eldiario.es

¿Qué seguridad nos da Rajoy frente al Brexit?

Se diga lo que se diga, nadie tiene una idea muy clara de las consecuencias que puede provocar el Brexit. El hundimiento de los mercados no es un dato determinante. Porque simplemente indica que el dinero huye, o que los especuladores a la baja se lanzan a degüello, cuando la incertidumbre domina el panorama. Lo importante es lo que va a pasar después, en las semanas o en los meses que vienen. En el terreno financiero, comercial y económico y también en el plano político. En el europeo y en el de muchos de los países que forman la UE. Porque, aun siendo algo muy británico, el Brexit es un síntoma devastador, sin paliativos, de que la Unión Europea tiene demasiados problemas que es incapaz de resolver. Y algunos, o la conjunción de unos y otros, pueden acabar con ella.

El primero de ellos y seguramente el más grave es la debilidad de la política, de los gobiernos. La larga marcha del neoliberalismo hacia el reino de la selva, la cesión sistemática de atribuciones constitutivas del poder político al mercado, a la acción libre de las fuerzas económicas, ha terminado por convertir a los partidos en meros gestores de decisiones que se toman en otras instancias o de hechos que no se deciden en ninguna. El problema no es la mediocridad de los líderes, sino que la política que hoy es posible sólo ofrece oportunidades a los mediocres o a los que únicamente saben vender bien su producto.

Seguir leyendo »

Reflexionando sobre medio ambiente (sin pedir voto)

Es la segunda vez que publico en plena jornada de reflexión. La primera me dejé llevar por el ímpetu y tuvimos que adelantar el apunte para evitar conflictos. Por eso en esta ocasión he puesto especial empeño en atenerme a lo que ordena el Artículo 53 de la Ley Electoral y asegurarme de que estas palabras no puedan ser interpretadas como una acción de propaganda electoral o una petición directa de voto. Porque nada de ello pretendo.

Mi único anhelo es exponer aquí algunas cuestiones sobre el bien común en las que todos vamos a estar de acuerdo y que deberían ser las líneas maestras de la política ambiental del gobierno que salga mañana de las urnas. Sea cual sea.

Porque mande quien mande deberá garantizar el derecho de todos al agua potable, mejorar su ciclo integral para ir avanzando hacia un uso circular (sí, acabaremos bebiendo el agua de las depuradoras), deberá facilitar la recuperación del caudal ecológico de los ríos y reducir la sobreexplotación de los acuíferos. Deberá perseguir con mayor firmeza el riego ilegal, rescatar las transparencias perdidas y preservar la rica biodiversidad que acogen nuestros ecosistemas acuáticos, los más importantes del sur de Europa.

Seguir leyendo »

¡Políticos, Europa es la solución!

En septiembre de 2008 (no hace aún ocho años), cuando Lehman Brothers presentó la quiebra y oficialmente empezó la última crisis mundial, España mantenía una deuda de alrededor del 35% de su Producto Interior Bruto (PIB). Hoy día, la deuda pública supera el billón de euros, o sea, más del 100% del PIB.

Pero de eso, no sólo hay que responsabilizar a los últimos gobiernos españoles, ya que no tuvieron otra opción que la de acatar las directrices del Banco Central Europeo, cuyo presidente, Mario Draghi, acaba de exigir a los líderes europeos que todavía no han iniciado las reformas estructurales, que las lleven a cabo en sus respectivos países, y a la vez, ha apremiado a España (que sí las está haciendo) a que profundice en ellas con el objeto de afianzarlas.

Aquí, nuestros gobernantes sacan pecho asegurando que gracias a sus políticas se ha conseguido la recuperación económica, sin contar a la ciudadanía la realidad de esa más que dudosa mejora, pues en verdad, una parte ha sido debida a las favorables circunstancias (totalmente ajenas a ellos) habidas en el mundo, entre las que destacan el abaratamiento del precio del petróleo y el descenso de los tipos de interés, que han favorecido nuestras exportaciones. Y éstas, también han mejorado al prevalecer la teoría de que la falta de competitividad es el principal problema español, lo que ha obligado a disminuir los salarios para rebajar los precios y poder vender nuestros productos al exterior.

Seguir leyendo »

Cucarachas

Hace unos meses a todos nos parecía increíble ir a unas segundas elecciones. Pensábamos que en el último momento se llegaría a un acuerdo que nos evitase asomarnos a ese anunciado precipicio de inestabilidad política y calamidades económicas. Ya hemos visto que la provisionalidad en la que hemos vivido durante seis meses, camino de las segundas generales, no ha traído apenas ninguno de los horrores fatales que se anunciaban. Muy al contrario, da la sensación de que cuanto más tardamos en tener un nuevo gobierno, más historias tremebundas conocemos de cómo se han comportado nuestros gobernantes. Lo que no deja de tener su utilidad.
 
Si los resultados anunciados por las encuestas se confirman, tras el 26J nos encontraremos en una situación muy similar a la actual. El PP ganará perdiendo. El PSOE seguirá su caída, superado ya por Unidos Podemos. Y Ciudadanos se asentará en su cuarta posición, cada vez más lejos de los de arriba y más cerca de lo que un día pesó electoralmente UPyD. Habrá dos bloques de nuevo, pero aunque el de izquierdas o progresista o socialdemócrata o como le queramos llamar, roce o incluso alcance una mayoría suficiente para gobernar en coalición, ya sabemos que es muy difícil que eso suceda.

Seguir leyendo »

¿Se convierten los sueños de Rajoy en sus pesadillas?

Cuidado con que lo uno pide que se haga realidad. En la campaña del 20D, el Partido Popular cargó contra Ciudadanos, porque quería debilitarlo. Y lo logró. Lo que restó posibilidades a un Gobierno presidido por el PP. En la campaña del 26J, los populares han cambiado de estrategia: el acuerdo IU-Podemos les ha servido en bandeja una campaña contra "el radicalismo" y los "extremistas" que les ha llevado a ignorar, adrede, al PSOE y a Pedro Sánchez. Si lo consiguen, se pueden encontrar con una situación complicada, pues el PSOE entrará en una situación muy difícil que no se resolverá en unas semanas a la vez que puede ser decisivo.

Esta creciente polarización se refleja en las encuestas, favoreciendo en principio al PP y a UP (Unidos Podemos). Aunque no todo depende de la estrategia del PP. Rivera pinchó por sí solo en la última semana de la anterior campaña. Y el PSOE está haciendo una campaña deficitaria, como ignorando que hace tiempo que la sociedad entró en una nueva etapa multipartidista que requiere pactos. Pero de pactos se habla poco, y sí, y mucho, de vetos mutuos. En el interregno de la breve legislatura anterior, lo sorprendente no es que Sánchez buscara una investidura con Ciudadanos. Lo sorprendente es que Sánchez se dejara sorprender por Podemos y no tuviera Plan B.

Seguir leyendo »

La cloaca os desea feliz gobierno del cambio

Ya sabíamos que a la vuelta del 26J nos espera el tío Paco con los recortes (el tío Franz, más bien). Esos 8.000 millones extra que Bruselas exige al próximo gobierno, y de los que ni nos acordamos mientras alargamos la interinidad. Como también esperan millones de familias ahogadas por la crisis que llevan meses entretenidos con vídeos electorales, a ver cuándo acaba la campaña y alguien se ocupa de lo suyo.

Pero la recta final está sirviendo para refrescar otro recordatorio: tras las elecciones, si hay posibilidad de gobierno alternativo, el nuevo presidente recibirá también una tarjeta de felicitación de parte de la cloaca, ese submundo policial que más que un ramo de flores te puede dejar una cabeza de caballo en la cama. “¡Feliz gobierno del cambio!”

Me da que es más fácil lidiar con Merkel que con esos Torrentes que llevan tanto tiempo bajo tierra que ya no podrían vivir a la luz del día. El próximo gobierno llegará levantando alfombras, pero al hacerlo descubrirá que la mierda del subsuelo ha podrido el parqué. La mezcla de corrupción y cloacas es puro veneno, porque la turbia red policial tiene además comunicación con otros colectores empresariales y periodísticos.

Seguir leyendo »

El Ministerio de Michael Corleone

Son sólo negocios, decía Michael Corleone.

"Joder, si tenéis algo, dádmelo. Dámelo". "Lo ideal es: si eso está en el juzgado y sale, nadie va a sospechar que sale de la Policía ni de investigaciones policiales". "Muchas veces, cuando lo publicas, generas una presión mediática que al final haces que cosas que interesan, lo tengan". "Esto es un torpedo a la línea de flotación".

Hay que imaginarse a Jorge Fernández Díaz salivando de emoción al escuchar al director de la Oficina Antifraude de Cataluña,  Daniel De Alfonso, desgranando los indicios, nada concluyentes, con los que cuenta para empapelar a dirigentes independentistas catalanes. Ves al ministro frotándose los manos cuando oye a su agente doble en Cataluña explicar que tiene algunas pistas interesantes para luego lloriquear diciendo que no está del todo claro y que debe tener cuidado porque él está hasta el final con el ministro, pero, claro, tiene mujer e hijos, y ya sabemos que no se suele tener misericordia con los espías. 

No es Mortadelo y Filemón. No es Anacleto, agente secreto. No es Austin Powers. No es nada divertido, incluso si por momentos puede sonar a chapuza.

Seguir leyendo »

Llevamos cuatro años bajo un estado de excepción

No tiene sentido recordar los distintos motivos por los que Rajoy debiera haber dimitido como presidente de Gobierno, las ocasiones en que fueron públicos hechos gravísimos en los que estuvo implicado. Hace cuatro años el entonces secretario del PSOE, señor Rubalcaba, le exigió la dimisión en el parlamento español, tras no prosperar y tras comprobarse la fortaleza de la posición política de Rajoy, que acababa de ganar por mayoría absoluta con el respaldo de todos los poderes económicos, mediáticos e institucionales, la oposición se vio desarmada e impotente. El resto de la legislatura fue una derrota ante la pura violencia.

Violencia contra los servicios públicos, contra los derechos sociales, contra los derechos democráticos...Incluso contra la economía como sistema, el balance es terrible: el saqueo de la caja de pensiones, el déficit, el paro...La economía española es un sistema mucho más ineficaz que hace cuatro años.

Y para poder ejercer esa violencia contra la sociedad era necesario tener capacidad de represión indiscriminada y una ciudadanía sometida sin garantías jurídicas. Eso es lo que ocurre actualmente en el Reino de España, rige la ley policial. Porque todo sistema totalitario y todo régimen autoritario precisa cobertura legal, argumentación jurídica y administrativa. Lo hizo el régimen que fundaron los generales nacionalistas al poco de destruir el estado y rehacerlo con el Foro de los Españoles y las Ley de Principios Generales del Movimiento Nacional….La “Ley mordaza” es la cobertura legal del estado de excepción bajo la que vive la ciudadanía de este estado, el Gobierno utiliza a la policía como su vía de expresión regular ante la queja y la protesta ciudadana y del mismo modo que a la policía se le asegura la inocencia a la ciudadanía se le presupone la culpabilidad. Y si Fernández Díaz quisiese podría replicar a este artículo con algún artículo de su ley. Su fiscalía haría el resto.

Seguir leyendo »

Cristiano, Messi y el Brexit

Si repasamos los periódicos de las últimas semanas, podremos observar de inmediato que abundan, y cada vez más, los artículos, editoriales, tribunas, etc. que subrayan las incertidumbres políticas y las turbulencias financieras que traería consigo, al parecer de manera inexorable, un abandono de la Unión por el Reino Unido. Escasean en cambio, los análisis dedicados a las incertidumbres políticas y turbulencias financieras que un resultado pro unione podría también acarrear. Y así como en aquel caso tales incertidumbres y turbulencias parecen ser una posibilidad real y objetiva, así también una permanencia del Reino Unido en la Unión no hará desaparecer por arte de magia las incertidumbres y turbulencias que ya han provocado en el entramado de la integración europea, más allá del resultado del referéndum del próximo día 23, tanto las exigencias del Premier británico, David Cameron (para dedicarse “en cuerpo y alma a apoyar la permanencia de Reino Unido en una Unión Europea reformada”, según reza la carta remitida el pasado noviembre al Presidente del Consejo Europeo), como la respuesta a las mismas (en febrero) por los Jefes de Estado y de Gobierno de los países miembros de la Unión.

Leyendo un reciente artículo sobre el Brexit de John Carlin (dedicado a la incidencia en el referéndum del asesinato de la diputada Jo Cox), me vino a la cabeza, al recordar sus escritos futboleros, cómo el debate británico, desde el momento mismo de su incorporación en abril de 2015 al manifiesto electoral del Partido Conservador, bien podría compararse a un anuncio por Ronaldo o por Messi (o similares mega-estrellas del mundo del fútbol) planteándose seriamente el abandono de sus respectivos clubs, en búsqueda de más millones de euros, o de mayor cariño o protagonismo.

Es evidente que un cambio de aires de semejantes fenómenos balompédicos provocaría, al igual que un abandono de la Unión por el Reino Unido, un torrente de incertidumbres y turbulencias (tanto estrictamente deportivas –reconfiguración de las plantillas– como financieras –en el mercado del fútbol–), con proyección no sólo ad intra, sino también ad extra.

Seguir leyendo »

Referéndums que carga el diablo

Desde su ingreso en la Unión Europea, la relación del Reino Unido ha estado definida por una marcado pragmatismo. Baste recordar el Give my money back! de Margaret Thacher como expresión de un compromiso con Europa siempre que éste resultara económicamente rentable para Reino Unido. De hecho, la consecución del conocido «cheque británico» no fue sino el mecanismo de compensación económica que la Unión Europea otorgó al Reino Unido por el escaso retorno económico que le generaba una Política Agrícola Común que consumía la mayor parte de los recursos del presupuesto europeo.

Seguir leyendo »

sobre este blog

RSS

Zona Crítica es el canal de opinión política de eldiario.es. Un espacio colectivo de reflexión, análisis y testimonio directo.

- PUBLICIDAD -
- PUBLICIDAD -

Recibe nuestros boletines

Se produjo un error, inténtalo más tarde

Muchas gracias

- PUBLICIDAD -
- PUBLICIDAD -
- PUBLICIDAD -