formado por PP y Ciudadanos, ha aprobado su primer borrador de cuentas para la ciudad. El presupuesto para 2020, todavía en fase de proyecto a falta de que se eleve a Pleno y sea apoyado por Vox, aumenta un 7% respecto al año pasado hasta los 4.686 millones de euros y prevé un superávit de 770 millones y una reducción de la deuda "por primera vez por debajo de los los 2.000 millones". El Consistorio, sin embargo, rebaja la amortización prevista de la deuda hasta los 286 millones frente a lo que se marcó el equipo de Manuela Carmena para 2019: 700 millones. 

Entre las medidas más destacadas está la desaparición del 30% de las subvenciones nominativas, es decir, otorgadas a determinadas entidades sin concurso previo. Este porcentaje implica un tijeretazo de 15 millones de euros en este concepto (de 47,6 a 31,7 millones de euros) y es un claro guiño a Vox, que lleva meses exigiendo el recorte de las subvenciones directas al considerar que se dirigían a asociaciones "afines" al Gobierno. Sus votos son imprescindibles para aprobar las cuentas de 2020 en el Pleno el próximo mes de diciembre, como pretende el Consistorio. El Ayuntamiento pretende que las ayudas se rijan por concursos públicos. 

Fuentes municipales no concretan qué asociaciones o entidades dejarán de recibir subvenciones. El partido de extrema derecha avanzó que no daría su apoyo a los presupuestos si contenían lo que llaman "subvenciones de carácter ideológico". Con este nombre, Vox suele referirse a asociaciones LGTBI, contra la violencia de género o vecinales. Tras conocer el primer borrador, el portavoz municipal Ortega Smith ha marcado la línea roja de su partido en la subvención a la Federación de Asociaciones Vecinales de Madrid. "No vamos a aceptar unos presupuestos donde se sigan financiando chiringuitos políticos de la izquierda como la FRAVM", ha dicho.

Vox también ha puesto en valor el aumento de las partidas destinadas a la Policía Municipal, que aumenta de 2,93 a 11,66 millones y fue una de las banderas de campaña de Almeida, a los Bomberos –cuya inversión sube un 157,99%– y a SAMUR-Protección Civil. 

PP y Ciudadanos cargaron durante el anterior mandato, cuando eran oposición, contra las ayudas a asociaciones "afines" al Gobierno, en sus palabras. "Solo había que mirar en qué sitios se despilfarraba", ha justificado la vicealcaldesa Begoña Villacís, que ha avanzado que también se han recortado 400.000 euros en "gastos protocolarios". 

El PSOE ha advertido de que estará "muy pendiente" de evaluar a qué "asociaciones afectará" el recorte en las subvenciones nominativas. La portavoz de Economía, Emma López, también ha destacado que los presupuestos recogen un aumento de la partida para el personal de confianza de tres millones de euros. 

Más Madrid, por su parte, considera que se trata de un "presupuesto ficticio". "Ante un profundo incumplimiento de la regla de gasto, una bajada regresiva de impuestos y un ligero aumento del gasto es imposible que se cumplan". La portavoz municipal del grupo, Rita Maestre, prevé que la mayor parte de las inversiones y el incremento del gasto no producirán. 

Los grupos de la oposición se han quejado de que no han podido seguir, como es habitual, la rueda de prensa donde el Gobierno ha detallado los presupuestos por streaming. Tampoco ha estado disponible el directo para los ciudadanos que quisieran verlo en la web del Ayuntamiento. Fuentes municipales justifican que ha habido "problemas técnicos" y que la rueda de prensa ya puede verse completa. 

La delegada de Hacienda ya ha iniciado los primeros contactos con los concejales del partido de Santiago Abascal. "Ya se han tenido conversaciones que entendemos positivas y avanzan en la dirección correcta", ha señalado el alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, en la rueda de prensa posterior a la Junta de Gobierno que ha dado luz verde al borrador de presupuestos. "Hasta la aprobación definitiva estamos abiertos a sugerencias y cambios", ha añadido el regidor. El Ayuntamiento prevé elevar a Pleno las cuentas en el mes de diciembre. 

Un plan de ajustes con Hacienda 

Estos presupuestos, sin embargo, no libran al Ayuntamiento de Madrid de un Plan Económico Financiero. El Consistorio tendrá que remitir al Ministerio de Hacienda un plan de ajuste por los presupuestos de 2019, aprobados por el anterior equipo municipal de Manuela Carmena. "Los 450 millones de desvío que teníamos hemos hecho un esfuerzo por reducirlos y se quedarán en algo más de 300. Según dice la ley, tendremos que presentar un plan económico financiero en los próximos meses", ha explicado Hidalgo. Estos ajustes se presentarán al Gobierno central a mediados del año que viene después de la liquidación de 2019 y afectarán al presupuesto de 2021, según fuentes del área de Hacienda. 

El borrador de cuentas también recoge las nuevas ordenanzas fiscales, que también se elevarán al Pleno en el mes de diciembre y que suponen una reducción de ingresos de 82 millones de euros para el ejercicio de 2020. "Estos presupuestos bajan la deuda, bajan los impuestos y siempre dando unos servicios públicos de calidad", ha resumido la concejala de Hacienda. 

En términos generales los presupuestos aumentan las partidas en todas las áreas, excepto en Vicealcaldía, la dirigida por Begoña Villacís, donde se reduce la inversión un 15%. "No se ha pensado que se puede prestar un mejor servicio público reduciendo el gasto. Y lo hemos hecho", ha manifestado. Entre las medidas para lograrlo, Villacís ha enumerado introducir la "inteligencia artificial" en algunos servicios, como línea Madrid.

Las cuentas también incluyen 3,3 millones de euros para la beca infantil, una ayuda para las familias que matriculan a sus hijos en escuelas privadas que el Ayuntamiento de Madrid pondrá en marcha a partir de enero. El Gobierno de la Comunidad de Madrid ya da becas similares para las guarderías privadas. 

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha