ENTREVISTA

El podcast en español que demuestra que la política alemana no es aburrida

Raúl Gil Benito (izquierda) y Franco Delle Donne (derecha), coautores del podcast 'El fin de la era Merkel'.

Se puede cocinar mientras escuchas una explicación sobre el colapso de la CDU, el partido de Angela Merkel, en las encuestas de las elecciones del próximo domingo en Alemania. Se puede tender la ropa mientras oyes las diferencias que todavía existen entre el oeste y el este alemán, o fregar los platos con el análisis del apoyo del electorado joven a los Verdes. Este era parte del objetivo que dio vida al podcast El fin de la era Merkel: analizar la política alemana y las elecciones más interesantes de los últimos tiempos tras cuatro mandatos consecutivos de la canciller. Hacerlo con humor, y sobre todo, en español.

Viaje al valle asolado por las inundaciones en Alemania: "Aquí no nos interesan las elecciones"

Viaje al valle asolado por las inundaciones en Alemania: "Aquí no nos interesan las elecciones"

En realidad, el objetivo que perseguían Franco Delle Donne y Raúl Gil Benito parecía más sencillo: hacer lo que ya hacían en WhatsApp, en un chat de amigos apasionados de la política y la comunicación, usando ese mismo "estilo 'descontracturado' y no muy formal, pero también siendo rigurosos con los datos", dice Delle Donne, doctor en Comunicación por la Universidad Libre de Berlín y coautor del podcast, durante una conversación con elDiario.es.

Y, de paso, "echar un rato agradable los viernes, divertirnos y hablar de política", según su compañero Gil Benito, experto en comunicación política y campañas electorales.

Lo hacen sin grandes medios: uno en Baviera, otro en Berlín. Cuentan que no tienen ninguna financiación y lo hacen desde sus casas, aunque sí quieren ofrecer "un buen producto de calidad".

Todo empezó en agosto de 2020 con la elección del ministro de Hacienda, Olaf Scholz, como candidato a canciller de los socialdemócratas alemanes, una decisión que los propios líderes del partido reconocieron que podía representar un giro "inesperado". "No nos lo podíamos creer", dice Delle Done. Un año después, Scholz encabeza las encuestas y ya van más de 50 episodios de El fin de la era Merkel, uno por semana. También, cuentan con un servidor en la aplicación Discord con cerca de 100 personas hablando de política, retransmisiones por Twitch y artículos en El Confidencial. "Igual se nos ha ido un poco de las manos", bromea Gil Benito.

Según explican, España es el país desde el que más se les escucha (el 40%), Alemania el 32%, y Argentina, el 11%. Entre sus seguidores hay muchos hispanohablantes que viven en Alemania –aunque también hay alemanes que hablan español–.

La barrera del idioma

"El podcast es práctico y ayuda a entender el día a día en Alemania. Otro objetivo sobrevenido es convertirnos en una referencia de la política alemana en español para la gente que quiere entender lo que pasa en Alemania en su idioma, porque hay una barrera enorme que es el alemán", dice Gil Benito. En este sentido, Delle Donne menciona que tratan de actuar como "traductores culturales". "La política es un reflejo de la sociedad. Hay mucho material sobre lo que es Alemania: la cerveza, el Oktoberfest... pero intentamos contar el país desde la política. Después de un tiempo empiezas a familiarizarte con ciertas reglas, a atar cabos y tienes un acercamiento a Alemania como país".

El dúo también se encuentra inmerso en otro proyecto, Merkel. La canciller de las crisis, otro podcast que vio la luz a finales de agosto, el único en español, indican, sobre la política "más relevante del siglo XXI".

Valiéndose esta vez de un estilo narrativo y documental, y de las aportaciones de voces expertas, los episodios cuentan cómo ha ido cambiando Angela Merkel a nivel político y personal a medida que iba atravesando las diferentes crisis que tuvo que afrontar: la crisis de la CDU con la sucesión del que fue su mentor –Helmut Kohl–, la crisis del euro, la tragedia de Fukushima, la llamada 'crisis de los refugiados' y la gestión de la pandemia. Estudiantes de alemán de la Facultad de Lenguas de la Universidad Nacional de Córdoba, Argentina, han sido los encargados de la traducción y el doblaje.

"Es una campaña de errores"

Alemania encara esta semana la recta final de la campaña de una de sus elecciones más abiertas de los últimos tiempos.

El 26 de septiembre, los ciudadanos están llamados a las urnas para elegir a los diputados de la cámara baja del Parlamento (Bundestag), que son quienes eligen al jefe de Gobierno, el canciller. "Tengo ganas de que se vote ya. Puede pasar cualquier cosa", dice Gil Benito. A su juicio, una de las diferencias clave con otros comicios anteriores es, precisamente, este panorama incierto. "Esto genera nerviosismo y errores. Ha sido una campaña de errores y va por delante el que menos errores ha cometido".

Una de las oyentes de El fin de la era Merkel, una alemana que ronda la treintena, puso palabras al escenario actual. "Nos dijo: 'Es la primera vez que voy a votar y no sé quién va a ganar'. La percepción es de cierta incertidumbre, y teniendo en cuenta que en Alemania la certidumbre es un valor, la sensación es que no se sabe quién va a ser el próximo canciller", dice Delle Donne.

El experto en Comunicación –también director del podcast Epidemia Ultra sobre la derecha radical en el mundo– destaca además que, a diferencia de las elecciones de 2017, "la ultraderecha no domina la agenda". "Y eso hace que los partidos hablen de temas relacionados con su identidad. La socialdemocracia habla más de justicia social, salario mínimo, cuestiones más económicas... La Unión habla de estabilidad y de cómo gestionar las crisis, y los Verdes hablan del clima. Hace cuatro años no se habló del clima. En 2013, se hablaba o no de continuidad o no de Merkel, sin importar lo demás".

Los mitos de la política alemana

Con El fin de la era Merkel, Delle Donne y Gil Benito también se proponen derribar algunos mitos que pesan sobre la política alemana. ¿Uno de ellos? "La política alemana es aburrida. Hemos demostrado que no, que puede ser divertida", responde Gil Benito. "El fin de la era Merkel también es el final de una cultura política de la que no sabemos cuánto va a quedar. Ya se han roto algunas reglas que había, ha sido una campaña muy ofensiva entre los diferentes partidos. La candidata verde, Annalena Baerbock, sufrió una campaña sucia: cometió varios errores seguidos y hubo una campaña orquestada y financiada por lobbies y sectores de la ultraderecha, que se aprovecharon. Hay carteles por la calle con 'las mentiras de los Verdes' y en las redes sociales hubo de todo contra ella. Como resultado, ha perdido los papeles a veces en los medios y ha generado una imagen extraña que en realidad no es. A las mujeres políticas como a ella se les reprocha su ambición. La sociedad alemana es machista, como todas las sociedades".

Gil Benito, que fue diputado regional y director general del Gobierno de Cantabria, considera que, a diferencia de lo que uno podría imaginar, los partidos alemanes "hacen muy mala comunicación política con algunas excepciones". "Hay mucho amateurismo. Especialmente alarmantes han sido el caso de los Verdes, que no tienen estructura de partido mayoritario, y el de la CDU, que ha estado ocultando todas sus debilidades como partido bajo el manto de Merkel y las han mostrado en los últimos días". Otra cosa que, dice, se desconoce en España es que los alemanes "votan mucho por correo". "En las últimas elecciones votaron uno de cada cuatro (y en esta va a ser uno de cada dos), algo inimaginable en España, lo que tiene que ver con una cultura de la planificación, quitarse las cosas de encima, resolver las vacaciones de 2022 en 2020".

Cuando se trata de mitos, Delle Donne subraya que es difícil hacer comparaciones entre la realidad política alemana y otras realidades políticas en Europa. "Por ejemplo, que el hecho de que la socialdemocracia vaya primera en Alemania signifique que la socialdemocracia va a crecer en España y en Europa. Hay que ser cuidadosos con estas extrapolaciones". Asimismo, recuerda que Alemania no es Berlín. "El resto de Alemania es muy diferente, hay otra forma de pensar y de entender la política. No se puede trasladar el análisis sociológico que una persona hace al vivir en Berlín al resto del país. Incluso en Berlín, dentro de un distrito, hay constelaciones sociológicas y comportamientos electorales muy diferentes: gente con mucho dinero y barrios espectaculares, y enfrente, cruzando la avenida, las escuelas que peor funcionan".

También –como "observador externo", ya que es de Argentina–, coincide con quienes piensan que en España "parece que importan más las elecciones en EEUU". "Son más espectaculares y hay grandes coberturas. Pero lo que pasa en Alemania va a afectar mucho más a España que lo que pase en cualquier otro país de fuera de la UE. Parece que hay una infravaloración y nosotros queremos tender una mano", dice Delle Donne.

El día de las elecciones, el dúo retransmitirá su análisis por Twitch desde la biblioteca del Instituto Cervantes de Berlín, con invitados presenciales. Será una noche electoral de varias horas, "pero también nos lo tomamos como nuestra fiesta de fin de temporada, hicimos mucho trabajo y construimos nuestra comunidad".

Un año (y "miles de encuestas") después, para Franco Delle Donne, lo más interesante comienza una vez se cierren las urnas: cuando se celebre la "ronda de elefantes", el tradicional debate televisivo entre los líderes políticos durante la noche de las elecciones; cuando se apaguen los focos y los partidos entren de lleno en las negociaciones. "Es algo inédito, hay todas las combinaciones de partidos que se te puedan ocurrir. No sé cómo van a encarar las negociaciones, quién se va a sentar primero con quién a hablar. Me interesa mucho más el post". ¿Su apuesta de fecha para la formación del próximo gobierno? Mayo, dentro de ocho meses. "Puse un tuit, pero nadie se ha atrevido a contestarme", bromea.

Etiquetas
Publicado el
21 de septiembre de 2021 - 22:01 h

Descubre nuestras apps

stats