eldiario.es

Menú

Balance de IU del primer año de García-Page: "aún deja mucho que desear"

El coordinador regional de la formación, Daniel Martínez, ha advertido de que el Plan Extraordinario de Empleo no es la solución al desempleo en la región y aboga por líneas "estratégicas" de empleo

Martínez reitera la necesidad de un nuevo Estatuto de Autonomía, señalando que la reducción del Parlamento a 33 diputados es "reducir a la mínima expresión el poder legislativo"

- PUBLICIDAD -
IU opina que el Gobierno de Page "aún deja mucho que desear" y que las Cortes no han cambiado su forma de funcionar

El coordinador regional de Izquierda Unida, Daniel Martínez, ha asegurado que el Gobierno de Emiliano García-Page "aún deja mucho que desear" y cree que en mayo del año pasado "había unas expectativas de mayor incidencia en el cambio" y que "queda más por hacer que lo que se ha hecho hasta ahora". Así se ha expresado en un balance del primer año de Gobierno, según ha afirmado en una entrevista concedida a Europa Press.

Martínez ha advertido de que aún "hay muchas ayudas, subvenciones, programas sociales o de empleo que siguen siendo los mismos" que tenía la expresidenta de Castilla-La Mancha María Dolores de Cospedal "en su momento", por lo que el líder regional de IU considera que "hay mucho que cambiar en ese sentido". "En todo caso si tuviera que decir si estamos peor o mejor que hace un año, estamos mejor seguro con este Gobierno", aunque "para mí deja mucho que desear aún".

El también alcalde de la localidad albaceteña El Ballestero ha querido evaluar el Plan Extraordinario de Empleo que la Junta de Comunidades ha puesto en marcha, señalando que "no puede ser la solución al desempleo en Castilla-La Mancha". De este modo ha señalado que el paso a seguir es "impulsar líneas estratégicas de creación de empleo", unas líneas que ahora mismo "no las vemos y no se están desarrollando por ningún sitio".

Aunque ha destacado que este Plan de Empleo no es "el bálsamo de Fierabrás", Martínez sí que opina que es "positivo". No obstante, piensa que "habrá que ir mejorándolo" y, para ello, Izquierda Unida se compromete a hacer propuestas de modificación para el plan del próximo año. Por otro lado, cree que el Gobierno de Castilla-La Mancha tiene que plantearse asumir "el cien por cien" de la financiación del plan o "acercarse lo más posible" a este porcentaje.

Las Cortes no han cambiado

Centrándose en la actividad parlamentaria, Daniel Martínez ha recalcado que las Cortes de Castilla-La Mancha "no han cambiado la forma de funcionar" durante esta legislatura. "El cambio en las Cortes está en que no hay mayoría absoluta, ese es el cambio fundamental que ha habido", lo que, a su entender, "obliga a diálogos entre los grupos institucionales y no de cara a la participación ciudadana".

Es por ello que ha reivindicado unas Cortes que sean "más abiertas" a propuestas de iniciativas legislativas ciudadanas o populares o a la participación de colectivos o de organizaciones sociales, al margen de lo que son las propias Cortes. "En eso hay mucho que avanzar, porque son unas Cortes bastante herméticas", ha criticado.

Esta reflexión le ha servido al líder de IU para aclarar que la formación aún no tiene una propuesta base sobre la que trabajar en relación a la modificación de la Ley del Gobierno y a la reforma del Reglamento de las Cortes. Sobre esta última, Martínez cree que se debería de volver a la dedicación exclusiva remunerada de los diputados porque, según ha afirmado, "hay que cumplir con el mandato que dan los ciudadanos cuando eligen a un diputado y, si no tiene dedicación exclusiva, ese mandato se cumple de forma parcial o no se cumple".

Nuevo Estatuto de Autonomía

También ha pedido "un Estatuto de Autonomía de nueva generación, que atienda y dé cobertura a las necesidades sociales que existen hoy en Castilla-La Mancha", al tiempo que ha confiado en que "cuanto antes" se afronte su reforma así como la de la ley electoral.

Sobre este último aspecto, Martínez ha indicado que "la circunscripción única no es inalcanzable" y cree que se puede implantar. También propone "un fondo de restos", es decir, "una vez que se sobrepase el umbral electoral (el 3 por ciento), que el resto de votos que no haya contado para obtener un diputado se reparta entre todas las fuerzas de forma proporcional".

"Lo fundamental no es tanto el número de escaños, puede haber 33 y ser una ley electoral proporcional y justa", aunque Martínez cree que "en una región como Castilla-La Mancha que el Parlamento regional quede reducido a 33 diputados es reducir a la mínima expresión el poder legislativo". "Es algo que no se entiende y atenta a la separación de poderes", ha advertido.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha