eldiario.es

Menú

INTERNACIONAL

Reino Unido establece 'categorías' de menores refugiados para rechazar miles de asilos

El gobierno británico veta la entrada a los adolescentes no acompañados de Afganistán, Yemen y Eritrea

Acogerá a los menores de 12 años sin importar su país de origen y a aquellos de “15 años o menos que sean de nacionalidad siria o sudanesa”

La ONG Citizens UK estima que en torno al 40% de los menores que estaban en Calais en el momento de su desalojo eran eritreos o afganos

El campo de Calais fue demolido hace dos semanas, con alrededor de 2.000 menores y adultos jóvenes desperdigados por los centros de detención franceses

- PUBLICIDAD -
Vista aérea del campo improvisado de refugiados y migrantes en Calais (Francia)./ Efe.

Vista aérea del campo improvisado de refugiados y migrantes en Calais (Francia)./ Efe. EFE

Reino Unido prohibirá la entrada a su país a los adolescentes no acompañados del campo de refugiados de Calais procedentes de Afganistán, Yemen y Eritrea, según las directrices del ministerio de Interior.

La decisión limitará la entrada de adolescentes sin familiares en Reino Unido exclusivamente a los nacionales de Siria y Sudán, excepto en circunstancias excepcionales. Dicha medida ha sido criticada por los activistas y las organizaciones en defensa de los refugiados.

El ministerio de Interior británico ha decidido que acogerá a los menores de 12 años sin importar la nacionalidad, a aquellos en alto riesgo de explotación sexual y a aquellos de “15 años o menos que sean de nacionalidad siria o sudanesa”, ya que estas nacionalidades tienen garantizado el asilo en Reino Unido en un 75% de los casos.

Shas Sheehan, del partido Liberal Demócrata, ha indicado que las nuevas normas, cuyos detalles se hicieron públicos el martes por la noche, son “inaceptables”. Sheehan ha asegurado que la decisión sería recibida como un golpe terrible para los refugiados de otros países a los que se ha hecho creer que podrían entrar en Reino Unido. “Es bastante arbitrario. No nos imaginábamos que iban a aplicar este tipo de criterio”, ha añadido.

Sheehan teme que los adolescentes a la espera de la concesión de asilo en los centros de recepción en Francia se escapen y vuelvan a Calais para saltar a los camiones con destino a Reino Unido arriesgando sus vidas. “La gente estará destrozada”, ha indicado en referencia a algunos de los refugiados por los que ha hecho campaña en el campo de Calais.

Rabbi Janet Darley, presidenta de la ONG Citizens UK, acusa al gobierno de dar marcha atrás en sus promesas. “Reino Unido está dando marcha atrás injustificadamente en su compromiso con los menores refugiados en situación vulnerable en Europa. El equipo de entrada segura de Citizens UK estima que en torno al 40% de los menores que estaban en Calais en el momento de su desalojo eran eritreos o afganos”, señala Darley.

Al rechazar a los menores de estas nacionalidades, la ministra de Interior está impidiendo de forma arbitraria que muchos menores vulnerables se beneficien de la enmienda Dubs y hará imposible que mantenga su promesa de acoja a la mitad de los menores no acompañados en Calais”, se lamenta Darley.

Actualmente  Reino Unido permite la entrada a los menores no acompañados que ya tengan un familiar asentado en el país como parte de un programa de reunificación familiar de “traslado rápido” bajo el mandato del derecho comunitario. El resto, aunque no tengan familia en Reino Unido, cumplen los requisitos para entrar de acuerdo con una enmienda a las leyes de inmigración promovida por el diputado Alf Dubs a principios de este año.

Las nuevas directrices fueron transmitidas al personal de Interior el 8 de noviembre y the Guardian  ha accedido a ellas   después de que fuesen compartidas el martes con las organizaciones benéficas que han estado trabajando en el campo de Calais. La decisión se produce después de que algunos periódicos sensacionalistas hayan afirmado que algunos de los jóvenes que están llegando a Reino Unido tienen más de 18 años.

El campo de Calais fue demolido hace dos semanas, con alrededor de 2.000 menores y adultos jóvenes de 16, 17 y 18 años desperdigados por los centros de detención franceses mientras se examinan sus casos por autoridades francesas y británicas. Reino Unido tan solo ha aceptado hasta ahora a 330 menores del campo de refugiados de Calais.

Citizens UK afirma también que el proceso de Interior para trasladar a los menores a Reino Unido se ha estancado. Un grupo de chicas entre 15 y 17 años llegó a Escocia bajo la enmienda Dubs el pasado fin de semana, pero la ONG no registra ningún otro traslado durante la semana pasada. De los menores no acompañados que han sido trasladados de Francia a Reino Unido este año, unos 250 son parte del programa de reunificación familiar de “traslado rápido”.

El caótico desalojo de Calais generó fuertes tensiones entre el gobierno británico y francés, con el presidente de Francia diciendo a Reino Unido que tenía que cumplir con su “deber moral” y permitir la entrada de 1.000 menores procedentes del campo de refugiados.

El ministerio de Interior ha declarado que “todos los menores con un familiar cercano en Reino Unido se considerarán para ser trasladados” y se evaluará a aquellos sin vínculos familiares de acuerdo con las nuevas directrices.

Traducido por Javier Biosca Azcoiti

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha