El secretario LGTBI del PSOE incendia a las feministas del partido por aplaudir la caída de Calvo por su rechazo a la ley trans

Pedro Sánchez saluda al secretario LGTBI del PSOE, Víctor Gutiérrez, en su nombramiento en el 40º Congreso.

Irene Castro


18

La herida en el PSOE por la ley trans que garantiza la autodeterminación de género está lejos de cerrarse. La posibilidad de que las personas transexuales cambien su sexo registral sin ningún requisito enfrenta a un importante sector del feminismo del partido con el Gobierno de Pedro Sánchez y los ánimos se han caldeado tras unas palabras del secretario LGTBI, Víctor Gutiérrez, en las que celebra que se haya apartado “de la primerísima línea” a personas que “han hecho mucho daño al partido” por su oposición a esa norma, en una clara alusión a la exvicepresidenta Carmen Calvo. Esas declaraciones, formuladas en un acto organizado por UGT con motivo del Orgullo, han prendido una mecha en la que destacadas dirigentes han arremetido contra Gutiérrez y han salido en defensa de la exsecretaria de Igualdad, que se ha pronunciado con ironía a través de Twitter: “De traspié en traspié... y así sucesivamente”.

Vivir sin papeles el día del Orgullo: "Por muy LGTBI que seamos, somos migrantes y eso nos atraviesa"

Vivir sin papeles el día del Orgullo: "Por muy LGTBI que seamos, somos migrantes y eso nos atraviesa"

“Soy consciente de que hay muchas voces que representan al PSOE que hacen daño, pero hay que poner en valor el volantazo que ha dado el partido en los últimos meses”, expresa Gutiérrez en un momento de la charla que ha incendiado a las feministas del partido. Gutiérrez se refiere a la celebración del 40º Congreso en octubre en el que, según él, Pedro Sánchez se situó “ideológicamente a favor de sacar adelante esta ley LGTBI y trans” y pone en valor la creación de la secretaría LGTBI que él ocupa en el que ha sido su aterrizaje en política llegado del mundo del deporte como waterpolista. El responsable de área de Ferraz también pone en valor el hecho de “apartar de la primerísima línea política a ciertas voces que han hecho mucho daño y que tenían posicionamientos contrarios a esta ley” en referencia a Calvo, aunque las resistencias a la autodeterminación de género que recoge la ley impulsada por Irene Montero son generalizadas en el feminismo socialista.

“Todos somos personas, nos equivocamos, cometemos errores pero también rectificamos. El PSOE ha tenido un traspiés que ha sabido reconducir”, dice Gutiérrez: “Al ser un partido tan grande, tan de mayorías, con muchísima gente es muy difícil que todo el mundo esté alineado”.

Sus palabras han caído como un jarro de agua fría en la propia dirección del PSOE. La responsable de Igualdad, Andrea Fernández, ha afeado las palabras de su compañero, aunque sin hacer una referencia directa a la polémica. “El PSOE se sostiene sobre cientos de manos que se entrelazan y suceden con el objetivo de trabajar por valores tan elevados como la igualdad o la justicia social”, dice la dirigente socialista, que alaba a Calvo, de quien recibió “el testigo” de la Secretaría de Igualdad, que es el área sectorial más relevante de la ejecutiva.

En términos parecidos se ha pronunciado la portavoz de Igualdad en el Congreso, Laura Berja. “Porque fuisteis somos. Es un honor trabajar con Carmen Calvo como compañera feminista y socialista y presidenta de la Comisión de Igualdad del Congreso”, señala la diputada.

Calvo era la exvicepresidenta del Gobierno y responsable de Igualdad del PSOE cuando la ley trans comenzó a negociarse en el seno de la coalición y mostró sus discrepancias con los borradores elaborados por el Ministerio de Igualdad. En consonancia con buena parte del feminismo vinculado al PSOE, Calvo defendió que el cambio registral del sexo debía contar con unas garantías entre las que planteó la declaración de testigos. Finalmente perdió esa batalla y la ley que ha aprobado el Ejecutivo contempla la autodeterminación de género sin condiciones. Sánchez prescindió de Calvo en la remodelación del Gobierno que acometió el pasado verano en una decisión que se atribuyó al desgaste de la exvicepresidenta y también a su mala sintonía con Unidas Podemos, en buena medida por las leyes que tenían que ver con la cartera de Igualdad.

Más allá de los mensajes de apoyo a Calvo, veteranas socialistas han reivindicado la labor que el feminismo ha realizado en el seno del partido. “Son muchas y son mujeres feministas que han hecho grandes cosas por este país y por el PSOE. Alguien se confunde si piensa que el feminismo ha sido un accidente en el PSOE”, ha expresado la exdiputada Ángeles Álvarez, uno de los rostros más reconocidos de ese sector del partido hoy alejada de la primera línea y muy enfadada con la aprobación de la ley trans.

Gutiérrez se disculpa: “Mi intención no era menospreciar el trabajo de nadie”

Tras viralizarse el vídeo en el que Gutiérrez apunta a la caída de Calvo como uno de los elementos positivos que ha llevado a cabo Sánchez hacia el colectivo LGTBI, se ha disculpado a través de Twitter: “Lamento mucho si con mis declaraciones de ayer pude ofender a algún compañero o compañera. Mi intención no era menospreciar el trabajo de nadie, sino reforzar la posición del partido y situarlo donde siempre ha estado: al lado del colectivo LGTBI y de sus derechos”, ha dicho.

También han salido algunos dirigentes responsables de área LGTBI del partido en su defensa, como el de Madrid, Santi Rivero: “Es un placer compartir activismo y partido contigo, Víctor Gutiérrez. Seguimos avanzando, como siempre, para hacer de España un país más abierto y respetuoso con las personas LGTBI”. También se ha pronunciado en esa línea el jefe de gabinete de la vicesecretaria general, Adriana Lastra:

Etiquetas

Descubre nuestras apps

stats