Noticia de agencia

Noticia servida automáticamente por la Agencia EFE

Esta información es un teletipo de la Agencia EFE y se publica en nuestra web de manera automática como parte del servicio que nos ofrece esta agencia de noticias. No ha sido editado ni titulado por un periodista de eldiario.es.

El nuevo Gobierno libanés asegura que se enfrenta a una "catástrofe" económica

Dos policías montan guardia mientras decenas de manifestantes bloquean con sus coches el tráfico en protesta contra el Gobierno.

EFE

Beirut —

0

El nuevo primer ministro libanés, Hasan Diab, que anoche anunció su gabinete, reconoció este miércoles que el Ejecutivo se enfrenta en esta legislatura a una "catástrofe" económica, en medio de las protestas que continúan en el país y que han afectado a la ya desastrosa situación económica.

"Nos enfrentamos a un estancamiento económico y financiero, y debemos aliviar el impacto de esta catástrofe sobre los libaneses", afirmó Diab, según un comunicado leído por el secretario general del Consejo de Ministros, Mahmoud Makeya, en el palacio presidencial de Baabda.

El Líbano es uno de los países más endeudados del mundo y sufre una escasez de divisas en una economía fuertemente dolarizada, lo que había afectado a varios sectores incluso antes del estallido el pasado 17 de octubre de la revuelta popular, que clama contra la corrupción y la mala gestión de la clase dirigente.

Este miércoles se celebró la primera reunión del nuevo gabinete, que se compone de 20 ministros, entre ellos seis mujeres, incluida la titular de Defensa, siendo la primera vez que una mujer ocupa este cargo en el mundo árabe.

Tras la reunión, Diab señaló a los medios que los libaneses "tienen el derecho" de seguir reclamando, pero subrayó que la "parte negativa" del movimiento popular no sirve a los manifestantes pacíficos, en alusión a la violencia de la semana pasada en la capital que dejó más de 500 heridos, según datos de la Cruz Roja libanesa y del cuerpo de seguridad.

Por su parte, el jefe de Estado libanés, Michel Aoun, señaló en un comunicado que la misión de Diab es "precisa" y "debe ganar la confianza de los libaneses y trabajar para conseguir las metas a las que aspiran".

Igualmente, afirmó que existe "un plan económico preparado" dirigido "a la situación económica, a restaurar la confianza de la comunidad internacional en las instituciones libanesas y a trabajar para asegurar el futuro de los libaneses", sin ofrecer más detalles.

Pese al anuncio del nuevo Gobierno la noche del martes, los libaneses salieron a las calles anoche y esta mañana han cortado carreteras en diferentes puntos del país mostrando su rechazo al gabinete, que consideran que no es independiente tal y como había prometido Diab.

Sin embargo, el jefe de Gobierno, apoyado principalmente por el grupo chií libanés Hizbulá, insistió ayer que su gabinete era tecnócrata y que ninguno de los nombrados tenía experiencia política.

Los cargos en el Líbano son asignados por pertenencia religiosa en un país en el que hay 18 comunidades diferentes y en el que, según la Constitución, el primer ministro tiene que ser musulmán suní, el presidente de la República cristiano y el del Parlamento musulmán chií.

Etiquetas
Publicado el
22 de enero de 2020 - 13:22 h

Descubre nuestras apps

stats