GRÁFICO

Mickey Mouse ya tiene las Gemas del Infinito: una de cada tres películas que se ven en el mundo pertenece a Disney

Mickey y las gemas del infinito

La historia de Walt Disney Company es la del sueño estadounidense en sí mismo. Comienza en 1923, en una diminuta oficina de Los Ángeles cuyo alquiler costaba unos 10 dólares al mes. Walt y su hermano Roy, que por entonces se recuperaba de tuberculosis, producían una serie de cortos animados con los que intentaban llamar la atención de Hollywood. La suerte llegó con Alicia en el país de las maravillas (1923), que mezclaba dibujos con imágenes reales. Fue el primer cimiento de un gigante que alcanzaría dimensiones inimaginables.

El 'increíble' éxito de los taquillazos de Pixar que también enamoran a la crítica, en siete gráficos

A juzgar por los datos parecía que cualquier pequeño empresario podía acabar creando al ratón más famoso del mundo si se empeñaba lo suficiente. Sin embargo, las cifras actuales distan mucho de aquel supuesto humilde estudio forjado mano a mano por dos hermanos: al estudio de Mickey Mouse le han crecido las orejas, tanto que ha pasado de ser un competidor más en la taquilla norteamericana a convertirse en el líder absoluto.

Parte de culpa la tiene la capacidad adquisitiva de la compañía. Disney ha ingerido cualquier compañía capaz de hacerle frente: en 2006 fue Pixar (por 7.500 millones de dólares), en 2009 Marvel (4.000 millones de dólares), en 2012 Lucasfilm (4.000 millones de dólares) y, más recientemente, en 2019, 21st Century Fox (71.300 millones de dólares). No hay rival que se resista a la chequera del ratón.

En 2019 siete de las diez películas más taquilleras son de la factoría Disney. La expectación generada con los finales de sagas parece ser uno de los grandes responsables. Vengadores: Endgame o Star Wars: el ascenso de Skywalker no son películas sin más, sino el punto final a fenómenos con sus consecuentes años de taquillazos.

Una de cada tres personas que fue al cine durante el pasado año, lo hizo para ver una cinta de Disney. Pero ¿cómo hemos llegado exactamente este punto? Para ello tenemos que remontarnos hasta 1991, año en el que Sony Pictures era líder en la taquilla norteamericana con el estreno de Terminator 2.

Cada línea representa la cuota de mercado de cada uno de los mayores estudios de cine en Estados Unidos. Estamos en 1991 y Walt Disney se disputa el liderazgo de la taquilla americana con Sony (que acaba de estrenar la segunda parte de la saga de Terminator) y la Warner.
Aunque Disney llega a concentrar el 19% de la taquilla estadounidense en 1992 gracias al taquillazo de Aladdin , tanto Sony, Warner y Universal Pictures le siguen la estela o superan a la compañía del ratón.
Entre 1994 y 1996, Disney domina el mercado con una política comercial muy clara: abarrotar los cines de producciones cinematográficas.

Aupados por El Rey León y Toy Story (además de la compra de Miramax) los estudios de Disney llegan a estrenar 164 películas en apenas 3 años
Este dominio le dura poco a la compañía de Mickey Mouse, que ve como su amplia producción cinematográfica se ve eclipsada por los taquillazos de otros estudios como Titanic, Star Wars: La Amenaza Fantasma o Men in Black,
Los primeros años del siglo XXI trajeron un cambio de reinado: Warner lideró el mercado con la trilogía de El Señor de los Anillos y el inicio de la saga mágica de Harry Potter

Ya estamos en 2009 y Disney está en crisis de taquilla. Por esos años, había bajado hasta el quinto o sexto estudio por cuota de mercado. Pero algo cambia ese año: la compañía del ratón compra Marvel Enterteinment por 4.000M$.

Más de 5.000 personajes del universo de los cómics de Marvel son ahora propiedad de la empresa californiana
La estrategia del gigante del entretenimiento cambia por completo. A partir de entonces, solo van a estrenar una media de 12 películas al año.

En 2012, Disney adquiere Lucasfilm, se hace con los derechos de la saga de Star Wars y anuncia una nueva trilogía
A base de talonario, el conglomerado mediático ya acumula el 22% de la taquilla estadounidense en 2015. Lidera la venta de entradas con los estrenos de Star Wars: El despertar de la fuerza y Los Vengadores: la era de Ultrón
El dominio de The Walt Disney Company en 2016 ya supera el 25%. Uno de cada cuatro estadounidenses que fueron al cine ese año vieron cintas como Star Wars: Rogue One, Buscando a Dory o Capitán América: Civil War.

Cinco de las diez películas más taquilleras del año pertenecieron a la factoría del ratón animado.
En 2018 alcanzan un nuevo récord gracias al Universo Cinematográfico de Marvel. Lideran la taquilla con Black Panther y Los Vengadores: Infinity War y se distancia de sus competidoras Warner y Universal Pictures.

Ese año, Disney solo estrenó 10 películas frente a las 38 o 31 de los otros conglomerados
El oligopolio de la taquilla americana en 2019 ya es absoluto. Siete de las diez películas más taquilleras son de la factoría Disney : el cierre de las sagas de Los Vengadores, Star Wars, y Toy Story, además de la adaptaciones de los clásicos de la compañía en versión 'live-action' llevan a la compañía a concentrar casi el 35% de la taquilla.

Este último año, de cada 3 personas que fueron al cine, solo 2 fueron a ver cintas que no pertenenecían al imperio del entretenimiento californiano

Antes el dominio de Disney no estaba tan claro. Entre 1994 y 1996 su estrategia fue la de llenar el mercado con decenas de producciones, entre las que se encontraban El Rey León (1994) y Toy Story (1995). Pero no les funcionó del todo en los años venideros y es en 2012, tras la compra de Lucasfilm, cuando la estrategia de la compañía cambió por completo: reduce la media de películas estrenadas a cambio de llevar únicamente taquillazos a la gran pantalla.


9 de las 10 películas más taquilleras de la última década son de Disney

Comparación de las diez películas más taquilleras de las últimas tres décadas y el estudio que distribuyó la película. Datos ajustados a inflación únicamente del estreno original

Fuente: Box Office Mojo


Solo una de las diez películas más taquilleras de la última década no lleva el sello del conglomerado del ratón. Jurassic World (2015) es la única que ha sido capaz de colarse en un top donde Star Wars y Marvel son los claros protagonistas. Y eso, teniendo en cuenta que películas como Frozen 2 o El ascenso de Skywalker siguen en cartelera y, por tanto, sumando monedas en las arcas de la productora.

La variedad de los estudios era mucho más aguda en la década de los 90 o de los 2000. Solo hay que contemplar las tres primeras películas de cada una de ellas: hemos virado de un mercado repartido entre Paramount, Universal o Sony a otro con un solo nombre. De hecho, Avatar 2, el as bajo la manga que le quedaba a Century Fox para triunfar en la década venidera, ahora también es propiedad de Disney.


Cómo dominar el mercado cinematográfico con pocos estrenos... pero muy grandes

Cada punto representa un estreno que recaudó más de 50 millones de dólares en EE.UU. desde 1990 hasta la actualidad. En rojo, las películas estrenadas por Walt Disney Company. Datos ajustados a inflación únicamente contando las entradas del estreno original

Fuente: Box Office Mojo


Como ya se ha mencionado, uno de los éxitos de Disney fue apostar por pocos estrenos que a la vez fueran grandes taquillazos. La compañía descubrió que esta era la fórmula para hacerse con el mercado cinematográfico, estrategia que dista mucho de la empleada en la década de los 90 cuando llegó a lanzar más de 400 películas.

La concentración de cintas, como se puede comprobar, es más pronunciada a medida que pasan los años. Crear universos con significación propia, como ocurre con Star Wars o Marvel, genera la existencia de un gran número de adeptos expectantes por cada nuevo detalle revelado.

Además, muchas de estas películas no son autoconclusivas, sino que necesitan de una segunda parte (o muchas más) para ser entendidas en su totalidad. Se aplica la lógica de las series a la gran pantalla. Y el efecto es mayor si, como ha ocurrido este 2019, coinciden varios finales de tramas abiertas en estos sellos. No es gratuito que Endgame haya sido definida como el "crossover más ambicioso de la historia". Hasta que llegue el siguiente.


Disney controla la taquilla estrenando menos películas que nunca

Evolución del número de películas estrenadas por Disney y el porcentaje de la taquilla en EE.UU. desde 1990. Incluyen las películas de Miramax entre 1993 y 2010

Fuente: Box Office Mojo


Pasemos a números concretos. Puede que tengamos la sensación de que Disney hace una película tras otra sin parar, pero lo cierto es que el pasado 2019 solo estrenó 10 películas que fueron suficientes para hacerse con 34,7% de la taquilla de EEUU.

Ni siquiera en 1995, cuando estrenaron la friolera de 51 películas, consiguieron tanto porcentaje de entradas vendidas (fue un 23,4%). ¿Cuándo se pasó a esta nueva estrategia? Como se puede comprobar, aunque parezca paradójico, la adquisición de Marvel y posteriormente de Lucasfilm fueron clave para reducir el número de estrenos.


Así monopolizó Disney los mayores estrenos del siglo XXI

Evolución de las 15 películas más taquilleras en EE.UU. desde 2000 hasta la actualidad. Datos ajustados a inflación únicamente contando las entradas del estreno original

Fuente: Box Office Mojo


Quizá no todos lo recuerden, pero comenzamos los primeros años del siglo XXI con una taquilla dominada por Harry Potter y la piedra filosofal y La comunidad del Anillo, ambas de 2001. Warner era responsable de arrastrar a miles de niños (y adultos) hasta las salas de cine, algo que un año después repetiría Sony con Spider-Man, la primera de la trilogía del arácnido dirigida por Sam Raimi.

Sin embargo, en la última década comenzamos a ver cómo Disney monopoliza la mayoría de los estrenos. El despertar de la fuerza llega incluso a arrebatar el trono de Avatar, que era la película con mayor recaudación de taquilla (según cifras ajustadas a la inflación contando las entradas del estreno original).

Mickey ya tiene todas las Gemas del Infinito y, por tanto, la fórmula para reventar casi la mitad de la taquilla con solo un chasquido de dedos. El tiempo dirá si en alguno de los 14 millones de posibles futuros existe algún otro estudio capaz de hacerle frente.

Etiquetas
Publicado el
8 de enero de 2020 - 21:40 h

Descubre nuestras apps

stats