eldiario.es

9

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Escenario diabólico

Fachada interior del Palacio de San Telmo, sede del Gobierno andaluz

El terremoto político de los resultados electorales en Andalucía sigue teniendo réplicas como se ha visto en el debate de esta semana en el Congreso y en la primera encuesta conocida después del 2D, publicada este miércoles por eldiario.es.

El pánico desatado en el PSOE en la noche electoral ha ido a más porque ni las cartas al gobierno de Torra ni la dureza en el lenguaje de la primera intervención de Sánchez en el Congreso han tranquilizado a los presidentes autonómicos y alcaldes socialistas que temen recibir ellos en mayo el castigo por estar en el gobierno con los votos de los independentistas catalanes.

Ajeno de momento a esas voces en su partido, Sánchez quiere aguantar en la Moncloa todo lo que pueda e intentará todavía pactar los presupuestos con los partidos catalanes; un acuerdo que podría llegar precisamente en vísperas de la campaña del 26 de mayo, algo que produce escalofríos en los barones socialistas. La situación del PSOE es tan surrealista que muchos prefieren que no se aprueben los presupuestos de su propio gobierno y seguir con los de Montoro.

Seguir leyendo »

El PP, la soledad y la paja en el ojo ajeno

Carmen Quintanilla con Dolores de Cospedal

Este miércoles, un tuit de Sofía Castañón logró poner palabras a la sensación que me rondaba desde que supe que el Partido Popular llevaba al Congreso de los Diputados una "Proposición no de ley relativa a la promoción de medidas para combatir la soledad crónica".

Hoy el PP ha llamado "soledad crónica" (un problema serio y en aumento en nuestro país) a lo que en realidad es precariedad, pobreza energética y completa falta de modelo de país.
"Nos quieren en soledad y nos tendrán en común" @patiomaravillas @NachoVegasTwit pic.twitter.com/fWzZQDsgYJ

Al PP de Casado, el mismo que está dispuesto a devolvernos a los años 60 haciendo pactos ultraconservadores con Vox, le preocupa ahora que nuestros mayores se sientan solos. Por eso, aprovechando el subidón sentimental que provocan los anuncios navideños, ha presentado su proposición no de ley. Entre la manipulación emocional, los estereotipos paternalistas y una salva de culpa al aire, la proposición no de ley deja caer que en España estamos dando la espalda a nuestros mayores. Estos están abandonados. "Ya nos hemos olvidado de que hace cinco generaciones vivían bajo un mismo techo y hoy ni siquiera una generación es capaz de soportar a las personas mayores". Así explica la diputada Quintanilla Barba, la razón de ser de la soledad de los mayores. Como en el anuncio de Ruavieja, la culpa es nuestra. Qué bien se le da al PP lo de la paja en el ojo ajeno.

Seguir leyendo »

Novias de la muerte, esposas de españoles

El vicesecretario de Organización del Partido Popular, Javier Maroto

Para diferenciar dos categorías de migrantes, el criminal y el integrado, Santiago Abascal declaró hace poco que “no es lo mismo un inmigrante procedente de un país hermano hispanoamericano, con una misma cultura, una misma lengua, con una misma cosmovisión del mundo, que la inmigración procedente de los países islámicos”. No es una coincidencia que días después, Javier Maroto dijera algo similar del migrante de América del sur pero, dándole el toque pintoresco: “lo mejor que le puede pasar a su vida en España es que su hija se case con un español”.

Hay algo que une en mi cabeza lo que dijo el político del PP y la forma en que los seguidores de Vox cantan eufóricos el himno de los legionarios. Pareciera que, según la nueva coalición española de la ultraderecha, la derecha y la derechita, lo mejor que podría pasarnos a las migrantes es hacernos novias de la muerte o de uno de sus votantes, con la esperanza de algún día casarnos y mejorar de vida. Porque es la muerte civil, la muerte simbólica, la muerte de todo lo que en estos años hemos avanzado en reconocimiento de la diversidad, lo que persigue este matrimonio por conveniencia entre las fuerzas conservadoras españolas. En dicho proyecto político, el migrante ejemplar sería una mujer racializada sí, pero casadera y hablante del español, frente al resto de migrantes, dividiéndonos entre los que tenemos buena conducta y los que no, entre los que cotizan y los que no, entre los que se allanan a la cultura occidental, su lengua y su religión, y los que deben ser deportados.

¿Nos han hecho un elogio estos señores? La frase de Maroto lo tiene todo: es machista porque considera que un matrimonio aún define a una mujer. Es clasista, porque asume que no dejaremos de ser precarias mientras nos sigamos moviendo entre migrantes. Es racista porque frivoliza con una de las pocas formas que tienen a veces los migrantes en el mundo para conseguir papeles, casarse con un nativo, para burlar el cruel sistema migratorio. Es supremacista porque se regodea con la idea de una cultura única, la española, que debe ser practicada como un impuesto para permanecer en sus territorios, rechazando todo lo diferente. También es cínica porque no menciona que si los migrantes “ejemplares” hablamos español y somos parte de Occidente, es porque una cultura se impuso por la fuerza sobre la otra en un proceso colonial que dejó profundas huellas. Tan cínicos como los gobiernos europeos que cierran fronteras y construyen muros para que no vengan de sus antiguas colonias a recordarles su pasado de trabajos forzados, esclavitud, violencia y expolio, que en algunos casos siguieron perpetrando incluso durante el siglo XX, y su responsabilidad en que miles tengan que huir hoy del continente africano por la guerra y la pobreza.

Seguir leyendo »

Ideología y/o derrota

21 Comentarios

El presidente de Vox, Santiago Abascal, junto a la líder del Frente Nacional francés, Marine Le Pen

Pedro Sánchez endurece su discurso sobre Catalunya. Los barones socialistas, nada socialistas, desempolvan los rancios mensajes que permitieron a personajes como Bono, Rodríguez Ibarra o Francisco Vázquez cautivar al votante derechista… haciendo políticas derechistas. Sectores de Podemos y de Izquierda Unida culpan a la confluencia de los malos resultados electorales. Ideólogos, sociólogos, políticos y analistas progresistas nos piden que no llamemos fascistas a los fascistas y que comprendamos las razones que llevan a obreros, parados y jubilados a convertirse en fieles legionarios de Santiago Abascal.

Estos son algunos de los síntomas de que la izquierda española ha vuelto a su estado habitual: el modo pánico combinado con el modo duda. El detonante de esta nueva crisis no ha sido únicamente la irrupción de Vox, sino la constatación de que la mayoría de los andaluces, al menos de quienes votaron, han apostado a opciones políticas conservadoras que competían entre ellas para demostrar quién era más ultra. Una región humilde y tradicionalmente de izquierdas ha pasado, de la noche a la mañana, a visualizarse como el nuevo bastión del facherío nacional. La encuesta  publicada este jueves por eldiario.es echa un poco más de sal en la llaga. Con la segura entrada de Vox en el Congreso de los Diputados, las derechas más derechosas están muy cerca de gobernar España. La izquierda sigue preguntándose cómo ha sido posible el sorpasso andaluz y el tsunami posterior, sin percatarse de que la respuesta, como casi siempre, es la más simple: es la ideología, estúpidos.

Ciudadanos, PP y Vox tienen claro su relato. Los tres han presumido de tenerla más grande que los otros (la bandera rojigualda), de odiar infinitamente a los independentistas catalanes y de darles asquito esos moros y negros que cruzan el estrecho. Sus lemas de campaña no han podido ser más simples y lo seguirán siendo: "yo soy español, español, español" y "¡a por ellos, oé; a por ellos, oá!".

Seguir leyendo »

¡Compañeros periodistas, ciudadanos todos!

44 Comentarios

Imagen de archivo del empresario Bartolomé Cursach, sobre quien los periodistas involucrados en la operación policial publicaron informaciones

"Este secreto profesional tiene a la vez dos beneficiarios y realiza a la vez dos protecciones. De un lado ampara al periodista de los poderes públicos (...). De otro ampara a la fuente. Sin esta cláusula de protección sería imposible cualquier labor periodística de investigación"

Javier Pradera

Quiero felicitar desde aquí al magistrado Miguel Florit. Es absolutamente necesario. El juez titular del Juzgado de Instrucción número 12 de Palma ha encontrado la piedra filosofal. Acaba de descubrir él solito la solución a las zozobras de todos los sesudos juristas que son y han sido en la Audiencia Nacional, el Tribunal Supremo y el Tribunal Constitucional, por no mencionar al resto de su homónimos. Él solito, oiga. Miren que he asistido a seminarios y programas del formación, incluso del CGPJ, respecto a la situación en la que queda el secreto decretado de un sumario cuando colisiona con la protección constitucional de las fuentes de un periodista, miren que he oído propuestas. No hacía falta. El instructor mallorquín tenía la clave: saltarse la protección constitucional y campar a sus anchas. ¿Pero cómo no se le ocurrió esto antes a nadie?

Seguir leyendo »

La derecha ya ha ganado

50 Comentarios

El expresidente del Gobierno, José María Aznar, en un acto de la Fundación Faes.

Aunque los resultados andaluces no han sido precisamente un buen presagio para la izquierda, aún es pronto para hacer pronósticos sobre lo que ocurrirá en las próximas elecciones generales. Los que sí está claro es que la derecha ha logrado ya una gran victoria, seguramente irreversible. La de imponer su discurso, el del tremendismo sobre la crisis catalana, que ha acogotado al gobierno, cegándole cualquier salida alternativa que tuviera un mínimo fuste. Lo que queda en el aire es si las cosas podían haber sido de otra manera. Aunque es posible es que eso sólo produzca melancolía.

Se ha dicho mil veces que el éxito en política depende del buen manejo de los tiempos, de acertar con el momento en que se deben tomar las iniciativas. Pero tan importante como eso, e indisolublemente unido a lo anterior, es anticipar los movimientos que pueda hacer el rival. Pedro Sánchez ha fallado en ambos extremos y ya le es prácticamente imposible rectificar.

Empecemos por lo segundo. Hace seis meses, cuando triunfó la moción de censura, la percepción generalizada, y también la del nuevo gobierno socialista, era que la derecha estaba noqueada. El PP se esforzaba por improvisar un nuevo líder en medio de la perplejidad por haber perdido el poder y de enormes dificultades y graves tensiones internas. Por su parte, los líderes de Ciudadanos no conseguían ocultar que el cambio de gobierno les había pillado fuera de juego y que se habían quedado sin discurso.

Seguir leyendo »

Siete tesis sobre el fin del fútbol argentino

Miembros de la barra brava de Boca Juniors participaron en la despedida que se organizó en Buenos Aires antes de partir hacia Madrid.

El miércoles 21 de noviembre jugaron All Boys vs. Atlanta, dos equipos de la tercera división del fútbol argentino, ambos de Buenos Aires, clubes con cierta rivalidad clásica. Como ocurre desde 2007 (desde 2013 para la Primera División), sólo pudieron concurrir los aficionados del equipo local. Como también ocurre desde entonces, siempre hay alguna presencia de la visita: los jugadores, claro, pero también algunos familiares, directivos, periodistas de medios afines (en la Argentina hay por lo menos una radio de frecuencia modulada de alcance barrial que sigue la campaña de cada equipo).

Atlanta venció por 3 a 2 en un juego vibrante, con All Boys intentando igualar hasta el último minuto a pesar de haber estado tres goles abajo. Al finalizar el juego, los festejos de las pocas decenas de personas que acompañaban al equipo visitante "provocaron" la reacción de los locales, que comenzaron a insultar y amenazar, incluyendo cánticos antisemitas –Atlanta es tradicionalmente el equipo de la colectividad judía porteña–.

Algunos grupos de hinchas locales comenzaron a invadir el campo e intentaron ingresar al espacio ocupado por los "bohemios" –el sobrenombre de los seguidores de Atlanta–. La policía, escasa a pesar de que el partido se consideraba riesgoso por la rivalidad, comenzó a reprimir como hace siempre: mal, sin orden ni concierto, semejando otra parcialidad –otra "hinchada" – que disputa su condición de mayor o menor masculinidad. La trifulca se dispersó por las calles aledañas al estadio, con la policía "corriendo" (literal y metafóricamente) para escapar a las iras locales, dejando un saldo de algunos heridos, bastantes daños y un orgullo extendido en la comunidad: la "hinchada" había "corrido" a la policía.

Seguir leyendo »

Otra vez las cartas no, por favor

23 Comentarios

El president de la Generalitat, Quim Torra, y el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en una imagen de archivo.

