eldiario.es

9

Síguenos:

Boletines

Boletines

La Audiencia Nacional falla en contra de que una asociación se apropie de la marca Democracia Real Ya

Los jueces dan carta de naturaleza al movimiento ciudadano, caracterizado por su forma asamblearia de “adopción de acuerdos” y actividad en la Red

Aseguran que autorizar el registro de la asociación supondría “obviar ese fenómeno social” y confundir a quienes se identifican con él

Una fractura en la plataforma precedió al registro de la Asociación Democracia Real Ya por dos activistas que querían hacer más operativo el 15-M

El Movimiento Cinco Estrellas de Grillo hace público su apoyo a la asociación Democracia Real ¡Ya!

Una imagen de las movilizaciones de Democracia Real Ya

La Audiencia Nacional ha dirimido el conflicto por la utilización de la marca Democracia Real Ya en favor de la plataforma y en contra de los miembros del 15-M que registraron el término en el Ministerio del Interior bajo la denominación de asociación. La Sala de lo Contencioso-Administrativo del tribunal ha estimado el recurso de la plataforma y ha declarado “nula” la resolución de Interior que rechazaba la impugnación de la inscripción de la Asociación Democracia Real Ya en el Registro Nacional de Asociaciones.

“Democracia Real Ya es una marca notoria que viene a representar a un colectivo determinado cuyo eco social no ha escapado a la mayoría de la ciudadanía”, recoge la sentencia. La Audiencia Nacional no se queda ahí y en un pronunciamiento inédito asegura que “el primario 15-M” tiene “una singular estructura”, caracterizada por la “forma de adopción de acuerdos y medios de expresión utilizados (…) siendo voluntad de sus participantes mantener ese status quo de expresión ciudadana”. Autorizar el registro de la asociación, añaden, supondría “obviar ese fenómeno social” e “inducir a error” a los ciudadanos que se identifican con él.

En el mismo sentido, la sentencia considera probado que la plataforma Democracia Real Ya “surgió como consecuencia de una agrupación de ciudadanos con la finalidad de responder a los problemas sociales fuera del cauce ordinario de participación ciudadana”. Esos ciudadanos, añade, rechazaron “adoptar las fórmulas o figuras jurídicas de organización y representación normales, poniendo de relieve su carácter apartidista e intención de mantenerse en esa situación, huyendo de la necesidad de constituirse como partido o asociación”.

En coherencia con ello, sus miembros no acudieron al Ministerio del Interior sino al de Industria. Allí registraron un dominio (www.democraciarealya.es) porque Internet es utilizado por ellos como “ámbito de actuación”, destacan los magistrados de la Sección Quinta. Asimismo, recuerdan que la plataforma ha convocado desde su creación manifestaciones en diversas ciudades españolas identificadas “con el Movimiento 15-M”.

La Audiencia Nacional avala, en cierta forma, el modo de actuación asambleario de la plataforma, aunque no siga los cauces jurídicos. Por el contrario, los jueces de la Audiencia Nacional consideran que la creación de la Asociación Democracia Real Ya se produjo “al margen” de las decisiones de la plataforma, “sin posibilidad de oponerse a esa decisión” y que lo hizo “un grupo minoritario” y a pesar de que conocían que uno de los miembros de la plataforma había registrado la marca.

Esa marca, dicen los jueces, sirve para la notoriedad de la plataforma y “se eleva como un signo externo que sirve al ciudadano interesado en dicho movimiento para reconocer una misma posición política o de respuesta ciudadana a los problemas de los ciudadanos”. Los ciudadanos se reconocen entre sí, viene a decir la Audiencia Nacional, y actúan en “un marco de organización primaria, anterior a la adquisición de cualquiera de las formas jurídicas recogidas en derecho”.

Los jueces consideran que el Ministerio del Interior debería haber comprobado que había una organización de ciudadanos con el nombre de la que la asociación que accedieron a registrar antes de haberlo hecho. Por tanto, condena a la Administración a sufragar las costas del proceso. En su representación, el abogado del Estado podrá recurrir ante el Tribunal Supremo.

Las discrepancias en el seno de la plataforma sobre el modo de actuación desembocaron en una ruptura, materializada en la decisión de Fabio Gándara y Pablo Gallego de registrar la asociación en el Ministerio del Interior en abril de 2012. Consideraban que había que transformar la plataforma en algo más operativo, frente a quienes sostenían que eso era integrarse en los cauces establecidos y que había que limitarse a mejorar los métodos de participación. Aún quedaban casi dos años para que el nacimiento de Podemos. Gándara y Gallego abandonaron a los pocos meses la asociación por considerar que ésta seguía una deriva antidemocrática, de la que acusaban a otro de los fundadores, Pablo Jaén.

La plataforma Democracia Real Ya ha publicado este viernes una nota de prensa en la que califica la sentencia de la Audiencia Nacional de “pionera” por reconocer “la entidad a organizaciones que, sin tener forma jurídica, adquirimos notoriedad por otras causas, a través de las redes sociales como de nuestras acciones políticas en la calle”.

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha