La portada de mañana
Acceder
Europa subordina su política de defensa a la estrategia de la OTAN
El calor extremo de junio abrasa todo el hemisferio norte
OPINIÓN | 'Se apagaron las luces y queda la pobreza', por Esther Palomera

Lancia vuelve a Europa con tres modelos y una gama 100% eléctrica a partir de 2028

El Lancia Ypsilon será el primero en renovarse, en 2024.

Uno de los grandes interrogantes que se han cernido sobre el grupo Stellantis desde su constitución ha sido el futuro de la emblemática Lancia, tan desdibujada que su oferta se limita desde 2017 -y solo en Italia- a un único modelo, el Ypsilon. Ahora, por fin, el CEO de la marca, Luca Napolitano, ha dado a conocer los planes precisos para intentar poner a Lancia de nuevo en el mapa de la automoción europea.

“Lancia ahora está lista para volver a Europa, dando un primer paso para convertirse en una marca creíble y respetada en el segmento premium -ha indicado Napolitano-. Nuestro plan decenal, aprobado el pasado mes de septiembre, va tomando forma, paso a paso. Somos la marca italiana de la elegancia y este es nuestro Renacimiento. La innovación y el diseño atemporal siempre han sido nuestros valores fundamentales y queremos sumarles sostenibilidad, orientación al cliente y responsabilidad, porque miramos al futuro con gran ambición».

Lo previsto es comenzar a comercializar en 2024 el nuevo Ypsilon, un modelo de cuatro metros de longitud y perteneciente al segmento B que contará con “una motorización 100% electrificada”, dijo textualmente el CEO de Lancia, sin precisar si ello significa que será un eléctrico puro.

Para 2026 se prevé la llegada del nuevo buque insignia, el Aurelia, de 4,6 metros, que “permitirá a la marca entrar en el segmento más grande de Europa”, de lo que se deduce que dispondrá de carrocería SUV, pues las berlinas de esas dimensiones están lejos de suponer hoy por hoy un mercado boyante en el Viejo Continente.

En 2028 se lanzará el nuevo Delta, de 4,4 metros, del que se dice que será “un automóvil esculpido y musculoso, de líneas geométricas, que llamará la atención de los entusiastas de los automóviles en toda Europa”.

El Aurelia, heredero del recordado modelo diseñado por Vittorio Jano, sería el último vehículo de combustión fabricado por Lancia, si bien podría tener algún tipo de electrificación. El Delta, descendiente de otro automóvil mítico, ya sería 100% eléctrico, si nos atenemos a lo anunciado por Napolitano.

Estos tres modelos cubrirán el 50% del mercado y deberían contribuir a mejorar el resultado de las marcas premium y de lujo de Stellantis, tal como se establece en el plan estratégico Dare Forward 2030 del consorcio.

El plan a 10 años vista contempla una clara estrategia de electrificación. A partir de 2026, Lancia solo lanzará modelos 100% eléctricos y, a partir de 2028, venderá únicamente este tipo de coches.

El otro acento recaerá sobre la sostenibilidad de los materiales empleados. Se estima que el 50% de las superficies que se tocan, en los futuros modelos de la marca, estarán hechas con material reciclado, lo que hará de Lancia el sello más aventajado en este campo dentro del grupo Stellantis.

El retorno de Lancia a Europa es solo parcial, pues no se ha previsto relanzarla en todos los mercados. No estará presente en Reino Unido, por ejemplo, pero por el detalle de los directivos que se harán cargo de la marca en otros territorios sabemos que continuará, cómo no, en Italia y regresará a Francia, Alemania, Bélgica, Luxemburgo y Países Bajos, además de España. En nuestro país, las riendas las llevará Francesco Colonnese, que compatibilizará esta nueva responsabilidad con la dirección de Alfa Romeo en España y Portugal.

Según un comunicado de Lancia, estos países suponen el primer paso en el proceso de internacionalización de la marca, que estará presente en Europa en 60 grandes ciudades con una red de 100 concesionarios. Como está previsto que el 50% de las ventas sean online, la firma turinesa no cree necesario disponer de una gran capilaridad ni de un número elevado de puntos de venta.

Sigue la duda sobre la fabricación en España

En relación con el enfoque de la marca, Napolitano ha señalado que el objetivo es competir en el segmento premium aprovechando las sinergias con las otras firmas de este corte dentro de Stellantis, es decir, DS y Alfa Romeo. “Tenemos las mismas plataformas, motores y software. Por tanto, la diferenciación vendrá por los territorios, los mercados y también por el diseño”, ha afirmado.

El directivo italiano no ha querido confirmar si finalmente el nuevo Ypsilon se fabricará en España, concretamente en la planta de Stellantis en Figueruelas (Zaragoza). En los últimos meses se ha especulado con la posibilidad de que el Ypsilon, junto con la versión eléctrica del Peugeot 208, podría ocupar en la factoría aragonesa el lugar vacante que supuestamente dejarían los actuales Citroën C3 Aircross y Opel Crossland.

De acuerdo con esta hipótesis, estos dos vehículos pasarían a ensamblarse en la fábrica de Trnava, en Eslovaquia, y se unirían así al C3 que ya se produce allí en la actualidad. El modelo de Citroën vivirá su fin de ciclo comercial en febrero de 2024 y el de Opel, en noviembre de 2023.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats