Exclusiva

La ministra de Sanidad da marcha atrás al fichaje de una cargo del Gobierno gallego imputada por homicidio

Félix Rubial y González-Criado, los dos cargos gallegos imputados por homicidio, a la salida de los juzgados en Santiago.

Todo estaba atado. La subdirectora de Farmacia de la Xunta de Galicia Carolina González-Criado tramitó su cese a mediados de marzo como alto cargo en el Gobierno de Alberto Núñez Feijóo y se tomó unos días de vacaciones antes de incorporarse al ministerio de Sanidad a la vuelta de semana santa.

El Ministerio de Sanidad ficha a una alto cargo de Feijóo imputada por homicidio al retrasar fármacos de la hepatitis

El Ministerio de Sanidad ficha a una alto cargo de Feijóo imputada por homicidio al retrasar fármacos de la hepatitis

Su primer cometido allí sería realizar un informe técnico relacionado con su especialidad en farmacia que se iba a tramitar a través de una comisión de servicios -un procedimiento que facilita el traspaso de funcionarios de unas administraciones a otras-.  Pero el puesto que se le había prometido era el de subdirectora general de Calidad del Medicamento puesto que la cúpula del ministerio daba por hecho desde hace un par de meses la salida de Carlos Lens, confirmada la pasada semana.

Ese era el plan establecido por la directora general de Farmacia del Ministerio, Encarnación Cruz, que tomó posesión el pasado mayo proveniente de la consejería de Sanidad de Madrid, y que realizó personalmente el ofrecimiento a González-Criado, a quien conocía de las reuniones sectoriales sobre farmacia en las que participan cargos de los distintos Gobiernos autonómicos de los que ambas formaron parte. La funcionaria gallega aceptó el puesto y se despidió en la Xunta, donde estaba muy discutida desde que en 2016 fue imputada por homicidio imprudente en un juzgado de Santiago por retrasar fármacos de la hepatitis a varios pacientes que acabaron muriendo. Su salida se produjo a petición propia y el Gobierno gallego no tardó en encontrar un sustituto para ese puesto que se cubrió el mes pasado.

Eldiario.es adelantó el pasado 26 de marzo el polémico fichaje por parte del ministerio. La incorporación a su nuevo destino en Madrid estaba prevista para el 2 de mayo en la sede del ministerio pero esta nunca se produjo. 

Fue Dolors Montserrat en persona la que paralizó el nombramiento desautorizando a la directora general de Farmacia. Según su personal de confianza, lo hizo en cuanto conoció que iba a producirse. Una portavoz oficial del Ministerio asegura a eldiario.es: "Nunca fue contratada. Había sido tanteada pero ni va a venir a hacer un estudio ni será contratada para ningún puesto, no con esta ministra".

Así que Carolina González-Criado, de quien la oposición en Galicia había reclamado insistentemente su cese desde que se conoció su imputación hace más de dos años, abandonó el cargo en la Xunta y se incorporó a su puesto de funcionaria rasa.

Entretanto, la subdirección general del medicamento del ministerio sigue vacante a la espera de encontrar un perfil adecuado para sustituir a Lens. El subdirector saliente se incorpora al gabinete del secretario general, José Javier Castrodeza, para poner en marcha el plan de medicina personalidad.

El otro cargo del Gobierno gallego imputado en la investigación por las muertes de la hepatitis, Félix Ruibal, sigue como gerente del hospital estrella de la Administración gallega, el Álvaro Cunqueiro de Vigo, adonde saltó ya estando imputado desde su puesto como director general de Asistencia Sanitaria del Gobierno gallego. 

La plataforma de Afectados por la Hepatitis de Galicia llegó a enviar una carta a Dolors Montserrat en la que calificaba como "provocación y afrenta a las víctimas" la incorporación de Carolina González-Criado al ministerio.

Etiquetas
Publicado el
18 de abril de 2018 - 20:49 h

Descubre nuestras apps

stats