La portada de mañana
Acceder
Los contagios entre vacunados dejan en el aire las cenas de empresa
Preguntas y respuestas sobre la vacunación de los niños pequeños
OPINIÓN | Imaginen la peor de sus pesadillas, por Rosa María Artal

El 'Netflix público' que estudia crear Navarra costaría más de 10 millones de euros al año

María Chivite, Ramón Alzórriz y Javier Remírez, en el Parlamento de Navarra

La creación de un contenedor de contenidos virtuales o 'Netflix público' que plantea abordar el Gobierno de Navarra en cumplimiento del pacto de legislatura suscrito entre PSN, Geroa Bai, Podemos e Izquierda-Ezkerra supondría un coste anual de más de 10 millones de euros, según el estudio de viabilidad encargado a la Asociación de Productoras Audiovisuales de Navarra (NAPAR). El gasto podría aumentar considerablemente si además de esta plataforma se lanzara una televisión autonómica, propuesta que también está encima de la mesa.

Según este estudio, el impulso de una canal de TV supondría una inversión inicial de 3 millones de euros al que se añadirían entre 7,5 y 9 millones de gastos de explotación anuales, frente a la creación de una plataforma OTT que necesitaría 400.000 euros de inversión y entre 7,5 y 9 millones de euros para gastos y producción de contenidos al año. Por su parte, señala que la apuesta por un modelo híbrido que sume plataforma OTT con canal autonómico costaría entre 15 y 18 millones de euros anuales.

El vicepresidente primero del Gobierno de Navarra, Javier Remírez, ha asegurado que todavía "no hay nada decidido" y que se trataría en todo caso de un proyecto a "medio o largo plazo". Para su aprobación se necesitaría además una mayoría parlamentaria, para la que además de los votos favorables de los partidos que conforman el Gobierno es necesario el apoyo de al menos uno de los dos grupos de la oposición. Navarra Suma ya ha mostrado su rechazo a la medida por no considerarla "una necesidad", mientras que EH Bildu ha rechazado pronunciarse hasta analizar con detalle el contenido de los informes.

Tras presentar los resultados del estudio encargado por el Gobierno en comisión parlamentaria, Javier Remírez ha señalado que lo que se plantea ahora es si el Parlamento considera que "a largo plazo hay que apostar por otro modelo" e impulsar un servicio audiovisual "auspiciado e impulsado por presupuestos públicos con el fin de reforzar y mejorar el servicio publico a la ciudadanía". "A partir de ese consenso, se podría pensar en ir más allá y trazar una hoja de ruta con objetivos medibles y reconocibles que en todo caso estaría avalada por la ciudadanía a través de sus representantes parlamentarios", ha concluido.

De transformarse en una realidad este canal autonómico, en cualquiera de sus formas, supondría eliminar a Navarra de la lista de territorios que no cuentan con un medio de difusión propio. Las otras excepciones son Cantabria, La Rioja y Castilla y León. A la vez, quedaría en el aire la financiación que actualmente reciben de las arcas forales tanto la radio y televisión pública vasca EiTB como el canal privado Navarra Televisión, las únicas que prestan este servicio en el territorio. Así, mientras EiTB emite no sin polémica por lo que supone que un medio vasco opere en Navarra, el organismo privado recibe importantes cantidades de fondos públicos. Sin ir más lejos, Navarra Televisión firmó a principios de este año con el Gobierno foral un convenio dotado de 1,3 millones de euros a cambio de abrir una delegación en Tudela.

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats