eldiario.es

9
Menú

Cultura

Grandes músicos escondidos tras nombres poco conocidos agitan el Cruïlla

Rosa Díaz
- PUBLICIDAD -
Grandes músicos escondidos tras nombres poco conocidos agitan el Cruïlla

Grandes músicos escondidos tras nombres poco conocidos agitan el Cruïlla

Pharrell Williams, escondido tras las siglas N.E.R.D., y miembros de Rage Against the Machine, Public Enemy y Cypress Hill, unidos bajo el nombre de Prophets of Rage, han agitado hoy el festival Cruïlla, con sendas descargas de rap rock.

El éxito de la noche lo han protagonizado, sin duda, Prophets of Rage, que ha salido al escenario con toda la rabia que su nombre indica y ha hecho enloquecer al público desde el minuto uno.

Con camisetas con los colores del Barça y un cartel de "Catalunya lliure" en el reverso de la guitarra de Tom Morello, Prophets of Rage se ha metido al público en el bolsillo y ha hecho arder el Cruïlla.

En su línea habitual, Chuck D, de Public Enemy, ha insultado a Donald Trump y B-Real, de Cypress Hill, ha cambiado la letra de uno de sus temas para defender su derecho a fumar (se entiende que algo más fuerte que simple tabaco).

Antes que ellos, Pharrell Williams ha caldeado el ambiente con N.E.R.S., la banda que creó en 2001 con Chad Hugo y con la que ha ido trabajado intermitentemente hasta hoy.

Los que conocieron a Pharrell Williams por su superéxito "Happy" y no lo habían vuelto a ver desde entonces se han quedado de piedra cuando ha aparecido con el pelo teñido de rubio, la gorra al revés y los dientes cubiertos de 'grillz', que es como llaman los raperos a las fundas decorativas que usan.

Pero más que su aspecto, que sigue siendo de tipo simpático, les debe haber sorprendido la clase de música que hace, ya que, lejos del tono optimista y fresco de "Happy", cultiva un hip hop enérgico y urbano, que no muestra un mundo feliz, sino que habla de abusos policiales y de racismo.

Pero los que conocen su carrera y saben donde se metían han disfrutado de un concierto impetuoso, que ha empezado con el tema "Anti-Matter" y ha seguido con "Killjoy" y "Deep down body thurst".

Seis bailarines, cinco músicos y los dos líderes de la formación se han dejado la piel sobre el escenario, especialmente Pharrell Williams, que lo ha recorrido de punta a punta infinidad de veces, ha saltado con ganas y ha hecho saltar al público.

Los amantes del hip hop se han quedado hasta el final y los que preferían al Williams de "Happy" se han dirigido al escenario de al lado, donde estaba anunciado Gilberto Gil, leyenda viva de la música brasileña.

El concierto ha empezado con Mayra Andrade interpretando "Le Aiye", que ha cantado maravillosamente pero se ha escuchado muy mal porque el sonido de N.E.R.D resonaba.

Después han cantado Mestrinho y Chiara Civello, dos grandes músicos que también han sido maltratados por el sonido, y cuando Gilberto Gil ha aparecido, en el sexto tema, afortunadamente N.E.R.D. ya había acabado y "Patuscada de Gandhy" ha sonado estupendamente.

Luego ha interpretado "Balafón" y ha explicado, en un perfecto castellano, que este tema lo compuso cuando descubrió el instrumento africano del mismo nombre, en los años setenta.

Después ha seguido con temas de "Refavela", el disco que grabó en 1977 en Lagos (Nigeria) y que ahora ha retomado con motivo de su cuarenta aniversario.

El concierto ha acabado por todo lo alto, con la aparición de los 'diables' de la colla Carranquers, que ha sacado el Aquelarre de su Cervera natal y ha llevado esta fiesta pagana del fuego hasta el Cruïlla.

Un lugar muy adecuado porque, tras ellos, el escenario principal también se ha teñido de rojo para recibir a una banda demoníaca, Prophets of Rage.

Pero el Cruïlla no es de un solo color, sino que se enorgullece de la variedad de colores musicales que ofrece y, en los seis escenarios distribuidos por el recinto del Parc del Fòrum, ha acogido hoy la energía de la francesa Camille, las emotiva canciones de Joan Dausà, las melodías pegadizas de Blaumut, el indie rock de Lori Meyers, el reggae de Damiam Marley y la fiesta de La Pegatina, Kygo y Bomba Estéreo.

La mala noticia de hoy ha sido que Bugzy Malone ha anulado el concierto cinco minutos antes de su actuación en Cruïlla sin dar explicaciones y la buena que mañana el festival continúa con David Byrne, The Roots, Justice y Orbital.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha