Opinión y blogs

eldiario.es

Jóvenes, mujeres y niños ¡al final de la cola!

Imagen de archivo de menores en un aula. / Edu Bayer

Hemos dejado la crisis atrás. No se empeñen en negarlo. Los síntomas de recuperación son apabullantes: crece el empleo, sube el precio de la vivienda, e incluso se descontrola la inflación. Cualquier día de estos veremos abrir una nueva oficina inmobiliaria en el vecindario o nos llamará un banco para ofrecernos un préstamo. La crisis forma parte del pasado, un pasado doloroso, pero finiquitado. No le den más vueltas. Si siguen revolcándose en los recuerdos de un drama ya superado, van a empezar a mandar señales preocupantes.

Lo que no forma parte del pasado son problemas sociales estructurales que nos acompañan desde mucho antes de que estallara la crisis y las secuelas que esta ha producido, que van por barrios. Visibles son las cicatrices de quienes sufrieron más, que no fuimos todos, ni la gente, ni las mayorías sociales, ni siquiera las clases medias, por mucho que haya quienes quiera describirnos interesadamente la crisis como una experiencia colectiva, trasversal, de la que solo logró librarse un grupo reducido de villanos atrincherados en inasequibles refugios del privilegio.

No salimos de la crisis igual que entramos. Salimos con un mercado de trabajo más precario y con un Estado de bienestar más frágil, no tanto por los recortes (que haberlos, los ha habido sin duda, pero no siempre tan dramáticos como algunos nos señalan), sino porque la etapa de crisis representó una cuasi-década perdida para las políticas públicas. Durante ocho años no hicimos los deberes para adaptarnos a nuevos desafíos. Y lo poco que se hizo acentuó desequilibrios y fenómenos de injusticia social.

Seguir leyendo »

No hablarás con acento andaluz en el telediario de las 9

55 Comentarios

El meteorólogo español José Antonio Maldonado en una entrevista para el diario 20 Minutos.

Hace unos días salió publicado que el obispado de Salamanca ha pedido a las hermandades de Semana Santa que eviten usar expresiones andaluzas durante las procesiones arguyendo que "suenan mal".

▶ Piden por carta a las hermandades de la Semana Santa salmantina no usar expresiones andaluzas porque "suenan mal" https://t.co/TvZXTtnu2a pic.twitter.com/pHxdV1xnyv

Aunque es una noticia aparentemente local y sin otro interés que el de seguir los cotilleos de los cofrades y capillitas salmantinos, lo cierto es que recoge uno de los estereotipos lingüísticos más extendidos: lo mal que hablan los andaluces. El mito llega hasta tal punto que no son pocos los andaluces que lo han interiorizado y están convencidos de que hablar como ellos lo hacen es "hablar mal":

Seguir leyendo »

Crisis. Episodio 4. La batalla judicial

Ya que este 2017 llega a nuestras pantallas el Episodio 4 de la saga "Crisis", subtitulado "La batalla judicial", es buen momento para recordar los anteriores episodios de la exitosa saga.

Crisis. Episodio 1. El ataque de los mercados: terremoto global financiero, grandes bancos en caída libre, el euro amenazado, países rescatados, mercados al ataque, la burbuja española revienta. La primera entrega de la serie estaba protagonizada por los economistas. Suyas eran las páginas de opinión, donde día sí y día también nos explicaban las causas de la crisis, sus efectos, sus soluciones. Suyas eran las tertulias televisivas, donde usaban la pizarra para ilustrarnos de forma sencilla qué eran una subprime o un test de estrés, cómo funcionaba una subasta de deuda... Seguíamos la prima de riesgo al minuto, y los informativos conectaban en directo con la Bolsa madrileña, donde el reportero a pie de parqué contaba la última hora del Ibex. Aunque reinaban los expertos neoliberales, algunos economistas heterodoxos conseguían abrirse paso.

Crisis. Episodio 2. Arde la calle: la crisis financiera aterriza cual misil sobre la "economía real", y se vuelve crisis social. El reportero dejaba la Bolsa para conectar en directo desde la cola del paro, donde nos daba el dato mensual de desempleo. Desigualdad, recortes, desahucios, pobreza (a los que sumar interminables casos de corrupción) calentaban la calle: huelgas generales, 15M, mareas de colores, stop desahucios, escraches, marchas de la dignidad desde las que conectaba en directo el telediario los días que no había dato de paro. Los economistas reculaban un poco en tertulias y artículos, dejando hueco para sociólogos que avisaban de desplazamientos subterráneos en la opinión pública, intentaban entender el 15M y alertaban de un estallido social si no cambiaba el rumbo.

Seguir leyendo »

¿PSOE o no PSOE de izquierdas?

54 Comentarios

Javier Fernández, presidente de la Gestora del PSOE.

Los barones y la gestora socialista están preocupados por el tirón entre los militantes y el nivel de movilización que está consiguiendo Pedro Sánchez. Lo único que me sorprende… Es que les sorprenda.

Da la sensación de que, según pasan las semanas, los dirigentes que organizaron y perpetraron el golpe de Estado en el PSOE siguen confiando en que un milagro les saque del callejón sin salida en el que ellos mismos se metieron. Las diferencias políticas y personales con Pedro Sánchez les llevaron a un estado de enajenación mental transitoria, similar al que empuja a una persona pacífica a cometer una barbaridad impensable… un crimen o, como ejemplo mejor traído en este caso, un suicidio. Los muñidores de este nuevo PSOE detallan en privado, cada vez que se les pregunta, numerosos problemas y agravios internos para justificar el puñetazo en la mesa con el que derribaron a su líder. Su gran problema es que ni uno solo de esos motivos representa nada para sus votantes: “Sánchez no tenía cultura de partido”, “iba por libre”, “nos llevaba a unas nuevas elecciones en las que habríamos sacado peores resultados”, “estaba negociando un Gobierno sin consultarnos…”.

Estas críticas pueden parecer muy legítimas y acertadas en los despachos de Ferraz o en los pasillos del Congreso de los Diputados, pero no significan un pimiento para los parados, las camareras de piso, los jubilados, los estibadores, los contratados por horas, los fiscales cesados, los estudiantes sin beca, los trabajadores de Coca Cola, las mujeres amenazadas, los expatriados, los periodistas que sufren la censura en TVE, las víctimas de una Justicia que se muestra inflexible con el débil y sumisa ante el poderoso… Todas estas personas, lo único que recuerdan cada día, cuando se levantan de la cama, es que gracias a la abstención del PSOE su país sigue gobernado por el partido de la corrupción, los recortes y la eterna mentira.

Seguir leyendo »

El prisionero Nahuel no es hermana ni cuñado del rey

28 Comentarios

La Plataforma Nahuel Libertad pide que se le escriban cartas de apoyo a la prisión.

Juan Manuel Bustamante lleva un año y cuatro meses en prisión preventiva. Tiene 26 años y es conocido como Nahuel. Está acusado de presunta pertenencia a banda terrorista por la quema de varias sucursales bancarias. No hay una sola prueba que lo inculpe ni que demuestre cualquier clase de participación en los hechos, pero Nahuel sufre por tal presunción el régimen más duro, el FIES, que se aplica a los condenados por terrorismo: una dispersión que le ha llevado en este tiempo por cinco cárceles distintas y la denegación por cuatro veces de la libertad provisional. No se le ha concedido porque se consideró que había “riesgo de fuga” y “falta de arraigo” en España. Aunque tiene nacionalidad española, Nahuel es de origen peruano.

Nuestra indignación ante la absolución de Cristina de Borbón y la libertad provisional sin fianza de Iñaki Urdangarín se basa en que la realidad de la Justicia es justo la contraria de lo que dijo su padre y suegro, ex rey de España que conserva honores como el de no poder ser juzgado (por poner el primer ejemplo que se me viene a la cabeza). Cuando el yerno Iñaki fue imputado, y en Zarzuela y aledaños se vio que la cosa se ponía fea y había que repartir unas culpas que podían salpicar, el emérito proclamó que la Justicia es igual para todos. Sabíamos que lo que decía no era cierto, pero las últimas decisiones judiciales lo confirman de manera alarmante.

