Opinión y blogs

eldiario.es

‘Muerte en León’: anatomía de un crimen

El británico Justin Webster es el creador de esta serie documental de cuatro capítulos que se puede ver en Movistar+

Recoge los hechos del 12 de mayo 2014 con el asesinato de la presidenta de la Diputación de León, Isabel Carrasco

- PUBLICIDAD -
Foto: movistarplus.es

Foto: movistarplus.es

Las series documentales sobre delitos de sangre han logrado mucha popularidad en estos últimos años. Fenómenos como ‘Making a Murderer’ de Netflix, ‘O.J.: Made in America’ -ganó el Oscar a Mejor largometraje documental- o el podcast ‘Serial’ han conseguido enganchar a millones de personas delante de la radio y la televisión. Estos productos se convierten en una óptica excelente para mostrar las cloacas judiciales o el desarrollo social, político y cultural de la época. En España, se estrenó hace unos meses nuestra particular serie documental, ‘Muerte en León’.

El día 12 de mayo de 2014 se interrumpió la tranquila rutina de León, de unos 130.000 habitantes, cuando se ejecutaba a quemarropa a Isabel Carrasco, líder del Partido Popular de León y presidenta de la Diputación provincial, en uno de los puentes que cruzan el río Bernesga. Instantes después, Montserrat González y su hija Triana Martínez, fueron detenidas como presuntas autoras de un crimen donde se mezclan motivos políticos y personales. Un plan urdido con nocturnidad y alevosía para llevar a cabo una venganza muy íntima.

Foto: movistarplus.es

Foto: movistarplus.es

El autor de esta serie de no ficción de cuatro capítulos para Movistar+ es el director británico residente en España Justin Webster. Cuatro horas de duración en las que este experimentado documentalista intenta arrojar luz a un crimen que eclipsó la vida mediática española. Un recorrido, en mi opinión muy acertado, a través de las historias personales, el juicio y el contexto, sin caer en sensacionalismos, para mostrar un documento preciso, interesante y reflexivo.

El asesinato de Isabel Carrasco tuvo lugar en un momento donde la clase política obtenía sus índices de popularidad más bajos de la historia de la democracia, gracias a los cientos de casos de corrupción y de tropelías que inundaban -y que aún lo hacen- España de norte a sur y de oeste a este. En León, más concretamente, Isabel no pasaba por su etapa más popular. El 'caso oposiciones' y el 'caso kilometraje' salpicaron a una persona hecha a sí misma, con fuerte carácter y autoritaria que manejó a su antojo el gran poder que tenía en sus manos. La teoría dice, y más tarde se probó, que construyó una red de corruptelas y clientelismos que traería el odio de unos y la envidia de otros. Así, su personaje, creó muchas desavenencias en el seno de su partido y, a sus espaldas, se urdieron conspiraciones para desposeerla de todo su poder cuando más débil estaba.

Foto: movistarplus.es

Foto: movistarplus.es

Quizás por esto se entiende como sus asesinato, siendo algo inconcebible, fue deseado por unos y obviado por otros. Esto se puede entender porque en ‘Muerte en León’ el clima está fantásticamente retratado a través de los diferentes testimonios de la época.

La otra arista de ‘Muerte en León’ es la compuesta por Montserrat González y su hija Triana Martínez, una ejecutora y la otra cómplice, y Raquel Gago, amiga de Triana, en el papel de ayudante. A través de sus testimonios, sobre todo de las dos primeras, se intenta dilucidar los posibles motivos del crimen: odio, despecho, traición, ira, venganza, etc. La madre quiere cargar con toda la culpa mientras la hija intenta desligarse del asesinato mientras cuenta -y se jacta- de su ascenso en el partido y el enchufismo para conseguir puestos en la Diputación.

El tratamiento documental es complejo, a medida que la historia se desarrolla, e imparcial. Justin Webster da un toque objetivo a la vez que el conflicto se hace más interesante ya que se atreve a ahondar desde diferentes aristas el asesinato de Isabel Carrasco y todo lo que lo rodea; además, lanza propuestas reflexivas entre la relación difícil e invasiva del poder político y el poder judicial.

Foto: movistarplus.es

Foto: movistarplus.es

Explorar e investigar todos los puntos de vista trae consigo una visión sobrecogedora de la realidad. Webster intenta que en ‘Muerte en León’ el espectador sea parte activa del relato realizando importantes hipótesis que remueven la conciencia. Poniendo en tela de juicio los estamentos judiciales, políticos y policiales. De hecho, como se comprueba al final del documental, la investigación queda en entredicho e incluso llega a poner sus ‘peros’ del uso del jurado popular en un juicio de tal calado.

La labor periodística es envidiable y más en un país que necesita mucho de ella, ya que visto lo visto, hay que ejercer un control férreo sobre la clase política y sus tejemanejes. ‘Muerte en León’ es la deconstrucción de un crimen pero, sin duda, es un documento reflexivo que va a interesar a todo el mundo, incluso a los menos apegados a la crónica de sucesos. Porque este documental aspira a dar un pasito más en su calidad narrativa y textual.

‘Muerte en León’, es una joya documental de nuestro país. Tanto si has visto como si no ‘Making a Murderer’ o ‘O.J.: Made in America’ -muy recomendadas-, esta serie hay que verla porque es testimonio vivo de nuestra historia más actual. Se encuentra en el catálogo de Movistar+.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha