Una Asamblea que marca el presente de un partido con mucho futuro

Rivera vence en la Asamblea General de Ciudadanos, que apenas modifica sus propuestas de Estatutos, estrategia e ideario

Cádiz, 19 de marzo de 1812, un grupo de valientes con ideas avanzadas a su tiempo aprueban la Constitución de Cádiz, la Pepa. Doscientos años después, y tras la Constitución de 1978 que asentó los valores democráticos en nuestro país, los liberales de Cádiz han vuelto.

El pasado fin de semana tuvo lugar en Coslada (Madrid), la IV Asamblea General de Ciudadanos (C's). La primera como partido político presente en el conjunto de España. Han pasado más de once años cuando un grupo de intelectuales alzaron la voz ante la sinrazón separatista y el olor a aguas putrefactas que comenzaban a bajar por algunas sedes de Convergència. Fuimos miles los que nos sumamos a ese movimiento civil y decidimos dar un paso al frente para plantar cara, desde las ideas, a la vieja política. Así nació Ciudadanos.

Once años de aprendizaje y avance que nos ha permitido llegar a esta IV Asamblea General con un objetivo claro: estamos preparados para gobernar. Los datos de gestión interna de nuestra formación política –cuentas saneadas, con superávit y sin deber nada a los bancos– y de nuestra cohesión interna –los diferentes documentos fueron aprobados con más de un 90% de apoyo, siendo el Comité Ejecutivo liderado por Albert Rivera elegido con un apoyo del 88%–, que junto con nuestra actividad institucional demuestra que C's salimos reforzados y más fuertes que nunca, son síntomas de consolidación para afrontar los siguientes retos electorales como una opción clara de gobierno.

Los afiliados, verdadero motor del proyecto de C's, hemos decidido qué queremos y a dónde queremos ir. Y lo hemos hecho mirando al futuro pero sin olvidar de donde venimos. Casi tres meses de debate interno de los diferentes órganos demostrando con hechos la fuerza de nuestra democracia interna, con transparencia y participación. El Consejo General de C’s, tras un proceso de debate, aprobó con un gran apoyo los tres documentos base –estatutos, estrategia y valores– que fueron trasladados al conjunto de los afiliados para su discusión en sus correspondientes agrupaciones. De ese proceso de debate y votación salieron las 75 enmiendas que se discutieron durante la IV Asamblea General y que, han acabado, dando luz a los nuevos estatutos, el nuevo documento valores y la nueva estrategia del partido. En C's, lo que afecta a todos lo decidimos entre todos.

Unos nuevos documentos que ponen de relieve la realidad de nuestro partido. Unos estatutos acordes con la implantación real de C's presentes en todas las provincias de España, con unas estructuras autonómicas más fuertes e independientes pero siempre dentro de un proyecto común de partido. Una estrategia con la ambición de seguir creciendo y madurando para liderar o entrar en gobiernos a partir de las siguientes elecciones. Y unos valores que asientan lo que somos: un partido de centro y reformista, dentro de la familia liberal europea.

Porque somos conscientes que ante el desafío de las políticas populistas y extremistas en España y en Europa, con una falta de respuesta de los viejos partidos, donde conservadores y socialistas están más pendientes de sus disputas internas que en buscar soluciones y poniendo en peligro la estabilidad de España. Se hace más necesaria que nunca una alternativa liberal y progresista, un partido de centro, sin complejos, sin ataduras, con las manos limpias, que defienda la libertad, la unión y la igualdad. Un gobierno que mire hacia la clase media trabajadora, regenerando la política y que lleve a cabo las reformas necesarias para modernizar España.

Desde la secretaría de Organización que ocupo, compruebo cada día cómo los miles de afiliados que integran nuestra formación se esfuerzan por una manera nueva de hacer las cosas en política. Los miles de kilómetros que hago al año, visitando agrupaciones grandes y pequeñas, realizando asambleas en cada provincia y reuniéndome con los dirigentes locales y provinciales, me ayudan a comprobar de primera mano lo que siempre fue este proyecto: ilusión por demostrar que se puede trabajar por mejorar las cosas para nuestra sociedad.

Personalmente, de lo más satisfecho que me siento desde que decidí dar un paso hacia delante, como profesional de la meteorología y defender de forma activa en política, es la de aportar mi granito de arena para diseñar un partido en toda España y comprobar la ilusión de miles de españoles que se han ido sumando a nuestro proyecto. Entre todos estamos mejorando nuestro país. Son ya más de diez años los que llevo en este proyecto, y tres al frente de Organización, una secretaría que en unión con el resto, permite consolidar la estructura de Ciudadanos para que nuestras ideas, nuestros valores y nuestro trabajo lleguen. Y quiero destacar la importancia de ese esfuerzo de voluntarios, de personas que trabajan activamente con un único motivo; una idea. Estas personas que con sus horas libres y su dedicación desinteresada ayudan a que todo este proyecto que es C's merezca la pena.

En Ciudadanos tenemos líder, equipo y proyecto. Durante los próximos meses vamos a recorrer cada rincón de España para escuchar a los ciudadanos y darles a conocer qué España queremos. Los viejos partidos se han pasado años escuchándose a ellos mismos, de espaldas a la ciudadanía y alejándose de la realidad social de nuestro país. En C's somos sociedad civil, hemos crecido, hemos madurado y estamos demostrando que estamos preparados para gobernar. Unidos, demostraremos que España merece la pena creyendo en un proyecto común que reenganche a la ciudadanía a una etapa de mejora y de progreso.

Etiquetas
Publicado el
12 de febrero de 2017 - 20:39 h

Descubre nuestras apps