eldiario.es

Menú

La Caja Negra La Caja Negra

Álvaro Díaz Lorenzo (cineasta): "Andalucía debería ser el Hollywood de Europa"

El 16 de junio se estrena la comedia 'Señor, dame paciencia', una "catarsis familiar" con Sanlúcar de Barrameda como telón de fondo

- PUBLICIDAD -
Parte del equipo de 'Señor, dame paciencia'

Parte del equipo de 'Señor, dame paciencia' Ricardo

El cineasta Álvaro Díaz Lorenzo propone una "catarsis familiar" con  Señor, dame paciencia, una película rodada en uno 80% en Sanlúcar de Barrameda (Cádiz), donde este martes se ha preestrenado en presencia de buena parte de su equipo. "La elección de esta población responde, entre otras cosas, a que "no está trillada como otros sitios", ha explicado, seducido por un escenario con "suficiente personalidad" como para ser otro de los protagonistas de una historia aderezada con manzanilla y teñida por las puestas de sol en Bajo de Guía.

La que sus productores esperan que sea la gran comedia española del verano, siguiendo la estela de Ocho apellidos vascos y su secuela Ocho apellidos catalanes, cuenta el viaje de un padre gruñón y conservador (Jordi Sánchez) y sus hijos y yernos para arrojar las cenizas de una madre entrañable (Rossy de Palma) en la desembocadura del río Guadalquivir, un periplo en el que el cabeza de familia tendrá que superar todo tipo de prejuicios, y sobre todo, su racismo y homofobia. 

Tras su ópera prima Café solo o con ellas y La despedida, este joven director, nacido en Madrid pero residente desde hace años en Fuengirola (Málaga), cree que ofrece lo que "mejor" sabe y es "hacer reír", para lo que en esta ocasión no evita ni tópicos ni retorcer la realidad hasta que lo que cuenta parece incluso posible, lo que puede no dar los resultados esperados para un público más exigente pero, en principio, le augura el lleno en las salas. Necesario, teniendo en cuenta los cuatro millones de euros de presupuesto, como revela uno de los productores, Antonio Pérez, presente en la presentación para la prensa.

El director recorre Bajo de Guía y, con el resto del equipo, se deja fotografiar y recibe el saludo de los lugareños que todavía recuerdan con nostalgia las semanas de rodaje entre septiembre y octubre de 2016, e incluso alguno echa en falta la presencia de Andrés Velencoso y Eduardo Casanova en el paseo. El autor, con Doñana a sus espaldas, se muestra orgulloso del escenario: "Andalucía debería ser el Hollywood de Europa. Lo tiene todo. Y como cada vez se rueda más, los equipos son mejores. Todo el mundo quiere rodar en Andalucía".

Es más, guarda con celo -"no voy a contar más"- el contenido de otro proyecto en el que ya trabaja y que también se desarrolla en Andalucía. Ha contado para esta ocasión con la colaboración de la Andalucía Film Comission, cuya directora, Piluca Querol, y el de la España Film Comission,  Carlos Rosado, se encuentran en el preestreno, para el que también ha sido invitado el consejero de Turismo y Deporte, Francisco Javier Fernández, dado que su departamento ha participado en la producción, igual que la RTVA.

En el guión, para el que el propio Álvaro Díaz Lorenzo trabajó cerca de un año, sostiene que se puede reconocer algo de la estadounidense  Pequeña Miss Sunshine e incluso de la francesa  Dios mío, ¿pero qué te hemos hecho?, pero sobre todo insiste en su idea de reflejar "una España cada vez un país más multicultural" que "si se puede contar con un poco de humor, mejor".

En este sentido, el actor Bore Buika, que en la película es el yerno vasco, negro y gay, resume que "ha sido maravilloso el reto de ser el segundo personaje que hacía de español". Sobre todo porque "siendo negro", se le presume que lo que le toca es "hacer de inmigrante, por lo que ya era hora" de una oportunidad como la de este filme. Su hermano, Armando Buika, es precisamente uno de los impulsores de la plataforma Black View, que reivindica el papel de los negros en el cine. "No es una plataforma de protesta, sino de decir que estamos aquí. Igual que los andaluces están intentando decir que no tienen por qué ser graciosos por su acento. Por eso Black View quiere romper con esos estereotipos y estoy contento de que poco a poco nos acerquemos a esa realidad", apunta.

Por su parte, Salva Reina, a quien le toca el papel de otro yerno, en su caso un antisistema poco aseado y corto de miras, lo tiene claro: "La risa auténtica es muy difícil de impostar. La comedia une a la gente y a la vez es un medio para transmitir otro tipo de mensajes". También él coincide en que se ha enamorado de las localizaciones: "Sanlúcar de Barrameda me ha parecido rodar en el paraíso". 

Producida por DLO, Suroeste Films y Atresmedia Cine -y distribuida por Warner Bros Pictures España- se estrenará el 16 de junio, con un reparto que completan, entre otros, Megan Montaner, David Guapo, Silvia Alonso y Paco Tous.

De este modo, tras un rodaje de siete semanas, que se ha desarrollado también en Madrid y alrededores y en las poblaciones de Rota y Chipiona (Cádiz), comienza la promoción de una película que por encima de todo habla de "esas tensiones familiares que todos tenemos, de esas cenas navideñas interminables en casa de tu suegra, de esos domingos en la playa con tus cuñados o de esos cumpleaños de niños que casi no conoces". Pero también de que "al final del día uno se da cuenta de que por encima de los prejuicios, las rivalidades y las enemistades absurdas está la familia".

Una hora más tarde, en los multicines Al Andalus de Sanlúcar de Barrameda, la locura: la gente hace cola para ver "la película rodada en el pueblo". La consejera de Cultura, Rosa Aguilar, se une a su homólogo Francisco Javier Fernández para el photocall junto a Víctor Mora, alcalde de Sanlúcar de Barrameda, y diputados de C's naturales del municipio, como Juan Marín y Sergio Romero, que se suman al resto para disfrutar de la película en la sala. 

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha