Has elegido la edición de . Verás las noticias de esta portada en el módulo de ediciones locales de la home de elDiario.es.
La portada de mañana
Acceder
'Sánchez sentencia a Ábalos para marcar la diferencia con el PP y evitar el desgaste'
Teresa Ribera: “Confío en que no habrá más sorpresas con Doñana”
OPINIÓN | 'La zona gris', por Enric González

El líder de la COP28 asegura que “no hay evidencias científicas” que justifiquen reducir el consumo de energías fósiles

Sultan Ahmed Al Jaber (i), Presidente designado de la COP28.

elDiario.es

51

Es el presidente de la Cumbre del Clima que se celebra estos días en Dubái y también el director de la petrolera de Emiratos Árabes Unidos. Al Jaber, además, considera que “no hay evidencias científicas” que justifiquen reducir el consumo de energías fósiles.

Al Jaber, que ya desató la polémica al compaginar su cargo en la petrolera con el liderazgo de la COP28, también ha afirmado que reducir el consumo de combustibles fósiles como el petróleo no es sostenible “llevaría al mundo de vuelta a las cavernas”. Según el mandatario, no existen pruebas de que esta reducción sea el mejor método para impedir que el calentamiento global supere la barrera de los 1,5 grados centígrados que recomiendan evitar los científicos, según ha adelantado The Guardian en exclusiva.

Al Jaber realizó estas declaraciones durante una conferencia con una ex enviada especial de Naciones Unidas para el clima y con Mary Robinson, presidenta de la organización The Elders Group, fundada por Nelson Mandela en 2007. El diario ‘The Guardian’ afirma que en esa conversación, Robinson planteó que una de las razones por las que estamos en medio de una crisis climática es “porque no nos hemos comprometido a dejar atrás los combustibles fósiles”.  “Esa es una decisión que la COP28 puede tomar y, dado que eres presidente de Adnoc”, añadió Robinson en referencia a la petrolera de Emiratos, “podrías tomarla con aún mayor credibilidad”. Las palabras de la que fuera primera mujer presidenta de Irlanda, sin embargo, no sentaron bien al líder de la Cumbre del Clima. 

Al Jaber le respondió que había aceptado participar en el evento “para tener una charla madura y tranquila” y que rechazaba “cualquier conversación que sea alarmista”. El líder de la COP28 afirmó entonces que “no hay evidencias científicas que demuestren que reducir el consumo de petróleo sea lo que nos permita quedar por debajo del umbral de los 1,5 grados centígrados”.

Las palabras del líder emiratí chocan con la defensa que ha realizado en la COP28 el Secretario General de Naciones Unidas, António Guterres. “La ciencia es clara: el límite de 1,5 grados solo es posible si dejamos de quemar combustibles fósiles. No reducirlos, sino eliminarlos totalmente y con un plan claro”.

Las reacciones

Las reacciones a las palabras de Al Jaber no han tardado en llegar. Varios expertos en cambio climático y académicos han utilizado la red social X para mostrar su rechazo y desmentir las declaraciones del mandatario.

El físico del clima belga Jean-Pascal van Ypersele ha escrito una carta junto a su compañero, el científico Michael E. Mann en la que expone los motivos científicos por los que es necesaria la eliminación de los combustibles fósiles. “¡No se puede negociar con la ciencia!”, añade en su publicación.

Por su parte, el vulcanólogo, escritor, activista y científico del clima Bill McGuire ha calificado de “farsante” al presidente de la COP28 tras leer sus afirmaciones. “Se le cae la máscara”, ha añadido.

Como ellos, decenas de expertos han manifestado su malestar respecto a las palabras de Al Jaber. Varios de ellos también han pedido su dimisión. La directora de la Crisis Climática y Salud Pública de la OMS María Neira, en una entrevista con elDiario.es días antes de la celebración de la cumbre del clima explicó el coste que tiene la contaminación para el sistema sanitario y entre las causas citaba las subvenciones a los combustibles fósiles. “Solo con los subsidios que se dan cada año a los combustibles fósiles, del orden de 7.000 millones, cubriríamos el 75% del gasto sanitario mundial”, explicaba Neira.

“Además, en los estudios económicos para ver el impacto del cambio climático en general nunca se ha incluido en ese coste el que están pagando ya los servicios sanitarios, porque esa subvención a los combustibles fósiles representa más casos de enfermedades respiratorias crónicas, que hay que tratar durante mucho tiempo y que son un gasto enorme. No me gusta hablar de gasto, porque se trata de salud, pero ese gasto es absurdo. Quienes dicen que hay que invertir mucho para mitigar las causas del cambio climático no deberían olvidarse de que ya lo estamos haciendo, pero cubriendo las consecuencias en salud, en lugar de atacar las causas”, añadía.

Etiquetas
stats