Javier Fernández liderará el PSOE de Sevilla al retirarse su única oponente

Javier Fernández en la presentación de su proyecto el pasado lunes.

Antonio Morente


0

Al final no habrá primarias para liderar el PSOE de Sevilla, la federación socialista más importante de España, al quedar como único aspirante el alcalde de La Rinconada, Javier Fernández, que será proclamado nuevo secretario general en unos días y ratificado en el congreso que se celebrará los días 18 y 19 de diciembre. Todas las incertidumbres se han despejado por la vía rápida tras anunciar la tarde de este miércoles su oponente, Carmen Tovar, que retira su candidatura para así "reforzar la unidad y cohesión" del partido.

Villalobos seguirá en la Diputación de Sevilla tras capear todas las tormentas

Villalobos seguirá en la Diputación de Sevilla tras capear todas las tormentas

El adiós de Tovar se ha producido poco más de 48 horas después de formalizar su proyecto, después de que no cristalizaran las conversaciones que hasta última hora se produjeron para que no concurrieran dos listas. Tovar se presentaba consciente de lo complicado de la empresa, no en vano hasta el 80% de los alcaldes y secretarios generales de la provincia habían dado su respaldo a Fernández, que además iniciaba la carrera a la Secretaría General con la consideración oficiosa de ser el candidato del secretario general andaluz, Juan Espadas.

Tovar explica que ha decidido dar "un paso al lado" tras mantener varias conversaciones con Fernández, "en las que me ha solicitado un acto de confianza en la dirección que ejercerá, de un proyecto político que plantea similitudes con el nuestro". También ha presentado su decisión como una respuesta a los llamamientos a la unidad que ha hecho Espadas. 

"Bienvenidos a la unidad"

Al conocer la retirada de Tovar, Javier Fernández reiteraba la importancia de la unidad y la cohesión de toda la militancia del PSOE en Sevilla. "Bienvenidos a la unidad del PSOE de Sevilla", apuntaba, al tiempo que agradecía a Tovar que "haya entendido el mensaje de unidad".

"En el PSOE cabemos todos, todos podemos aportar y todos son bienvenidos para consolidar un proyecto único, cohesionado, de izquierdas y que sea capaz de cambiar la vida de la gente, principalmente aquellas que se encuentran en una situación de mayor dificultad, remachaba el futuro secretario general.

Por su parte, la exalcaldesa de Castilleja de la Cuesta y exdelegada del Gobierno de la Junta, apuntaba que "la razón principal" para su adiós ha sido "el respeto al partido", al tiempo que explicaba que su decisión "forma parte del compromiso y de la palabra dada por Javier Fernández en construir un PSOE de Sevilla en el que quepamos todos y todas, unido, fuerte y con un proyecto político netamente de izquierdas". A ello une su compromiso personal y de su equipo de "no poner ni una sola traba al consenso y unidad del socialismo sevillano". 

La ya excandidata ha agradecido los más de 300 avales que ya había recibido, más que suficientes para validar su candidatura, ya que el mínimo estaba fijado en 271. Ahora se pone a la "completa disposición" de Fernández, "sabiendo que sabrá contar con todos y con todas" y que junto a Espadas "conducirá el partido hacia el cambio que está en camino, tanto en los proyectos, las personas y la manera de hacer política". 

Punto final a una época

Javier Fernández, que se presenta con un proyecto que ha bautizado como La fuerza de Sevilla, se ha marcado como objetivo que la potente federación socialista sevillana tenga voz propia "desde la lealtad" tanto en España como en Andalucía, "el PSOE de Sevilla tiene que ser parte de la columna vertebral de Pedro Sánchez y el corazón de Juan Espadas". Al presentar su candidatura ya anunció que "abogamos por la unidad, todo el mundo tiene cabida", pero advertía de que "no voy a comprar apoyos prestados".

Fernández avanzaba este miércoles desde Cazalla de la Sierra la "construcción de un PSOE con voz propia, crítico y autocrítico, poniendo por delante nuestro proyecto para Sevilla, pero con lealtad absoluta a Pedro Sánchez y a Juan Espadas". También adelantaba la creación de una secretaría específica para aquellos "municipios que no están en el gobierno de sus ayuntamientos, para que tengan todo el apoyo de su partido". Fernández finalizaba su intervención ante militantes asegurándoles que "no os voy a defraudar, a mí no me interesa el poder por el poder, lo que quiero es que todos y todas, sin pedir nada a cambio, hagáis más rico al PSOE, para poder cambiarle la vida a la gente".

El regidor rinconero tomará en diciembre el relevo a Verónica Pérez, que ha ocupado la Secretaría General durante los últimos ocho años. Será por tanto el encargado de enterrar definitivamente el susanismo en Sevilla, aunque tiene ante sí un listón bastante alto, ya que Pérez obtuvo diez victorias en diez citas electorales en la provincia. En este tiempo, el PSOE pasó de 666 concejales y 61 alcaldías en 2013 a 719 ediles y 72 gobiernos municipales en la actualidad.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats