Las ciudades europeas más accesibles

El Memorial del Holocausto en Berlín es accesible para personas en silla de ruedas y con movilidad reducida
  • ENAT, la Red Europea de Turismo Accesible, entrega cada año un premio a la población europea más accesible

El 75 % de la población europea vive en una ciudad. Cómo estas están diseñadas impacta en el modo de vida de sus habitantes: en la forma de relacionarse, en cómo se desarrolla la actividad económica y social y, en definitiva, en la calidad de vida. Las personas con diversidad funcional (término no negativo, alternativo al de “discapacitados” o “minusválidos”) tienen muy poco protagonismo en los medios de comunicación y en la sociedad en general. Diariamente se enfrentan a miles de obstáculos, entre los que se incluyen el propio estigma social y las trabas existentes en las ciudades, las cuales son, en su mayoría, muy poco accesibles y no están diseñadas para facilitar el tránsito de, por ejemplo, personas invidentes o en silla de ruedas.  

Estos impedimentos también dificultan la posibilidad de  viajar y se coarta el derecho de realizar turismo, visitar lugares y abrir horizontes. Hay muchos retos que superar: desde el diseño del sistema de transporte público (si cuenta con ascensores, rampas, etc.) hasta la educación de la ciudadanía en esta temática. Queremos acercarnos a las ciudades europeas más accesibles para personas con diversidad funcional física y llamar la atención sobre la necesidad existente de construir una sociedad sin barreras para todos y todas.

Para ello, nos servimos del ránking de urbes más accesibles que anualmente elabora ENAT, la Red Europea de Turismo Accesible (European Network for Accesible Tourism), establecida en 2006 con el objetivo de hacer de Europa un lugar accesible para todos y todas. El año pasado, en 2016, la ganadora fue Milán. En 2015, este galardón lo recibió la ciudad sueca de Borås. En las ediciones anteriores, las ganadoras han sido (por orden cronológico invertido) Gotemburgo (Suecia), Berlín (Alemania) y Salzburgo (Austria). El primer año que se celebró la competición, en 2010-2011, el premio fue para la ciudad española de Ávila.

Milán

La urbe italiana lleva años realizando considerables esfuerzos para mejorar su accesibilidad. El diseño urbanístico y arquitectónico de la ciudad promocionan la accesibilidad y la usabilidad y respetan, además, los principios del “diseño para todos”, una filosofía que tiene como objetivo conseguir que los entornos, productos, servicios y sistemas puedan ser utilizados por el mayor número de personas. El Ayuntamiento trabaja mano a mano con las asociaciones de personas con diversidad funcional identificando barreras arquitectónicas y sensoriales para poder eliminarlas, elaborando mapas de la red de transporte público, y participando en la toma de decisiones sobre planes y prioridades en la urbe.

Los principales atractivos turísticos de la ciudad son accesibles para todas las personas como, por ejemplo, la Galería Vittorio Emanuele II, el Castillo Sforcesco, el teatro La Scala y la iglesia de Santa Maria delle Grazie (donde se encuentra el cuadro de Da Vinci “La última cena”). Todos ellos carecen de barreas arquitectónicas y cuentan con rampas y ascensores. Además, la ciudad ha puesto en marcha varios proyectos para promocionar el empleo de las personas con diversidad funcional y apoyar su autonomía para que puedan vivir de manera independiente.

Borås

En 2015, el gobierno sueco dictaminó que la falta de accesibilidad debía considerarse formalmente como una forma de discriminación. Como resultado, se están realizando muchos esfuerzos y llevando a cabo diversas acciones y planes para acabar con ella. Borås es la segunda ciudad más grande del país y es conocida por sus grandes espacios verdes que incluyen caminos pavimentados por los que transitar en silla de ruedas. Varios de los atractivos turísticos de la ciudad son plenamente accesibles, tales como el City Theatre y el Museo Textil .

El Ayuntamiento, además, está elaborando una base de datos que recoge todos los establecimientos, hoteles, tiendas, restaurantes e incluso, dentistas, que cumplen los requerimientos de accesibilidad. Asimismo, existe una ayuda económica para convertir las casas privadas en accesibles y el transporte público es gratuito para las personas con diversidad funcional. Todo esto contribuyó a que Borås se convirtiera en 2015 en la ciudad europea más accesible.

Berlín

De Berlín destaca la accesibilidad del transporte público y el diseño de los edificios de nueva construcción. Sin embargo, aún existen algunas barreras en la ciudad que impiden el libre tránsito de personas, por ejemplo, en silla de ruedas. El Ayuntamiento pone a disposición de los y las visitantes una página web, VisitBerlin, que provee información y sugerencias para planear una visita a la capital alemana disfrutando de una plena accesibilidad.

Ofrecen tours en silla de ruedas y una lista de hoteles accesibles. Para las personas ciegas existe la posibilidad de concertar una cita con ABSV, asociación de invidentes, para que te acompañen en las visitas a museos y exhibiciones. Además, varios puntos de interés turístico, como el Palacio de Charlottenburg  y el Reichstag, cuentan con maquetas de los edificios que se pueden tocar para tener una orientación espacial, y el Jardín Botánico organiza rutas de los sentidos para oler y tocar la naturaleza.  

Ávila

Ávila es la única ciudad española que ha recibido el premio a la ciudad europea más accesible. La primera parada al visitar esta población es el Centro de Visitantes, el cual presta sillas de ruedas y ofrece información sobre las rutas más accesibles para disfrutar de la ciudad. También tiene una maqueta de la famosa muralla con información en braille, muy útil para las personas invidentes y con dificultades visuales. Por otra parte, se ha acondicionado un trozo de la muralla (“La Puerta del Puente”) de aproximadamente 100 metros de longitud para que pueda ser accedida en silla de ruedas mediante una rampa.

El Ayuntamiento también pone a disposición numerosas plazas de aparcamiento para personas con movilidad reducida y una guía que contiene información de acomodación, restaurantes, monumentos y lugares culturales que ofrecen opciones de accesibilidad, consiguiendo que la ciudad ofrezca un turismo no solo más accesible, sino más inclusivo.

Etiquetas
Publicado el
10 de mayo de 2017 - 12:22 h

Descubre nuestras apps

stats