Barones socialistas y vieja guardia, contra Pedro Sánchez

Ximo Puig y Susana Díaz

La guerra interna en el PSOE es cada día más evidente y pública. Las palabras de Felipe González en las que dice sentirse "engañado" porque Pedro Sánchez le aseguró una abstención en segunda votación de la investidura de Rajoy han desatado otra tromba de declaraciones de barones y a la que hoy se han sumado dirigentes de la vieja guardia. Se posicionan a favor de González y en contra del secretario general de los socialistas.

Felipe González dice sentirse "engañado" por Pedro Sánchez: "Me dijo que se abstendría en segunda votación"

Felipe González dice sentirse "engañado" por Pedro Sánchez: "Me dijo que se abstendría en segunda votación"

El primero que se ha pronunciado este miércoles sobre la entrevista en la Ser del expresidente del Gobierno ha sido Emiliano García-Page. El presidente de Castilla-La Mancha ha reclamado "disculpas" para Felipe González y ha dicho que también se siente "engañado". Page ha defendido las palabras del expresidente por ser "legítima defensa" por haber sido engañado. "Defendió la abstención en segunda vuelta porque era lo que planteó Pedro Sánchez y fue engañado. Es muy grave".

El presidente castellano-manchego también ha manifestado no entender el debate abierto sobre la fecha del Congreso socialista y, en este sentido, ha reconocido sentirse también "engañado" por Sánchez. Por eso ha pedido "coherencia" al secretario general. "Hace unas semanas nos pidió que no apoyáramos la celebración del Congreso por eso votaré en contra".  También se ha mostrado partidario de consultar a la militancia sobre si procede o no la convocatoria de una primarias.

Otro de los que ha salido en defensa de González ha sido el barón socialista en la Comunidad Valenciana. Ximo Puig ha asegurado que de ser cierta la conversación entre Sánchez y González tiene "cierta gravedad". 

Al respecto, Puig ha señalado que siempre es "conveniente e interesante" escuchar a Felipe González aunque no sé esté de acuerdo con lo que dice, pero ha remarcado que no era el momento de abordar esta cuestión en estos momentos porque "lo primero es resolver la gobernabilidad de España a través de un debate serio, laico y no religioso".

Puig y Page ya habían puesto sobre la mesa su postura que confronta con la de Pedro Sánchez. La novedad ha venido este martes por parte del exdirigente socialista Javier Solana. "Cuando se tome conciencia de destrozo, todos preferirán 85 diputados", ha manifestado el que fuera ministro con Felipe González en su cuenta de Twitter. Solana se pronunciaba así en contra de la guerra interna con luz y taquígrafos desatada en el PSOE.

El comentario ha llevado a uno de sus seguidores a preguntarle si había que adjudicar toda la responsabilidad de lo que ha pasado en el PSOE en los últimos a su secretario general, Pedro Sánchez. "Yo no", se ha limitado a contestarle.

Este martes, Susana Díaz también se pronunciaba abiertamente: "el PSOE está en una situación mala y difícil y alguna responsabilidad debe tener la dirección". En este claro mensaje a Pedro Sánchez aseguraba que "no se puede culpar a los que ganan elecciones". 

El presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, también atacaba este martes el plan de Sánchez. Vara aseguraba que "probablemente" abandonaría el PSOE si éste pacta con los independentistas para la conformación de un Gobierno en España.

Etiquetas
Publicado el
28 de septiembre de 2016 - 13:31 h

Descubre nuestras apps

stats