El “lastre” del peaje para salir de Asturias a la meseta por carretera durará treinta años más

Autopista del Huerna con nieve

La única salida "real" por carretera de Asturias a la meseta pasa por un peaje de la AP-66, el del Huerna, cuya concesión está a punto de renovarse treinta años más. Su precio, 13,50 euros, es uno de los más elevados del territorio español, y su concesión también es de las más longevas. Por eso la indignación entre la sociedad asturiana al respecto es tan elevada como unánime y se ha trasladado al tablero político en el contexto de los Presupuestos Generales del Estado que acaba de presentar el Gobierno central.

La partida para incrementar las bonificaciones en el peaje del Huerna asciende a los 9,16 millones de euros, cuantía que parece "insuficiente" para la patronal y la mayoría de los partidos del parlamento asturiano, que respaldan que la autopista siga siendo de pago. 

"El Huerna es un lastre muy importante para todos los asturianos", afirma Alejandro García Monjardín, presidente de la asociación de transportistas de Asturias, Cesintra. Y Podemos ha presentado una denuncia ante la Comisión Europea por supuestas irregularidades en la ampliación de la AP-66. A la espera de lo que pueda dictaminar Bruselas, el domingo 17 de octubre caducó el acuerdo con la empresa Aucalsa. Pero se prolongará hasta 2050.

"Llevamos muchos años sufriendo este peaje"

La alternativa gratuita pasa por avanzar por la carretera del puerto de Pajares (N-630), un trayecto sinuoso y empinado de asfalto inaugurado en 1833. "No podemos decir que sea una opción para vehículos cargados y de gran tonelaje", comenta Alejandro García Monjardín, presidente de Cesintra.

Los profesionales del transporte de la región llevan años denunciando lo que consideran una discriminación que les impide competir en igualdad de condiciones con sus compañeros del resto de España. "Llevamos muchos años sufriendo este peaje", añade Ovidio de la Roza, presidente de la patronal de transporte Asetra.

Aunque el coste de la tasa del Huerna (AP-66) asciende a 13,50 euros para los vehículos ligeros, se acerca a los 25 euros para los pesados. Esto significa que recorrer los 77 kilómetros que separan Campomanes con León cuesta 0,17 euros por kilómetro. Estas cifras sitúan a la AP-66 en el segundo lugar en el ranking de las autopistas más caras por kilómetro del territorio español. La primera es la de Guadarrama (AP-6) cuyo precio es de 13 euros por un trayecto de 69 kilómetros entre Adanero (Castilla y León) y Villalba (Madrid). En consecuencia: los asturianos son los que más pagan en peajes de España por llegar por carretera a Madrid. En total: 26,50 euros en el caso de los turismos.

Una sociedad indignada

"Al aislamiento por razones orográficas se suma el aislamiento por el coste de que tiene acceder a la meseta", comenta Dacio Alonso, presidente de la Unión de Consumidores del Asturias. "Y a esta indignación por parte de la sociedad asturiana se suma ahora el agravio comparativo frente a otras comunidades donde los peajes sí se han eliminado". Así analiza el representante de la Unión de Consumidores del Principado la reciente supresión de las concesiones en las autopistas de Cataluña, Aragón y Comunidad Valenciana. La del Huerna durará 75 años en total, alcanzando así el máximo legal permitido, hasta 2050. Así lo estipuló en el año 2000 el gobierno de José María Aznar y Francisco Álvarez-Cascos, cuando decidió prorrogar 29 años más el acuerdo con la empresa Aucalsa.

"No se cumplió la directiva del año 93, por la que cualquier adjudicación tiene que estar sometida a un procedimiento abierto", explica Daniel Ripa, secretario general de Podemos Asturias. La organización ha denunciado ante la Comisión Europea y el Tribunal Supremo la ampliación de esta concesión, considerando que fue ilegal al no someterse a trámite de licitación pública. "Fue un procedimiento que se hizo a dedo", añade Ripa. Sin embargo, la concesión del Huerna no fue la única que el gobierno de Aznar decidió prorrogar. Con la AP-9 de Galicia haría lo mismo.

AP-9 y AP-66

La Comisión Europea remitió al Gobierno de España una carta de emplazamiento hace dos semanas para informarle de que la ampliación que la concesión de la AP-9 que se hizo en Galicia vulnera las directivas comunitarias sobre contratación pública. Los casos de la AP-9 de Galicia y la AP-66 del Huerna en Asturias, son similares en ese aspecto. La entidad gallega En-Colectivo, denunció ante Bruselas el contrato de la AP-9 considerando que se benefició a la concesionaria y eludió el concurso público. Podemos Asturias ha hecho lo mismo con la autopista del Huerna. 

"Creemos que la acción que ha realizado Podemos puede ayudar a clarificar la situación, pero nosotros somos el Gobierno y tenemos que actuar con esa responsabilidad y colaborar en los términos en que avance y se analice cuál es la situación". Así lo explica en un un comunicado el Consejero de Medio Rural y Cohesión Territorial del Principado de Asturias, Alejandro Calvo. "Sabíamos que era injusta y, si además es irregular, estaríamos ante una situación que además tendrá unas responsabilidades que tendrán que determinarse en su caso", concluye Calvo. 

Según la estimación de la formación morada del Principado, la concesionaria Aucalsa ganaría 3.200 millones de euros hasta 2050 administrando la AP-66. "Eso lo vamos a pagar nosotros y el Estado con bonificación", añade Daniel Ripa. "Estamos convencidos que la UE en menos de un año nos va a dar la razón".

Bonificaciones "insuficientes"

Desde el Ministerio de Transportes consideran que la ampliación del peaje de la AP-66 hasta 2050 fue legal al igual que lo fue la de la AP-9 en Galicia, aunque su aprobación fuese "cuestionable políticamente". En estos momentos estudia la mejora de los descuentos en el peaje astur-leonés con la ampliación de la partida de 9,16 millones para "compensar esta situación injusta", en palabras del Consejero de Medio Rural y Cohesión Territorial del Principado de Asturias, Alejandro Calvo. 

"Pensamos que se puede incrementar fuertemente, entre un 50% y un 60% las bonificaciones disponibles, que ahora están por encima de los 6 millones de euros, y lo que estamos haciendo ahora es un análisis detallado de tráfico para que ese dinero sea lo más útil y la bonificación llegue a los profesionales y los usuarios recurrentes de la vía", detalla Calvo en su comunicado. A falta de concretar las futuras cifras, las asociaciones de transportistas y de consumidores del Principado consideran que esos 9,1 millones de euros se quedarán cortos, aunque "toda rebaja es bienvenida", apunta el presidente de Cesintra. La patronal de del transporte asturiana calcula que el descuento sería de 11% y no del 20% que sí consideran "bastante interesante para el sector".

"El momento para parar el peaje es ahora" afirma Daniel Ripa. ¿Qué sucede si prospera la denuncia de Podemos Asturias ante la Comisión Europea? "Estamos pidiendo a la gente que, a partir de este domingo, guarde todos los tickets del peaje", comenta el portavoz del partido en el Principado. "Puede haber un reembolso".

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats