El Gobierno de Madrid afronta dividido las últimas horas del ultimátum: Aguado pide una ley para el cierre perimetral y Ayuso se resiste

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, y el vicepresidente madrileño, Ignacio Aguado.

Isabel Díaz Ayuso sigue en sus trece. Y la incertidumbre es total en la Comunidad de Madrid mientras corre el reloj del ultimátum marcado por Moncloa que expira a las 12. La presidenta madrileña rechaza a esta hora el cierre la capital, como piden desde el Gobierno central, una medida que entró en vigor el pasado viernes y que tumbaba ayer el Tribunal Superior de Justicia de Madrid. Ayuso insiste en limitar los movimientos por áreas de salud que tengan mayor incidencia de Covid, aseguran fuentes del Gobierno regional a elDiario.es. Y la posición de la dirigente del PP divide al Ejecutivo. El vicepresidente madrileño, Ignacio Aguado, de Ciudadanos, pedía pasada la madrugada que la presidenta optase por rehacer la orden del Ministerio de Sanidad para que las medidas fueran aceptadas esta vez sí por el TSJM. Ambos coinciden en el diagnóstico: evitar el estado de alarma. Difieren en la solución.

Ayuso y Aguado están en estos momentos reunidos en la Puerta del Sol. También se encuentran el alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, la vicealcaldesa, Begoña Villacís, y el consejero de Justicia, Enrique López, que se ha paseado por los medios de comunicación para defender la postura de la presidenta: el cierre por zonas básicas de salud. "Después de esa cita el Ejecutivo regional dará a conocer cuál es su posición ante la presión del Gobierno central para blindar la capital", dicen fuentes de Sol.

La presidenta de Ciudadanos, Inés Arrimadas, suscribía en la mañana del viernes la posición del vicepresidente de Madrid, Ignacio Aguado, de su partido, para forzar un consenso entre los gobiernos central y madrileño que permita mantener las restricciones a la movilidad durante el puente sin declarar el estado de alarma. "Queremos que este espectáculo se acabe", ha dicho en un encuentro telemático de Nueva Economía Fórum. Arrimadas apuesta por elegir la primera de las tres opciones planteadas anoche por Pedro Sánchez: "Proponemos que la Comunidad de Madrid rehaga el decreto, que se evite otro estado de alarma y que la gestión siga en manos de la Comunidad de Madrid y nos ahorremos este espectáculo bochornoso".

El ultimátum del Gobierno de Pedro Sánchez expira a las 12 horas. El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha convocado de urgencia un Consejo de Ministros extraordinario para este viernes con el objetivo de declarar el estado de alarma en Madrid si el Ejecutivo de Isabel Díaz Ayuso no reacciona y decreta antes medidas de excepción para paliar el avance del virus en la comunidad. La decisión del presidente del Gobierno llegaba a última hora de la tarde del jueves después de que su gabinete intentase, sin éxito, reunirse con el equipo de Isabel Díaz Ayuso para concretar las medidas a implantar en Madrid, una vez que el Tribunal Superior de Justicia tumbase la orden de Sanidad para confinar la capital y otras nueve ciudades.

Pedro Sánchez trasladó a última hora del jueves cuáles son las opciones de la presidenta regional: dictar una orden con las restricciones en virtud de la ley de Salud pública de 1986, que establece en su artículo 3 la potestad a la autoridad sanitaria de adoptar las medidas "oportunas para el control de los enfermos, de las personas que estén o hayan estado en contacto con los mismos...", solicitar el estado de alarma o que lo declare directamente el Gobierno.

Calvo reitera el ultimátum a Ayuso 90 minutos antes de que expire el plazo para que tome una decisión

La vicepresidenta primera, Carmen Calvo, ha reiterado el ultimátum a Isabel Díaz Ayuso para que tome una decisión sobre los tres planteamientos que le formuló Pedro Sánchez este jueves por la noche con el fin de mantener las restricciones en Madrid y otras nueve ciudades para frenar la expansión del coronavirus en la región.

A 90 minutos de que expire el plazo que el Gobierno ha dado a la Puerta del Sol antes de celebrar un Consejo de Ministros en el que se decretará el estado de alarma si no hay antes una solución encima de la mesa por parte del Ejecutivo regional, Calvo ha sentenciado: “Si la Comunidad de Madrid no puede hacerlo, lo haremos nosotros”.

“Nosotros desde ayer por la tarde estuvimos en continua mano tendida para que nos dijera la Comunidad de Madrid, con arreglo al auto, cómo podía reconducir que estas medidas se mantengan por el bien de contener la pandemia en Madrid. Tanto es así que el presidente llamó dos veces a la presidenta. Solo tenemos un objetivo que es proteger a Madrid, la salud de los madrileños, el curso de la pandemia de Madrid al resto de España”, ha expresado la vicepresidenta.

Etiquetas
Publicado el
9 de octubre de 2020 - 10:20 h

Descubre nuestras apps

stats