Repasemos los hechos y las pruebas, que diría Grissom. Los Mossos cargan con dureza para impedir que los CDR boicoteen actos de Vox en Girona y Tarrasa. El president Torra comete el error y la imprudencia de declarar culpables a los Mossos sin ni siquiera haber oído su caso y abre una crisis en su propio Govern y con su propia policía. Para acabar de arreglarlo el mismo president Torra se va a Bruselas e invoca frívolamente una vía eslovena que divide aún más a los independentistas y siembra dudas sobre su principal activo internacional: la irrenunciable naturaleza pacífica.

Durante el puente, los CDR vuelven a actuar cortando una autopista y levantando las barreras de los peajes. Los mandos políticos y operativos de los Mossos deciden que es mejor mediar antes que cargar y negocian durante horas, hasta que se retiran los manifestantes; una decisión prudente que hemos visto en decenas de huelgas y conflictos y que parece aún más acertada cuando la presunta violencia policial está en el ojo del huracán.

De vuelta del puente, el president Torra se va de ayuno a Monserrat teniendo que comerse sus palabras y dejando que el conseller Miquel Buch se reúna con los mandos de los Mossos para disculparse, ratificar su intervención y reafirmar su confianza y su apoyo en el cuerpo.

Seguir leyendo »

Preocupante euforia por los escaños de Vox

36 Comentarios

Santiago Abascal, líder de Vox

Asistimos a una reacción inquietante por los resultados electorales en Andalucía: los 12 escaños de Vox parecen ya una mayoría simple de gobierno estatal, a completar con las derechas de PP y Ciudadanos radicalizadas. Partiendo de análisis parciales que minimizan u obvian elementos decisivos, empeñados en extrapolar a toda España lo ocurrido en los comicios andaluces. Con Vox hasta en el agua que sale por el grifo, es imprescindible racionalizar las especulaciones. Tarea ímproba en este maremágnum de voces en torre de babel. La formación ultraderechista filofascista –que lo es por más que la laven  – ha subido en votos sin duda.  Y en Andalucía. En todo lo demás abundan las teorías incompletas.

El factor fundamental para el resultado electoral andaluz ha sido la abstención. Relegar en las consideraciones que más del 41% de los electores no acudió a votar es dejar el análisis radicalmente incompleto. 400.000 votos ultras es un elevado número, 2.600.000 abstencionistas mucho mayor. Quienes faltaron a las urnas fueron votantes de izquierdas, englobando ahí a Susana Díaz lo cual es cuestionable.

Susana Díaz, además de su propia gestión, del cansancio por un gobierno del mismo partido durante 36, añadía haber sido la candidata que perdió frente a Pedro Sánchez. La que orquestó –entre otros– la defenestración del entonces secretario general en una cacería bochornosa y encima salió derrotada. ¿Cómo se puede obviar esto en los análisis?

Seguir leyendo »

Torra, dispuesto a que mueran otros

64 Comentarios

Torra acaba el ayuno de 48 horas antes de la reunión semanal del Govern

Ha situado el autodenominado valido, Quim Torra, en su preciso contexto su declaración a favor de la vía eslovena, con sus muertos y sus heridos, con sus dosis de odio masticado, con los ingredientes propios de las guerras, así duren diez días; con su selección inevitable de buenos y malos, de pureza étnica.

Lo ha hecho Torra después de que los Mossos, por consigna política, hayan dejado hacer a los CDR, en su papel sobrevenido de guardias revolucionarios de tráfico y antes de someterse a una dieta mediopensionista, clásica del enero de buenos propósitos y ahora trasladada al periodo previo a la ingesta masiva de la Navidad. Otra banalización.

Hace unos días, las protestas indignadas de médicos y universitarios catalanes, hartos de recortes y de salarios atrasados, fue despachada con tono displicente por un cargo concomitante del gobierno de Torra con una patada que condenaba a los indignados a la irrelevancia por distraer con sus minucias reivindicativas del objetivo supremo de la independencia, enmarcada así como supuesto elixir mágico, que todo lo cura, de forma taumatúrgica y sin contraindicaciones. En este caso daba igual que algunos de los cabreados portaran lazos amarillos.

Seguir leyendo »