Comparar las decisiones tomadas con Nahuel y las tomadas con Urdangarín y Borbón justifica toda la indignación que hemos sentido estos días. Y, en un Estado de derecho, genera un peligroso descrédito del poder judicial y la administración de justicia. Pensamos, por supuesto, que no, que todos no somos iguales ante la ley. Urdangarín, cuyos delitos han sido probados, y él condenado por ellos, puede esperar, por su “demostrado arraigo” (en Ginebra), a la resolución de su recurso en su cómoda casa suiza. Nahuel lleva 480 días sin pisar la suya, seguramente mucho más modesta, y privado de toda libertad. Urdangarín solo tendrá que presentarse una vez al mes ante la policía. Nahuel ha estado en aislamiento bajo ese régimen considerado una cárcel dentro de la cárcel que es el FIES, por el que ha tenido restringidas las llamadas o las horas de patio. Urdangarín está casado con una infanta de España a la que el fiscal y la abogada del Estado han protegido sin pudor. Nahuel formaba parte del grupo Straight Edge Madrid, antiespecista, antifascista y vinculado al anarquismo, y nadie de la Justicia, a excepción de sus abogados, se ha preocupado por él. No, la justicia no es igual para Urdangarín y para Nahuel.

Seguir leyendo »

¿Y si prohibimos (o sancionamos) la mentira?

54 Comentarios

Donald Trump, presidente de Estados Unidos.

Parafraseando a Martin Niemöller, podríamos decir que los grandes medios comenzaron a mentir y engañar, pero no les preocupó porque formaba parte de su negocio y trataban bien a los poderosos. También mentían y engañaban los políticos gobernantes, pero tampoco importaba porque cuando gobernaban garantizaban que todo siguiese igual. Pero llegó un momento en que también comenzaron a engañar con sus mentiras algunos políticos psicópatas e incluso todo el mundo comenzó a sacar adelante sus mentiras en las redes sociales. Y entonces se alarmaron, pero ya era demasiado tarde. La mentira se había apropiado de nuestra información, de nuestro análisis de la actualidad y, lo que es peor, a la población ya le daba igual lo real que lo falso.

El escritor Adolfo Muñoz García nos recordaba que la historia está llena de mentiras que se han ido manteniendo porque interesaba: "Para mentir no es necesario caer en el bulo. Se puede mentir diciendo solo una parte de la verdad. Se destaca una pequeña parte de la verdad, se la ilumina, se la descontextualiza, se la carga de notas sentimentales... y ya tenemos esa pequeña parte de la verdad convertida en una descomunal mentira". Es lo que han estado haciendo los grandes medios desde hace décadas. Como señala Muñoz García, "el buen bulo político triunfa porque tiene las cualidades necesarias para triunfar".

No es lo más frecuente que la realidad supere en espectacularidad a la ficción. Es más fácil triunfar en el periodismo, en las redes y en la política con la mentira atractiva, contundente y bien aderezada que una verdad aburrida, compleja y llena de matices.

Seguir leyendo »

Marine Le Pen se legitima en Líbano

El ministro de Exteriores libanés, Gibran Bassil (i), conversa con la líder de la ultraderecha francesa, Marine Le Pen, durante su reunión en el Ministerio de Exteriores en Beirut (Líbano).

En plena campaña para las elecciones presidenciales francesas, la líder del Frente Nacional, Marine Le Pen, dio esta semana en Beirut un paso simbólico en su proyección como candidata al Gobierno. Además del presidente, el cristiano maronita Michel Aoun, a Le Pen la recibieron el primer ministro, Saad Hariri; el ministro de Asuntos Exteriores, Gebran Bassil; el patriarca de la Iglesia maronita Bechara Boutros al-Rahi; el representante de las Fuerzas Libanesas Samir Geagea, y el líder falangista Sami Gemayel. Una representación de las principales fuerzas del país en la que también estuvo incluido Hezbollah, ya que aunque Le Pen se cuida de que se la vincule con la ideología del partido de Nasrallah, la comunicación entre ambos viene garantizada por el presidente Aoun, con quien Hezbollah firmó un acuerdo político en 2007. Es la primera vez que a la candidata ultraderechista la reciben las máximas autoridades de un país.

Le Pen no ha sido recibida por una organización o un partido ideológicamente cercano al suyo, sino por el propio Estado libanés. Ha roto así el boicot internacional a su figura, y lo ha hecho nada menos que en un país de enorme importancia geoestratégica, implicado activamente en la guerra de Siria y principal receptor de refugiados de la región, junto con Turquía. La visita se produjo pese a las protestas de cientos de personas, que firmaron días antes  una petición y organizaron una manifestación en su contra.

Tanto la candidata ultraderechista, que ha iniciado una ronda por Oriente Medio que busca mejorar su imagen y conseguir financiación, como las autoridades libanesas, han dejado claro con este encuentro oficial la visión compartida en asuntos clave como la postura respecto al régimen sirio liderado por Bashar al-Asad y las políticas relativas a los refugiados.

Seguir leyendo »

La carne que comemos

55 Comentarios

Hay libros que no son libros, son relámpagos. La carne que comemos, del activista británico en defensa de los animales Philip Lymbery, es uno de esos libros. El año pasado mi editora en Alianza Editorial me propuso participar en la edición en castellano de esta obra que acaba de llegar a las librerías. Recuerdo que cuando recibí el original y empecé a leer sus páginas entendí al instante que aquello me iba a causar problemas de conciencia. Y así fue.

En mi opinión la divulgación ambiental, tanto si se ejerce desde un diario, una radio, un libro o una sala de conferencias no solo debe informar sino que ha de aspirar a cambiar hábitos. Y para cambiar hábitos hay que llegar al corazón de la gente: un lugar al que nunca se accede desde el dato y la estadística. Con eso solo se llega al cerebro.

"Vivo en el sur de Inglaterra -me empezó a pellizcar Lymbery la noche que abrí su libro- donde los pastos, los setos y la naturaleza siguen siendo una parte importante del paisaje". Me instalé mentalmente en cualquier rincón de la España rural: todos conocemos un lugar así. "Pero las cosas están cambiando" señalaba a continuación.

Seguir leyendo »

Mirando el dedo

33 Comentarios

Mirando el dedo y no la luna que señala. Así, en un gesto tan español, nos hemos quedado. Ruido y manifas e indignaciones de Twitter ante una Justicia que gritan está gripada. No se le ha entregado al pueblo el monigote para el manteo. Motín y coplas de los Borbones. España de siempre y tan dolorosa. Todos mirando el dedo y no la luna.

La Justicia está sufriente, nadie lo duda, pero nos arranca gritos cuando quizá sean menos necesarios. Creo haber escrito y dicho en infinidad de ocasiones que la Justicia funciona de forma independiente y profesional -sin medios y hecha una mierda, eso sí- hasta que le mete el dedo en el ojo al poder. En ese momento todo el sistema comienza a chirriar y el poder intenta utilizar todos los mecanismos que ha logrado controlar para minimizar los daños. Lo llevamos denunciando todo este tiempo en que hemos asistido a la lucha por purgar de forma legal la corrupción que ha convertido nuestro país en un lodazal.

En el caso Nóos, España hierve, y es curioso, no por la absolución de la Infanta sino porque no se haya modificado la situación personal de Urdangarin a la espera de que su sentencia sea firme. No se cuestiona al tribunal que absuelve a una, y condena levemente a otros, y que afirma que no hay delito en todos los políticos que entregaron el dinero. Aceptamos pues la independencia del tribunal cuando dicta sentencia y ¡ay! nos indignamos ante el mantenimiento de las cautelares que hasta ahora había. Quizá algo de culpa tenga el fiscal que declaró muy seguro, tal vez en un calentón, que pediría la prisión incondicional, incluso antes de conocerse la sentencia, y luego hizo otra cosa .

Seguir leyendo »

Las peligrosas víctimas de Franco

39 Comentarios

Trabajo arqueológico en la fosa de Puerto Real (Cádiz). / JUAN MIGUEL BAQUERO

Tienen mucha razón los que dicen, como Juan Luis Cebrián, el rey Felipe o Mariano Rajoy, que darles coba a las víctimas del franquismo "genera conflictos", "agita viejos rencores" y que "abrir heridas del pasado no conduce a nada". Verdad, justicia, reparación son palabras buenistas inventadas por organismos pijos como la ONU que no han pasado el trance de ver morir a fusil y acero a sus propios hermanos. Desde la distancia todo se ve fácil y, por lo general, borroso.

No entienden que sería extremadamente peligroso para nuestra joven democracia que gente como Ascensión Mendieta llegara a abrazar los huesos de su padre. Pese a sus 90 años, ha demostrado fuerzas y tozudez suficientes como para coger un avión a Argentina y declarar ante la jueza Servini. Qué no podría hacer si se empeña. Bajo esa apariencia dulce, se esconde uno de esos agentes 'abreheridas' que tanto mal harían a nuestra democracia conseguida con lágrimas.

Darle alas a ella y a los que piden cerrar con igualdad este capítulo bien podría agitar rabias que ya considerábamos vacunadas. ¿Volvemos a una guerra civil por un puñado de huesos?  Un nonagenario mosqueado no es cosa menor. Los octogenarios son aún peores porque gozan de mejor salud. 

Seguir leyendo »