Los asuntos ingresados en los juzgados cántabros crecieron un 2,8% en 2019 pero se resolvió un 5,6% más

Juzgados de Castro Urdiales.

Los juzgados de Cantabria recibieron en 2019 un 2,8% de asuntos más que el año anterior pero se resolvieron un 5,6% más que en 2018, según los datos de la Memoria Judicial del Tribunal Superior de Justicia de Cantabria (TSJC), elaborada durante el estado de alarma y aprobada a finales de mayo.

Según esta Memoria, cuyos datos han sido facilitados en un comunicado por el TSJC, en 2019 el conjunto de los órganos judiciales de Cantabria registró 78.217 asuntos, resolvió 77.094 y al finalizar el periodo seguía tramitando otros 28.773.

Los asuntos ingresados durante el pasado año crecieron un 2,8%respecto a 2018, de modo que la tasa media de asuntos por cada miembro de la carrera judicial fue de 1.029, también un 2,8% más que un año antes.

Los asuntos resueltos aumentaron un 5,6% y la tasa de resolución, que es la que pone en relación los asuntos que se resuelven con los que ingresan, se situó en el 0,99, lo que, según el TSJC, significa que los jueces de Cantabria dieron salida "a una cantidad de asuntos similar a la de los que iban entrando".

Durante el pasado año, estos jueces dictaron un total de 23.443 sentencias y 31.939 autos, mientras que los letrados de la Administración de Justicia firmaron 20.957 decretos.

La media de sentencias dictadas por cada miembro del colectivo judicial fue de 308,46, lo que supone un incremento del 8,7 por ciento respecto a las dictadas de media en 2018.

Además, las sentencias dictadas y recurridas fueron menos en 2019 que un año antes. Así mientras que la pasada anualidad se presentó recurso en el 17,7 por ciento de las resoluciones finales dictadas, en 2018 las recurridas representaron el 19,2 por ciento del total de las dictadas.

La duración media de los procedimientos al finalizar 2019 era de 4,4 meses en la primera instancia y de 3,7 meses en la segunda.

Al poner en relación el total de asuntos por resolver -los que ya estaban en los juzgados al comienzo del periodo y los nuevos que entran en el trimestre- con los que se resolvieron, Cantabria se encontraba al finalizar 2019 "entre las que menos congestión tenían" del país, con una tasa de 1,37 frente a la media española de 1,46".

Esta "baja" congestión, que se observa en todas las jurisdicciones, contrasta con la alta tasa de litigiosidad, que pone en relación los asuntos presentados en el territorio con la población, y que durante el pasado año se situó en Cantabria en 134,6 asuntos por cada mil habitantes, por encima de la media española, que fue de 133,5.

Y es que la comunidad autónoma fue, un año más, la segunda con mayor tasa de litigiosidad civil a lo largo de 2019, con un total de 61,6 asuntos por cada mil cántabros -3,5 asuntos más que en 2018-, frente a la media nacional, que se situó en 50,7 pleitos de este tipo por cada mil españoles.

Etiquetas
Publicado el
5 de agosto de 2020 - 16:44 h

Descubre nuestras apps

stats