UGT cifra en unos 650 los casos de cáncer laboral no reconocidos durante 2020 y propone un protocolo de detección

Javier Flores, secretario de Salud Laboral, Juventud y Agenda 2030 de UGT Castilla-La Mancha

UGT Castilla-La Mancha ha denunciado "la falta de reconocimiento de los cánceres laborales en nuestro país" y cree que se trata de "una realidad que permanece oculta y que afecta a muchos más trabajadores y trabajadoras de los diagnosticados oficialmente".

De hecho y según estudios realizados por el sindicato, de los 12.193 nuevos casos de cáncer detectados en Castilla-La Mancha en 2020, aproximadamente 650 tuvieron su origen en el puesto de trabajo, una cifra que contrasta con los pocos casos que vienen reflejando los datos oficiales en los últimos años, no más de cinco en la región, detalla.

"Supone un gran coste para las mutuas que optan por lavarse las manos"

El sindicato apunta que países del entorno europeo, similares en cuanto a las características del mercado laboral, tales como Francia y Alemania, reconocen -según datos oficiales- que, entre los nuevos casos de cáncer detectados, en torno al 5 por 100 y al 10 por 100 tienen su origen en el entorno laboral, mientras que España, datos del Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones reconocen solamente el 0,1 por 100. De ahí las reivindicaciones de UGT en este sentido, dada la "infradeclaración" de datos oficiales por parte del organismo correspondiente.

En este sentido, el Observatorio de Contingencias Profesionales de la Seguridad Social, con datos del primer trimestre de 2021, ha declarado 11 enfermedades causadas por agentes cancerígenos en España, 10 en hombres y uno en mujeres, derivando del amianto 6 de ellas. Este dato constata la infradeclaración de los cánceres laborales en nuestro país.

“El motivo de esta falta de reconocimiento de los cánceres laborales es claro: el reconocimiento de un cáncer como laboral supone un gran coste para las mutuas, las cuales optan por lavarse las manos en detrimento de nuestro Sistema Nacional de Seguridad Social”, pone de manifiesto Javier Flores, secretario de Salud Laboral de UGT en Castilla-La Mancha.

"De hecho, reconocer el cáncer como procedente del entorno laboral supondría el reconocimiento de la incapacidad como contingencia profesional, mientras que, si no se hace así, estaríamos ante una contingencia común”, añade Flores.

Los datos por provincias

Por provincias, Toledo y Ciudad Real son las que en 2020 registraron más casos de cáncer, 3.996 y 3.068, respectivamente. De estos –y según las estimaciones realizadas por UGT, 220 y 170, respectivamente, fueron cánceres de origen laboral.

Albacete presentó el año pasado 2.350 nuevos casos de cáncer, de los que 130 –aproximadamente- fueron laborales; Guadalajara tuvo 1.416, de ellos 80 laborales; y Cuenca tuvo el menor número de nuevos cánceres detectados: 1.363, unos 75 de origen laboral.

Los de pulmón, vejiga urinaria, cavidad nasal, hígado, mesotelioma, leucemia, linfoma y cánceres de piel no melanocíticos son los cánceres laborales más habituales. Todos ellos tienen su origen en la exposición a determinados factores.

“Las relaciones laborales han sido desde remotos tiempos origen de numerosos tumores malignos basados en la exposición a radiaciones ionizantes, amianto, elementos químicos, elementos biológicos…”.

A este respecto, Javier Flores lamenta que haya multitud de centros de trabajo que utilizan y manipulan productos químicos cancerígenos a cuyos trabajadores y trabajadoras no se les hace un seguimiento específico de su salud por parte de los servicios de prevención y de las mutuas, rompiéndose así la cadena de causas”.

El amianto, principal causa de mortalidad por cáncer laboral

En el día de ayer el Congreso de los Diputados aprobó la toma en consideración de la Proposición de Ley presentada por el Parlamento Vasco para la creación de un Fondo de Compensación de Víctimas del Amianto para que, de ese modo, los trabajadores y trabajadoras en España dispongan de prestaciones reparadoras similares a las que perciben países del entorno como Francia, Holanda o Bélgica y que tienen como concepto el hecho de no haber actuado a tiempo en la exposición y retirada al amianto.

La creación de este fondo, "reivindicación histórica de UGT por justicia y reparación", recuerda el sindicato, ayudará a que las víctimas del amianto y sus familias no tengan que luchar en los juzgados para reclamar sus derechos, con el elevado coste económico y personal que esto implica y el riesgo de obtener sentencias con resultados dispares. "La Unión General de Trabajadores espera que esta legislatura sea la legislatura en la que se dé el paso para lograr este reconocimiento".

Propone la puesta en marcha de un protocolo de detección del cáncer laboral

Además de este Fondo de Compensación de Víctimas del Amianto, en relación al cáncer de origen laboral desde UGT Castilla-La Mancha se propone la puesta en marcha en el ámbito sanitario de protocolos de detección del origen del cáncer en aquellos casos sospechosos de proceder del puesto de trabajo.

Esto permitiría investigar si la causa de la aparición de esta enfermedad coincide con el entorno de trabajo y, de ser así, contribuir a que las estadísticas oficiales reflejen la realidad del problema. Otra propuesta de UGT para evitar la infradeclaración de los cánceres de origen laboral es la revisión de los criterios para declarar una enfermedad como profesional, estableciendo el trabajo como causa prevalente y no como causa exclusiva, como sucede ahora.

UGT Castilla-La Mancha ha realizado y sigue realizando numerosas actuaciones de prevención de riesgos laborales. Su Oficina Técnica de Prevención de Riesgos Laborales ofrece asesoramiento, asistencia, apoyo e información en todo lo que concierne a la prevención y al fomento de la salud laboral en el ambiente de trabajo

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats