La portada de mañana
Acceder
Justicia e Igualdad revisan cada punto de la ley del 'solo sí es sí'
El deterioro de Doñana impide que las aves se reproduzcan en su santuario
¿Quién se atreve a rebajar la pena a un violador? Por Ignacio Escolar

Villacís se descarta como candidata de consenso ante la guerra entre Arrimadas y Bal por el control de Ciudadanos

Carmen Moraga

0

La vicealcaldesa de Madrid y coordinadora del equipo refundador de Ciudadanos, Begoña Villacís, ha querido zanjar este martes las especulaciones sobre su papel en la guerra interna abierta entre Inés Arrimadas y Edmundo Bal por el control del partido.

El PP ofrece hueco al "talento" de Ciudadanos: "Si llaman al timbre les abrimos la puerta"

Más

En una entrevista en 'Las Mañanas de RNE' ha descartado que ella vaya a liderar la candidatura de “consenso” que piden Arrimadas y numerosos dirigentes de la formación que se autoproclama “liberal”.  “Yo no lo voy a asumir. Soy vicealcaldesa de Madrid. Mi espacio está en Madrid, lo tengo muy claro. Las encuestas nos favorecen, pues dicen que somos decisivos”, ha insistido Villacís, en relación a la posibilidad de que en los comicios de mayo logren una mínima representación para sobrevivir. De esta manera cree que incluso podrían reeditar el pacto con el PP, un gobierno que ella siempre ha dicho que “ha funcionado bien” pese a sus diferencias ideológicas.

A juicio de Villacís esa lista de “consenso” y de “unidad” debe estar integrada tanto por la actual presidenta del partido como por su número dos, el vicesecretario general y portavoz parlamentario de la formación, Edmundo Bal. “Son personas con mucha valía y la candidatura tiene que ser de consenso y debe integrarlos a los dos”, ha sentenciado.

Ese mismo deseo ya lo había expresado la semana pasada en la fiesta de Navidad del partido en Madrid. Una reunión que se celebró el mismo día en que el portavoz adjunto del grupo parlamentario sorprendía a todos - o a casi todos- anunciando por sorpresa su intención de presentarse a las primarias y pedía a la líder que diera “un paso a un lado” al considerar que no puede ser la portavoz política la formación tras el proceso de “refundación”. Una fiesta en la que coincidieron Arrimadas y Bal.

Los dos máximos dirigentes del partido se reunieron este lunes durante más de una hora en el Congreso para intentar limar asperezas y ver las posibilidades de cerrar un acuerdo. De esa cita Arrimadas salió muy esperanzada, pero Bal se limitó a señalar que los dos “coincidieron” en que “todos somos necesarios para relanzar este proyecto y los afiliados de Ciudadanos, nuestra razón de ser”.

Durante la entrevista con RNE Villacís, no obstante, no ha querido desvelar a cuál de los dos dirigentes apoyaría en el caso de que no lleguen finalmente a un entendimiento. Aunque ha reconocido que “ideológicamente” se siente más cercana a Arrimadas, de la que además siempre ha dicho que es “amiga”. “Esto no va de egos ni de hiperliderazgos”, ha señalado, incidiendo en que ella está “totalmente sumida” en su trabajo en el Ayuntamiento.

La vicealcaldesa de Madrid ha reconocido también que Ciudadanos “necesita un cambio”, pero no cree que deba plantearse una “enmienda a la totalidad” del proyecto. Tampoco una “suplantación”, pues cree que el trabajo que han llevado a cabo hasta ahora es el correcto y a ella eso le hace sentirse “orgullosa” porque no tienen casos de corrupción y se niegan a participar en el “reparto de jueces”.

En ese sentido, ha defendido que Ciudadanos siga siendo un partido “de centro” y “autónomo”, “alejado de los polos” y que sepa jugar un papel de “bisagra” como el que jugaron en el pasado. “El mejor PP que hemos visto en los últimos años fue el de Mariano Rajoy pactando con Albert Rivera, y el mejor PSOE que hemos visto fue el del 'pacto del abrazo' de Pedro Sánchez con Rivera”, ha afirmado, mientras opinaba que tanto el PSOE como el PP prefieren “los extremos” y “se convierten en peores partidos y nos convierten en peor país”.

La vicealcaldesa de Madrid y coordinadora del equipo refundador de Ciudadanos, Begoña Villacís, ha querido zanjar este martes las especulaciones sobre su papel en la guerra interna abierta entre Inés Arrimadas y Edmundo Bal por el control del partido.

El PP ofrece hueco al "talento" de Ciudadanos: "Si llaman al timbre les abrimos la puerta"

Más

En una entrevista en 'Las Mañanas de RNE' ha descartado que ella vaya a liderar la candidatura de “consenso” que piden Arrimadas y numerosos dirigentes de la formación que se autoproclama “liberal”.  “Yo no lo voy a asumir. Soy vicealcaldesa de Madrid. Mi espacio está en Madrid, lo tengo muy claro. Las encuestas nos favorecen, pues dicen que somos decisivos”, ha insistido Villacís, en relación a la posibilidad de que en los comicios de mayo logren una mínima representación para sobrevivir. De esta manera cree que incluso podrían reeditar el pacto con el PP, un gobierno que ella siempre ha dicho que “ha funcionado bien” pese a sus diferencias ideológicas.

A juicio de Villacís esa lista de “consenso” y de “unidad” debe estar integrada tanto por la actual presidenta del partido como por su número dos, el vicesecretario general y portavoz parlamentario de la formación, Edmundo Bal. “Son personas con mucha valía y la candidatura tiene que ser de consenso y debe integrarlos a los dos”, ha sentenciado.

Ese mismo deseo ya lo había expresado la semana pasada en la fiesta de Navidad del partido en Madrid. Una reunión que se celebró el mismo día en que el portavoz adjunto del grupo parlamentario sorprendía a todos - o a casi todos- anunciando por sorpresa su intención de presentarse a las primarias y pedía a la líder que diera “un paso a un lado” al considerar que no puede ser la portavoz política la formación tras el proceso de “refundación”. Una fiesta en la que coincidieron Arrimadas y Bal.

Los dos máximos dirigentes del partido se reunieron este lunes durante más de una hora en el Congreso para intentar limar asperezas y ver las posibilidades de cerrar un acuerdo. De esa cita Arrimadas salió muy esperanzada, pero Bal se limitó a señalar que los dos “coincidieron” en que “todos somos necesarios para relanzar este proyecto y los afiliados de Ciudadanos, nuestra razón de ser”.

Durante la entrevista con RNE Villacís, no obstante, no ha querido desvelar a cuál de los dos dirigentes apoyaría en el caso de que no lleguen finalmente a un entendimiento. Aunque ha reconocido que “ideológicamente” se siente más cercana a Arrimadas, de la que además siempre ha dicho que es “amiga”. “Esto no va de egos ni de hiperliderazgos”, ha señalado, incidiendo en que ella está “totalmente sumida” en su trabajo en el Ayuntamiento.

La vicealcaldesa de Madrid ha reconocido también que Ciudadanos “necesita un cambio”, pero no cree que deba plantearse una “enmienda a la totalidad” del proyecto. Tampoco una “suplantación”, pues cree que el trabajo que han llevado a cabo hasta ahora es el correcto y a ella eso le hace sentirse “orgullosa” porque no tienen casos de corrupción y se niegan a participar en el “reparto de jueces”.

En ese sentido, ha defendido que Ciudadanos siga siendo un partido “de centro” y “autónomo”, “alejado de los polos” y que sepa jugar un papel de “bisagra” como el que jugaron en el pasado. “El mejor PP que hemos visto en los últimos años fue el de Mariano Rajoy pactando con Albert Rivera, y el mejor PSOE que hemos visto fue el del 'pacto del abrazo' de Pedro Sánchez con Rivera”, ha afirmado, mientras opinaba que tanto el PSOE como el PP prefieren “los extremos” y “se convierten en peores partidos y nos convierten en peor país”.

La vicealcaldesa de Madrid y coordinadora del equipo refundador de Ciudadanos, Begoña Villacís, ha querido zanjar este martes las especulaciones sobre su papel en la guerra interna abierta entre Inés Arrimadas y Edmundo Bal por el control del partido.

El PP ofrece hueco al "talento" de Ciudadanos: "Si llaman al timbre les abrimos la puerta"

Más

En una entrevista en 'Las Mañanas de RNE' ha descartado que ella vaya a liderar la candidatura de “consenso” que piden Arrimadas y numerosos dirigentes de la formación que se autoproclama “liberal”.  “Yo no lo voy a asumir. Soy vicealcaldesa de Madrid. Mi espacio está en Madrid, lo tengo muy claro. Las encuestas nos favorecen, pues dicen que somos decisivos”, ha insistido Villacís, en relación a la posibilidad de que en los comicios de mayo logren una mínima representación para sobrevivir. De esta manera cree que incluso podrían reeditar el pacto con el PP, un gobierno que ella siempre ha dicho que “ha funcionado bien” pese a sus diferencias ideológicas.