Has elegido la edición de . Verás las noticias de esta portada en el módulo de ediciones locales de la home de elDiario.es.
La portada de mañana
Acceder
Amnistía, semana I: incendio en la Fiscalía y maniobras de dejar fuera a Puigdemont
Felipe VI, diez años del rey que no ha recuperado la imagen de la monarquía
Opinión - Un muro de impunidad. Por Rosa María Artal

Israel tilda de “escandaloso” el anuncio de la Corte Penal Internacional: “¿Cómo os atrevéis?”

El fiscal jefe de la CPI, Karim Khan, durante su anuncio este lunes en La Haya.

elDiario.es

10

Las autoridades israelíes, así como los líderes del grupo islamista palestino Hamás, se han mostrado indignados este lunes por la petición del fiscal general de la Corte Penal Internacional, Karim Khan, de solicitar órdenes de arresto contra los principales responsables de la guerra en Gaza, a quienes acusa de crímenes de guerra y lesa humanidad.

“Se trata de una distorsión de la realidad. Este es el nuevo antisemitismo, que se ha trasladado de los campus occidentales al Tribunal de La Haya”, ha declarado el primer ministro israelí Benjamín Netanyahu. Tras conocer la orden de detención contra él, Netanyahu ha preguntado a la CPI “¿cómo te atreves a comparar a los monstruos de Hamás con los soldados de las Fuerzas de Defensa Israelíes?”.

En su comunicado, Netanyahu ha dicho que la orden de la CPI no solo está dirigida contra él sino “contra todo el Estado de Israel” y que rechaza “con asco” lo que considera “una equiparación entre el Israel democrático y los asesinos de Hamás”. El presidente del país, Isaac Herzog, había declarado poco antes que el anuncio del fiscal de la CPI “es más que escandaloso y muestra hasta qué punto el sistema judicial internacional está en peligro de colapsar”.

Hamás, por su parte, ha acusado a Khan de “comparar a la víctima con el verdugo”, al buscar órdenes de arresto contra los líderes de la formación islamista Yahya Sinwar, Ismail Haniyeh y Mohamed Deif, junto con el primer ministro de Israel, Benjamín Netanyahu, y el ministro de Defensa, Yoav Gallant.

La decisión del fiscal ha llegado en una jornada en la que las víctimas mortales de la ofensiva de Israel sobre la Franja de Gaza superan ya los 35.500. El Ejército israelí ha recrudecido además sus operaciones en el norte del enclave tras más de siete meses de guerra.

EEUU dice que la decisión es “indignante” y “vergonzosa”

La decisión de la CPI también ha sido descrita como de “indignante” por el presidente de EEUU, Joe Biden. “Voy a ser claro: independientemente de lo que diga este fiscal, no hay ninguna equivalencia entre Israel y Hamás”. El presidente demócrata ha reiterado una vez más que EEUU “siempre estará del lado de Israel”.

El secretario de Estado norteamericano, Antony Blinken, ha calificado la decisión de “vergonzosa” y dice que su país “rechaza el anuncio” al considerar que haya “equiparado a Israel y Hamás”. Blinken ha alegado que la CPI no tiene jurisprudencia sobre lo ocurrido en Gaza en los últimos meses porque Israel no es miembro del tribunal internacional.

Reino Unido ha señalado también este lunes, a través de un portavoz, que la decisión anunciada por el fiscal de la CPO “no ayuda” a la hora de conseguir una pausa en el conflicto que permita liberar a los rehenes o la entrada de ayuda humanitaria en la Franja de Gaza.

La solicitud de Khan

El fiscal de la CPE ha solicitado autorización a los jueces para emitir órdenes de arresto contra Yahya Sinwar, jefe del Movimiento de Resistencia Islámica (Hamás) en Gaza; Mohammed Diab Ibrahim al Masri, conocido como Deif y comandante en jefe del ala militar de Hamás (las Brigadas Al Qasam); así como Ismail Haniyeh, jefe de la oficina política del grupo palestino y autoexiliado en Catar.

Khan considera que son “penalmente” responsables de “crímenes de guerra y lesa humanidad” cometidos en territorio de Israel y el Estado de Palestina desde al menos el 7 de octubre de 2023, lo que incluye “el asesinato de cientos de civiles israelíes” en ataques perpetrados por Hamás y otros grupos armados, así como “la toma de al menos 245 rehenes”.

Asimismo, el fiscal pide órdenes de detención contra Netanyahu y Gallant por crímenes de guerra y lesa humanidad cometidos “en el territorio del Estado de Palestina (Franja de Gaza) desde al menos el 8 de octubre de 2023”, es decir, el día después del ataque de Hamás y fecha del inicio de la actual guerra israelí en Gaza.

Entre los crímenes de los que responsabiliza a ambos funcionarios israelíes está el uso del hambre como “método de guerra” contra los civiles y el “asesinato intencionado”.

Una cuestión de jurisdicción

Israel no es miembro de la CPI, por lo que no estaría obligada a acatar una potencial orden de detención contra Netanyahu ni Gallant por parte del órgano, con sede en La Haya (Países Bajos).

Sin embargo, todos los países de la Unión Europea (UE) han ratificado el Estatuto de Roma, por lo que técnicamente tendrían que extraditar al mandatario israelí si cruza sus fronteras.

“Se supone que Bibi (Netanyahu) y Yoav Gallant no podrán viajar al menos a los países miembros de la CPI, lo que podría dañar la cooperación de seguridad en muchos frentes. Pero tampoco sabemos si los países europeos van a cooperar (con la CPI)”, ha dicho este lunes en un evento con la prensa la abogada Anne Herzberg, asesora legal de NGO Monitor, un grupo que supervisa las labores de organismos humanitarios en Israel.

Herzberg se ha mostrado indignada por la decisión del fiscal general del órgano, a quien ha acusado de estar motivado políticamente, y ha calificado la noticia de una victoria para Hamás, para Irán, así como para los grupos terroristas de todo el mundo.

También ha puesto en duda que la CPI tenga jurisdicción para actuar contra israelíes, ya que el país no es miembro del órgano, al igual que Estados Unidos.

En contraposición a sus críticas, el grupo israelí B'Tselem, que trabaja para combatir los abusos de las autoridades israelíes en los territorios palestinos ocupados, ha calificado la decisión de Khan de el final de “la era de la impunidad para los líderes israelíes”.

“En vistas a la escalada de la violencia, es nuestro deber dejar claro: el régimen israelí que controla el territorio entre el río Jordán y el mar Mediterráneo no puede, y no quiere, investigar sus propios crímenes contra los palestinos”, ha asegurado la organización en un comunicado.

Etiquetas
stats