eldiario.es

Menú

eldiarionorte Cantabria eldiarionorte Cantabria

ENTREVISTA | José Félix Tezanos (PSOE)

"Es muy posible que la tendencia ascendente del PSOE en las encuestas se profundice con el tiempo"

"El PSOE es el partido que menos rechazo suscita y eso abre un camino de mucha potencialidad", afirma el veterano dirigente socialista

"Ojalá Podemos evolucione del 'realismo mágico' a una etapa de 'realismo realismo'", responde ante un hipotético pacto entre ambas formaciones

Tezanos aboga porque el Congreso estudie una reforma de la Ley Electoral que el procedimiento de elección del presidente del Gobierno sea a dos vueltas

42 Comentarios

- PUBLICIDAD -
José Féliz Tezanos. | PSOE

José Féliz Tezanos. | PSOE

José Félix Tezanos (Santander, 1946), doctor en ciencias políticas y sociología, es una de las personas de máxima confianza del 'renacido' Pedro Sánchez. El líder del PSOE le ha dado los galones de la Fundación Pablo Iglesias en detrimento del 'susanista' Alfonso Guerra y también lo ha sentado en la mesa de la Comisión Ejecutiva como responsable del Área de Estudios y Programas.

"He apoyado a Pedro Sánchez desde el primer periodo en que fue secretario general. Me pareció que su posición era la que había que defender en un momento en el que el partido estaba en una fase muy terminal, decaído, y veía que reivindicaba muchas de las cosas que yo había defendido", explica este veterano dirigente, que ve el futuro del partido con optimismo y que achaca el repunte del PSOE en los sondeos a "la credibilidad que despierta Sánchez" y al "fondo" de sus propuestas. 

En los últimos días y semanas se han publicado varias  encuestas y todas ellas coinciden en que el PSOE ha subido varios puntos en intención de voto. ¿A qué lo achaca?

Creo que las primarias, en las que Pedro salió elegido con notable diferencia y con muchas fuerzas en contra, han sido un revulsivo. Por primera vez hemos visto en la calle que Pedro es un líder que despierta credibilidad. En segundo lugar, hay una propuesta que hemos llamado ‘La socialdemocracia del siglo XXI’, en la que hemos tomado el toro por los cuernos planteando soluciones a los grandes retos que tenemos en estos momentos. Eso es lo que tenemos que hacer si queremos sintonizar con la sociedad.

¿Aprecia brotes verdes en el socialismo español?

Lo importante de las encuestas es que hay una tendencia ascendente del PSOE, una tendencia descendente del PP y de Podemos y un estancamiento de Ciudadanos. En ese panorama dinámico, es muy posible que la tendencia ascendente del PSOE se mantenga y se vaya profundizando con el tiempo a medida que muchos ciudadanos entiendan no sólo las formas -la emoción que supuso la candidatura de Pedro- sino el fondo, que hay un proyecto de sociedad muy serio debajo.

¿Cuál son esas propuestas?

Son varias. La primera y principal es que hay que revertir las involuciones que se han producido en el Estado de Bienestar, sobre todo en el ámbito de la Educación y la Sanidad; hay que conseguir administraciones más eficientes y evitar que la Educación se convierta en frontera para muchas personas, que haya verdaderamente igualdad de oportunidades.

El segundo aspecto tenemos que atajar el desempleo, y especialmente el juvenil. Una parte del paro que tenemos hoy en día obedece a la crisis pero otro a la transformación del trabajo y, por tanto, las políticas tienen que adecuarse a esas transformaciones. Y luego para que la economía tenga dinamismo y exista una demanda solvente es fundamental que los trabajadores tengan un salario digno.

Otro factor es la voluntad de democratizar todos los procesos políticos. El PSOE ha emprendido un camino muy democrático, asumiendo los criterios más exigentes de los organismos internacionales de transparencia. Ahora ser afiliado del PSOE te da la oportunidad de participar en decisiones muy importantes. Y la voluntad es que esto se extienda también a los simpatizantes.  

"Un país que no ofrece un futuro a las nuevas generaciones es un país que está en fallo sistémico"

Al mismo tiempo, esas mismas encuestas también reflejan que la fragmentación del Congreso…

No necesariamente.

Una mayoría parlamentaria sí que parece difícil de alcanzar.

No lo sé, estamos hablando de tendencias. ¿Hasta dónde va a llegar la tendencia del PP que se enfrenta a un ciclo político y de reputación complejo? ¿Hasta qué punto Podemos va a seguir retrocediendo? ¿Hasta dónde tiene el PSOE espacio para recuperar? Hay que recordar que el Partido Socialista es un partido que tenía un espacio electoral muy amplio, y ahora todas las encuestas coinciden en que es el partido que menos rechazo suscita, es decir, que hay menos gente que dice que nunca votaría al PSOE. Y eso no sucede con el PP ni con Podemos. Eso abre un camino de mucha potencialidad.

Lo que sí es poco probable a corto plazo, tal y como están las cosas, es que se puedan obtener mayoría absolutas. Ahí está la lógica del pacto y del acuerdo.

En ese sentido,  ¿el PSOE y Podemos están condenados a entenderse si se quiere un Gobierno de izquierdas?

Esa es una pregunta que habría que hacer a Podemos, ¿no? Hasta ahora sabemos que no lo han hecho y que tienen un planteamiento que está dando lugar a que a veces su electorado se encuentre ante acontecimientos que no entienden. Ojalá que evolucionen, y desde luego hay sectores de Podemos que evolucionan. Pero tienen que pasar de una etapa de, un poco irónicamente y sin ánimo de ofender, yo calificaría de “realismo mágico” a una de “realismo realismo”. Es decir, entender las exigencias de la política, de la concreción, de la necesidad de rigor, de una capacidad real de entendimiento… Pero hoy por hoy anticipar los escenarios es muy complejo.

Probablemente, en un panorama con esta complejidad lo que debería hacer el Congreso es estudiar los procedimientos que existen en otros lugares que puedan garantizar que haya gobiernos estables. Es decir, puede haber modificaciones en la Ley Electoral para reflejar mejor la voluntad de los ciudadanos. Y tiene que haber reformas sobre el procedimiento de la elección del presidente del Gobierno.

¿Hacia qué modelo?

Hay comunidades autónomas como el País Vasco o Asturias que ya tienen establecido que con un mínimo de diputados que te apoyen, cualquiera puede presentar una propuesta de Gobierno. De este modo podría haber varios candidatos, habría una votación y podría haber una segunda vuelta con los dos precandidatos con más votos, de forma tal que en esa segunda votación la elección es uno u otro y siempre habría gobierno y no pasaríamos por la vergüenza de estar casi un año sin gobierno. Y si el gobierno no sale por mayoría sabe que tiene que buscar el consenso en una serie de leyes, y eso puede ser bueno para generar grandes consensos de cara a la necesaria reforma educativa o a alcanzar consensos en la política salarial, por ejemplo.

Hasta ahora, durante más de treinta años, hemos tenido un escenario, y hoy hay más diversidad de fuerzas porque la sociedad es más compleja, hay sectores juveniles que no se sienten bien representados...

¿Tiene el PSOE en su agenda presentar una iniciativa a este respecto?

El PSOE está por el encuentro y el debate, y todo lo que implique reformas constitucionales entiendo que hay que sacarlo por consenso. En este momento ya se está estudiando la reforma electoral, a la que también hay que incorporar el abaratamiento de las campañas, que pueda haber más debates en los medios… Desde luego el PSOE irá planteando propuestas en los temas nucleares, como la política de rentas o el desempleo juvenil, en lo que interesa a la inmensa mayoría de la población, y tenemos que conseguir que tengan el eco debido en los medios y en los debates parlamentarios.

Ha hecho constantes referencias a la situación de la juventud. Me da la sensación de que en el PSOE entienden que es fundamental recuperar su confianza para recuperar el espacio perdido.

No se trata de recuperar la confianza sino de que tenemos que entender que la situación de exclusión laboral de los jóvenes se ha convertido en el problema número uno de España. Un país que no ofrece un futuro a las nuevas generaciones es un país que está en fallo sistémico. Hay una situación desesperada. La gente menor de 35 años en edad laboral, más del 70% está en paro o tiene un trabajo tan precario que no les da para vivir por su cuenta. Eso da lugar a fenómenos en cadena que son gravísimos. Una sociedad que da la espalda a los jóvenes es una sociedad que no se merece tener futuro.

¿Cómo cree que acabará la convocatoria del referéndum en Cataluña?

Cuando hay crisis florecen los nacionalismos. En Cataluña la cosa tiene que terminar de la única manera que es factible, que es con una comisión parlamentaria, sentándose todos y viendo cuál es la propuesta que lleva cada uno, como se hizo la Constitución del '78. Tiene que ser la vía civilizada, y también que tenga encaje en Europa porque si no, posiblemente genera mucho entusiasmo momentáneo, puede suponer condenar a situaciones muy frustrantes y muy precarias económicamente a muchas personas en el futuro. Creo que al final las cosas entrarán en razón.

¿Mariano Rajoy acabará la legislatura como presidente del Gobierno?

Está sufriendo un desgaste muy considerable. En las encuestas es el líder que tiene peor valoración, está en el dos y pico. Ese descrédito es poco habitual en Europa…

Pero aún así sigue siendo el partido con mayor intención de voto.

Relativamente. En voto primario y en voto más simpatía, el primero ya es el PSOE. Eso hay que tenerlo claro. Lógicamente, él está sufriendo un proceso de desgaste muy notable. Y luego la agenda judicial que tienen por delante es terrible. También en el tema de Cataluña va a tener un desgaste importante; ha tardado mucho en entender que es necesario acordar, pactar, hablar… Y aunque ha habido desafíos muy grandes, hay que mantener siempre la perspectiva de resolver las cosas por consenso y no por conflicto, porque en los conflictos todo el mundo pierde.

Por último, me gustaría preguntarle por la situación del partido en Cantabria, con la destitución del consejero de Educación y otros dos cargos del Gobierno y la división interna tras la victoria del ‘sanchista’ Pablo Zuloaga en las primarias. Usted estuvo en el Congreso regional celebrado en julio.

Yo he visto mucho entusiasmo, mucha participación, mucha gente joven, el secretario general es de otra generación, llega con entusiasmo… Entonces una vez que se produce un proceso tan transparente como fueron las primarias y un Congreso en el que también hubo una mayoría muy notable y en el que hubo esfuerzos de integración de otros sectores, es evidente que la dinámica política la tiene que marcar la nueva dirección. Todo el mundo tiene que estar dispuesto a aceptar esta nueva realidad. Es importante que el ciudadano vea que después de un proceso de primarias y de un congreso lo que hay es capacidad de innovar, de cambiar. En política tan importante es saber ganar, de hacerlo sin soberbia, como saber perder. Todavía tenemos que hacer mucha meditación no sólo en Cantabria sobre perder con dignidad y estar dispuestos a colaborar. Creo que lo que ahí hay que hacer es dar tiempo al tiempo.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha