La portada de mañana
Acceder
ENTREVISTA | Castells: "La derecha ha perdido un poder que siempre creyó suyo"
España, pendiente de cuándo Europa cortará el grifo del gasto público
OPINIÓN | Razón y servicio: sobre quién nos ha de gobernar, por Elisa Beni

"Ahora y siempre, resistencia": de la liberación de Italia del fascismo hace 75 años a la lucha europea contra el coronavirus

El presidente de la República Italiana, Sergio Mattarella, en la ofrenda floral en la tumba del soldado desconocido, en homenaje al 75° aniversario de la liberación del fascismo.

El 25 de abril es una fecha de liberación en Europa. En 1974, la Revolución de los Claveles acabó con la dictadura portuguesa. En 1945, Italia se liberó del "nazifascismo". En 2020, se encuentra negociando una respuesta al hundimiento económico que está suponiendo la crisis sanitaria del coronavirus. "Ahora y siempre, resistencia", ha afirmado el presidente de la Eurocámara, David Sassoli (PD/S&D), en su discurso de recuerdo a la lucha contra el fascismo de hace 75 años.

"Este virus nos dice que si no damos una respuesta europea, los fenómenos globales aplastarán a nuestros países"

ENTREVISTA | David Sassoli: "Este virus nos dice que si no damos una respuesta europea, los fenómenos globales aplastarán a nuestros países"

"El 25 de abril de 1945, el Comité de Liberación Nacional de Italia proclamó la insurrección en todos los territorios ocupados por los nazifascistas. '¡Rendirse o morir!' era el santo y seña de los comandos partisanos", ha recodado Sassoli: "Este día marca la caída del fascismo y la expulsión de los nazis de Italia. La historia de la República comienza allí, el Referéndum sancionó el fin de la monarquía y poco después nació nuestra Constitución, fundada en los valores de libertad y antifascismo".

Sassoli ha proseguido: "Nunca debemos olvidar a aquellos hombres y mujeres que tomaron la decisión de luchar y rebelarse contra la guerra, incluso simplemente desobedeciendo la dictadura. Muchos de ellos cayeron gritando 'Viva la libertad'. No olvidemos su sacrificio. Gracias a ellos somos libres hoy".

"La resistencia italiana fue un acto de la gente, jóvenes y mayores", ha recordado el presidente de la Eurocámara: "Gracias a ellos, como los maquis franceses o a la Rosa Blanca en Alemania, la resistencia se convirtió en europea. En su nombre, Europa ha encontrado la fuerza para unirse y convertirse en el lugar de paz y solidaridad entre los pueblos. Esta sigue siendo la fuerza de Europa hoy. Ahora más que nunca debemos reafirmar los valores del antifascismo".

El vicepresidente de Derechos Sociales, Pablo Iglesias, ha respondido a Sassoli en Twitter: "Ojalá todos los líderes de mi país entendieran sus palabras y comprendieran que en Europa, para ser demócrata, hay que ser antifascista".

Sassoli ha insistido en los valores del antifascismo en una crisis como la actual: "Incluso en un momento como el que estamos viviendo, porque en el antifascismo existe la semilla de la tolerancia, la solidaridad, el progreso para todos y no para unos pocos. Lo haremos de nuevo, recordando el sacrificio de muchos. Hoy como ayer: ahora y siempre resistencia".

El mensaje de Sassoli llega dos días después de una cumbre de líderes de la UE en la que se volvió a acordar que había que buscar una plan de recuperación para la economía europea tras la caída en picado por la crisis del coronavirus. Pero no logró si quiera definir el tamaño de ese plan –se habla de "robusto", pero no se acordó una cifra–; cómo se hará –si a través de emisión de deuda europea y cuánta– y cómo llegará el dinero a los países –si por créditos o transferencias, o cuánto de cada manera–.

El debate entre Francia, Italia, España, Portugal y los países llamados frugales –Holanda, Dinamarca, Suecia y Austria– apoyados por Alemania y Finlandia mantiene a la Unión Europea estancada en una respuesta que medirá hasta qué punto la Unión Europea puede dar una respuesta colectiva a un problema común.

Un recuerdo que también se ha producido en Roma, en la que el presidente de la República, Sergio Matarella, ha protagonizado un homenaje en soledad y con mascarilla, con los italianos confinados en sus casas por una pandemia que ha dejado ya casi 26.000 fallecidos en el país.

Mattarella ha querido rendir un homenaje en solitario en el Altar de la Patria de la Plaza Venecia de Roma. A primera hora de la mañana, Mattarella se ha acercado al monumento a Víctor Manuel II y ha subido la larga escalinata hasta la tumba al soldado desconocido, solo y llevando una mascarilla. Y ha pedido a todos los italianos que muestren unidad y solidaridad, informa Efe. El presidente de Italia también ha recordado que aquel 25 de abril de 1945 nació una nueva Italia, "unida en torno a valores morales y civiles universales, que ha sabido construir su propio futuro".

Sassoli, como Matarella, recuerdan este 25 de abril en el que se celebraba el 75 aniversario de la liberación de Italia. Una fiesta tradicionalmente de unidad en una de esas repúblicas cuya Constitución nace del antifascismo, de la derrota de Mussolini, a manos de los aliados y, también, de los partisanos, de esos partisanos inmortalizados en el Bella Ciao, banda sonora de la resistencia antifascista que llega hasta nuestros días: Este sábado está previsto que los italianos salgan a sus balcones y entonen a las 15.00 el tradicional himno partisano como gesto de unidad en un momento de crisis.

Pero ya el 25 de abril del año pasado, Matteo Salvini, quien está aprovechando la crisis del coronavirus para reforzar su discurso soberanista y anti inmigración de populismo de extrema derecha, se negó a conmemorar la fecha. Por primera vez en la historia italiana, un gobernante italiano no celebraba la derrota del fascismo en Italia y rompía la unidad.

Liberación de la dictadura fascista que también celebra Portugal este 25 de abril: el 46 aniversario de la Revolución de los Claveles.

Etiquetas
Publicado el
25 de abril de 2020 - 14:09 h

Descubre nuestras apps

stats