Vodafone anuncia un ERE en España para 1.200 empleados por la "negativa evolución del negocio"

Antonio Coimbra, presidente de Vodafone España.

Vodafone no pasa por sus mejores momentos en España. La compañía ha anunciado este jueves el inicio de un "procedimiento de despido colectivo" que incluye a 1.200 trabajadores de su filial española. Achaca esta situación a la "negativa evolución del negocio". "Esta decisión se justifica por razones económicas, productivas y organizativas", apunta en un comunicado.

La compañía británica asegura que comenzará a finales de este mes el periodo de un mes para negociar con los sindicatos las condiciones para este nuevo recorte de plantilla, que sucede al emprendido en 2015 tras la fusión con ONO y que supuso el despido de más de 1.050 personas. El proceso que se abre ahora podría afectar a cerca de una cuarta parte de su plantilla, el 23,5%.

Ya a finales del pasado año se comenzó a especular con la llegada de este nuevo ERE. La compañía advirtió en otoño que el negocio en España no pasaba por el mejor momento, ante la presión de sus competidores, la guerra de precios y por haber decidido dejar de emitir el fútbol.

A ello se une ahora, según el comunicado de la compañía, el crecimiento de sus clientes de bajo coste. "Cerca del 50% de las altas están ligadas a ofertas de 'low cost'", señala la empresa que justifica en esta situación "la obligación de tener una estructura de costes preparada para competir con éxito en todos los segmentos". La empresa defiende que esta situación ya ha provocado la caída del ebitda –resultado antes de aplicarle intereses, depreciaciones, amortizaciones e impuestos– y de ingresos.

La teleco británica defiende que con este ERE pretende "revertir la negativa evolución del negocio, reforzar la sotenibilidad y mejorar la capacidad de inversión". Además, justifica que se precisa de estructuras más ágiles de atención al cliente.

Este nuevo plan de despidos ha sido respondido por parte de los sindicatos. Tanto UGT como CCOO y STC han criticado la iniciativa de Vodafone. Los primeros han señalado que la situación que vive el grupo no es culpa de los trabajadores "sino de los gestores". El sindicato ha asegurado que es "innecesario y equivocado" hacer un nuevo recorte de plantilla tres años después del último. Por su parte, STC ha apuntado que, lo que necesita la teleco es "un plan de futuro consistente". Por último, CCOO considera que "no es de recibo" un nuevo recorte de plantilla y que "todos los operadores salvo MásMóvil pierden clientes pero no hacen ERE".

Etiquetas
Publicado el
10 de enero de 2019 - 10:57 h

Descubre nuestras apps

stats