eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Un dirigente laborista británico defiende la libertad de voto sobre los ataques a Siria

- PUBLICIDAD -

El portavoz de Economía del Partido Laborista británico, John McDonnell, pidió hoy romper la disciplina parlamentaria en una eventual votación sobre la participación del Reino Unido en bombardeos al Estado Islámico (EI) en Siria, ante las discrepancias que han dividido al primer partido de la oposición.

"Algunos asuntos, como ir a la guerra, deberían estar por encima de la política de partidos. Creo que vamos hacia una situación en la que todas las formaciones, en situaciones como esta, en las que interviene la conciencia moral, deben estar por encima de la disciplina de voto", dijo McDonnell en la cadena BBC Radio 4.

El líder laborista, Jeremy Corbyn, manifestó el jueves su intención de oponerse a la propuesta de extender a Siria los ataques que el Ejército británico realiza desde septiembre de 2014 en Irak, en contra de la opinión de algunos miembros de su equipo, el llamado gabinete "en la sombra".

El primer ministro británico, David Cameron, ha argumentado ante el Parlamento a favor de sumarse a los bombardeos que lidera Estados Unidos y espera contar con una amplia mayoría en la Cámara de los Comunes para dar ese paso.

"No debería haber ninguna disciplina de partido en un asunto como este. Cada uno debería seguir su propio juicio", recalcó hoy McDonnell, uno de los dirigentes laboristas alineados en contra del punto de vista de su líder, junto con altos cargos como el "número dos" de Corbyn, Tom Watson, y el portavoz de Exteriores, Hilary Benn.

Para tratar de ganar peso antes de que el lunes se reúna la cúpula del Partido Laborista en busca de una postura común, Corbyn ha enviado una encuesta a los militantes sobre su posición respecto a una intervención militar en Siria y les ha urgido a remitir sus respuestas durante este fin de semana.

Corbyn, en el ala izquierda del laborismo, fue elegido en septiembre con un amplio respaldo de las bases del partido, si bien sus discrepancias con algunos dirigentes de la formación han sido públicas desde sus primeras semanas en la dirección, en asuntos como la renovación de la flota de submarinos nucleares británicos, a la que se opone.

Según una encuesta divulgada hoy por el diario "Daily Mirror", el 48 % de los británicos apoya participar en los ataques al EI en Siria, mientras que el 30 % se opone y 22 % se muestra indeciso.

Al mismo tiempo, el 59 % de la población del Reino Unido considera que una intervención militar incrementaría el riesgo de sufrir un ataque terrorista en el país.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha